Destituyen siete militares por el asesinato de tres menores en Tame

Noviembre 03, 2010 - 12:00 a.m. Por:
Colprensa l Elpais.com.co

La decisión se tomó como resultado de las indagaciones adelantadas por una comisión de investigaciones encabezada por el segundo comandante y jefe del Estado Mayor del Ejército Nacional, mayor general Ricardo Vargas Briceño.

Un oficial del Ejército investigado por participar en el asesinato de tres hermanos, entre ellos una niña que fue violada, fue puesto ayer a disposición de la Fiscalía y otros seis militares fueron destituidos por fallas en los procesos de control y mando del personal en Tame, Arauca, donde ocurrió este hecho. Así lo dio a conocer ayer el comandante de las Fuerzas Militares, general Edgar Cely, quien explicó que la decisión se tomó debido a que existen indicios de que estos militares habrían tenido alguna responsabilidad en el crimen. “Esto nos duele, pero no se le ocultará al país porque no vamos a ser tolerantes con las violaciones de los derechos humanos”, declaró el Comandante.Los relevados de su cargo fueron el coronel Germán Belalcázar, coronel James Pineda, mayor James Granados y el subteniente Raúl Muñoz, quien fue remitido a la Fiscalía y era el jefe directo de la tropa que estuvo en el sitio del crimen.Además fueron relevados los suboficiales sargento Luis Giovanni Torrijos, cabo Juan Esteban Sánchez y el cabo Robinson Castro.La decisión de destituir a los siete militares fue “unánime” de la junta asesora de generales y almirantes.Por estos hechos la Fiscalía investiga a unos 60 militares de dos batallones que operaban cerca del lugar donde se produjo el crimen. Los tres menores, de 14, 9 y 6 años, aparecieron degollados y con signos de tortura en una fosa común, situada a 100 metros de donde estaban los militares adscritos a la Octava División del Ejército.Su padre, Jose Álvaro Torres, señaló desde el primer momento como responsables a los militares que estaban en la zona. “Esta destitución es una muy buena noticia para mí y lo que espero es que sean castigados, que sean sacados a la luz pública y castigados por las leyes”.Según las primeras indagaciones, la desaparición de los niños coincidió con la retirada de esta brigada móvil del Ejército que se había establecido días antes en la zona.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad