Desmovilizados sufren estigma de su pasado en Colombia

Diciembre 06, 2010 - 12:00 a.m. Por:
Agencia AP

La falta de empleo, de aceptación de las familias y el temor de represalias son algunas de las situaciones que afectan a los hombres que dejan las bandas criminales.

A Colombia le queda mucho trabajo por hacer en el área de la desmovilización de miembros de grupos armados ilegales y aunque este año al menos 2.000 personas han dejado las armas, un problema grave es la estigmatización que sufren al reincorporarse a la vida civil.Este unos 1.900 miembros de las Farc y unos 300 del también del Ejército de Liberación Nacional, ELN, han dejado las armas, dijo Alejandro Eder, alto Consejero para la Reintegración, en una sesión pública de trabajo.Pero "todavía nos falta mucho por reintegrar en Colombia...se estima que quedan 7.900 hombres de las Farc y 1.300, aproximadamente, del ELN, esos son hombres en armas", agregó.Además, los desmovilizados no logran volver a ser parte de la comunidad, indicó el funcionario. Tienen dificultades en encontrar empleos formales, ser aceptados en el seno de su hogar, pero especialmente viven con temor a ser víctimas de represalias por su pasado.Con un psicólogo para cada 120 desmovilizados se realiza un proceso de reintegración que dura alrededor de cuatro a cinco años, lapso en que reciben del gobierno cada mes un máximo de unos 400.000 pesos (unos 200 dólares) para ayudarlos a sostenerse. Además hay programas de estudios tecnológicos.La mayor parte de las desmovilizaciones, especialmente de los grupos paramilitares, se dieron por grupos durante el gobierno del ahora ex presidente Alvaro Uribe (2002-2010). Los militantes de las Farc que han depuesto las armas, en su mayoría lo han hecho individualmente.Según datos de la Comisión Nacional de Reparación y Reconciliación (CNRR), al menos 15,5% o unos 6.000 personas de los desmovilizados --tanto del paramilitarismo como de las guerrillas -- han reincidido cometiendo diversos delitos."Esto es una sola segunda oportunidad, los desmovilizados que vuelvan a reincidir se van para la cárcel y pierden todos los beneficios del proceso de reintegración... al menos 6.600 desmovilizados han sido capturados por haber cometido un crimen con posterioridad a su desmovilización", afirmó Eder.

CONTINÚA LEYENDO
Publicidad
VER COMENTARIOS
Publicidad