Detienen a dos militares por su responsabilidad en ataque de las Farc en el Cauca

Junio 24, 2015 - 12:00 a.m. Por:
Elpais.com.co
Detienen a dos militares por su responsabilidad en ataque de las Farc en el Cauca

La emboscada fue realizada por la columna móvil Miller Perdomo de las Farc, en la que murieron diez militares, en Buenos Aires, Cauca.

Los detenidos son un sargento y un cabo del Ejército, a quienes los investigan porque habrían violado los protocolos de seguridad, lo que facilitó que las Farc atacara al pelotón en Buenos Aires, Cauca, el 15 de abril.

Un juez penal militar investiga a un sargento y un cabo, comandantes de las unidades militares emboscadas por las Farc en abril pasado en la vereda La Esperanza, en Buenos Aires, Cauca.

Según fuentes del Ejército, los dos militares, le habrían mentido a sus superiores sobre la ubicación en la que se encontraban el día del ataque registrado el pasado 15 de abril.

Lea también: Diez militares muertos deja ataque de las Farc en zona rural del Cauca

La fuente militar reveló que en los programas radiales que los comandantes de los pelotones tenían con el comandante del batallón, el cabo y el Ejército entregaron coordenadas diferentes del sitio de ubicación.

Al parecer, por comodidad los militares decidieron refugiarse en el polideportivo de La Esperanza, pero sus superiores pensaban que estaban en otro sitio de la zona.

La investigación de la Justicia Penal Militar ha arrojado que los militares, presuntamente, violaron los protocolos de seguridad, al no tomar ninguna medida, lo que favoreció que las Farc los sorprendieran.

Asimismo, se reveló que sus superiores les habían informado sobre movimientos de las Farc en la zona rural de Buenos Aires,Cauca, por lo que les habían pedido estar alertas.

Entre las evidencias que se tienen en el proceso se encuentran las grabaciones de los programas radiales con el comandante del batallón.

En mayo pasado, la Procuraduría abrió una investigación disciplinaria contra nueve de nueve militares, entre ellos el cabo y el sargento,  por el ataque de las Farc que terminó con la muerte de diez uniformados.

La Procuraduría investiga si en este caso el mando militar pudo haber sido responsable, por omisión, del ataque con explosivos y granadas.

Según el ente, al parecer no se tuvieron en cuenta las mínimas normas de precaución en una zona roja y si los encargados mintieron  cuando fueron cuestionados sobre lo que sucedió el día del ataque de la guerrilla. 

El sargento y el cabo se encuentran recluidos en el batallón Codazzi de Palmira.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad