Defensoría del pueblo rechaza escalada de ataques de las Farc

Octubre 12, 2013 - 12:00 a.m. Por:
Elpais.com.co | Colprensa

La Defensoría afirmó que es necesario que haya una mayor presencia de la Fuerza Pública y que se adopten acciones preventivas por posibles desplazamientos masivos.

La Defensoría del Pueblo realizó este sábado un llamado a las autoridades para que no se descuide a la población civil, en medio de los ataques de las Farc que se desarrollan en 10 departamentos desde hace una semana. Según la entidad, existe una necesidad de que haya una mayor presencia de la Fuerza Pública y que se adopten acciones preventivas por posibles desplazamientos masivos, debido al temor de los pobladores ante las amenazas de los actores armados. El llamado se realiza, señaló la Defensoría por medio de un comunicado, después de que las acciones de la guerrilla hayan dejado en la última semana un menor muerto en Pisba (Boyacá); una docente herida en el corregimiento Las Mercedes en Sardinata (Norte de Santander); y un policía muerto, seis uniformados y otros dos civiles lesionados en el norte de Antioquia, Meta, Chocó, Putumayo, Guajira, Cauca y Nariño. El organismo expresó que el menor que murió en Boyacá fue víctima de una explosión de un artefacto activado por miembros del frente 38 de las Farc en la finca de sus padres. Por su parte, la mujer que resultó herida en Norte de Santander fue herida luego de un hostigamiento con armas no convencionales contra el centro urbano de Las Mercedes por parte de miembros del frente 33 de las Farc. La Defensoría también advirtió que en los municipios de Murindó, Vigía del Fuerte, Bojayá y Medio Atrato, del departamento del Chocó, se estaría desarrollando un paro armado por parte de las Farc. Esta situación estaría impidiendo la circulación de vehículos desde Quibdó a Medellín y Pereira. En su reporte, la entidad llama la atención a la situación que vive el municipio de Tumaco (Nariño) en donde hay una suspensión indefinida del servicio eléctrico, debido a la voladura por parte de las Farc de tres torres de energía en la vereda La Gauyacana. Además, manifiesta que algunas áreas en la zona donde fueron derribadas las torres estarían minadas. Ante este panorama, el defensor del Pueblo Jorge Armando Otálora señaló que "el Derecho Internacional Humanitario es contundente al pedir el respeto a la vida e integridad de la población civil". Por esta razón, le pidió tanto como a la Fuerza Pública como a los grupos ilegales que tengan en cuenta que "la vida e integridad de los civiles están por encima de cualquier diferencia política e ideológica".

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad