Criminalidad en Cali disminuiría desde febrero gracias al plan de seguridad y convivencia ciudadana

Criminalidad en Cali disminuiría desde febrero gracias al plan de seguridad y convivencia ciudadana

Enero 06, 2012 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País
Criminalidad en Cali disminuiría desde febrero gracias al plan de seguridad y convivencia ciudadana

El Comandante de la Policía Metropolitana de Cali aseguró que está a la espera de que le aprueben un aumento de 800 hombres para la ciudad.

Se requiere una inversión de $300 mil millones. Alcalde anuncia plan desarme, en casos especiales.

Para finales de febrero estaría listo el plan integral de seguridad y convivencia ciudadana que tendrá la misión de reducir la criminalidad en Cali. El anuncio se hizo luego del primer consejo de seguridad que fue presidido por el nuevo alcalde Rodrigo Guerrero y en el que estuvieron presentes la Secretaría de Gobierno, Policía Metropolitana, Tercera Brigada del Ejército, Medicina Legal, CTI y el Instituto Cisalva. De acuerdo con el secretario de Gobierno de Cali, Carlos José Holguin, el plan maestro de seguridad para la capital del Valle tiene cinco ejes: la prevención social en zonas de alto riesgo, el fortalecimiento de la justicia, una mayor presencia de la Policía, la promoción de una cultura de la legalidad y el aumento de la responsabilidad ciudadana.El comandante de la Policía de Cali, general Fabio Alejandro Castañeda, explicó que la aplicación del plan cuesta cerca de $300.000 millones que deberán financiarse con recursos del Ministerio de Defensa, la Gobernación del Valle, la Alcaldía e, incluso, con el aporte de particulares. “Esperamos en febrero presentar oficialmente al Concejo esta estrategia que hace parte del Plan Nacional de Seguridad y que fue adecuado a cada región, por ahora estamos avanzando en la socialización del proyecto”, indicó.Uno de los principales retos de este plan, que se presentaría el próximo mes en una visita del presidente Juan Manuel Santos, es reducir la tasa de homicidios en Cali, que hoy está en 81 muertes violentas por cada cien mil habitantes. Y es que el 2011 terminó con 1.870 asesinatos, 45 más que en el 2010. Entre tanto, el alcalde Guerrero anunció que todos los jueves se llevará a cabo, a las 7.30 a.m., un consejo de seguridad para revisar los datos que tienen todas las entidades de los hechos violentos de cada semana. “A partir de esos datos tomaremos decisiones preventivas. Tenemos que actuar coordinadamente”, enfatizó.Aplicación del plan desarme La prohibición al porte legal de armas se aplicará en Cali en fechas especiales, que supongan un riesgo mayor frente a hechos violentos. “Lo vamos a mantener así, mientras se discute a nivel nacional cómo deberá ser el control de las armas”, indicó Guerrero.El mandatario local recordó que la capital del Valle fue la primera ciudad del país en adoptar la medida. “Lo hicimos hace 20 años y los estudios han demostrado que cuando se tiene este control, la criminalidad disminuye sustancialmente”. Guerrero se declaró, una vez, partidario de que ningún ciudadano esté armado. Por su parte, el comandante de la Tercera Brigada del Ejército, el general Ricardo Jiménez Mejía (quien tiene la facultad de tomar esta decisión), afirmó que por el momento no ve viable que la medida se aplique de forma permanente, pero sí dijo estar a favor de emplearla en celebraciones específicas, como partidos de fútbol, elecciones, entre otras. Entre tanto, Guerrero dijo estar de acuerdo en que sean los alcaldes quienes puedan prohibir o no el porte legal de armas.Guerrero insistió en su propósito de reducir la criminalidad y aseguró que se gestionarán recursos ante los fondos nacionales de seguridad. “Vamos a convertir a Cali en un ejemplo de todo lo que se puede hacer con voluntad política”.En cuanto al aumento del pie de fuerza, el general Castañeda informó que está a la espera de que le aprueben un incremento de 800 hombres, que estarían llegando a la ciudad a lo largo de todo el año.Estos son los temas más importantes que se abordaron en la primera reunión de seguridad del 2012.Toque de queda a menoresAunque las autoridades locales calificaron como importante la propuesta del toque de queda para menores de edad, advirtieron que aún es difícil aplicarla en Cali, debido a la falta de albergues para trasladar a los jóvenes. En ese sentido, se acordó analizar la iniciativa la próxima semana. “La idea es focalizarla en los sectores de mayor riesgo y aplicarla temporalmente, pero aún no se ha aceptado”, declaró el Alcalde de Cali.El secretario de Gobierno, Carlos José Holguin, informó que se reunirá con el Instituto de Bienestar Familiar (Icbf) para coordinar cómo sería la logística de la medida y cuáles serían las sanciones a la violación de la norma. Por su parte, el comandante de la Policía Metropolitana de Cali, el general Fabio Alejandro Castañeda, manifestó que se está estudiando la posibilidad de utilizar las sedes de algunos colegios y polideportivos como albergues para llevar a los menores. “Estos sitios no se utilizan de noche y creemos que se pueden adecuar para unos 100 ó 200 menores. Cada uno deberá tener una sala de computación para registrar a cada joven que llegue”.Vigilancia con videocámarasUno de los compromisos que hizo ayer el Gobierno local, luego de su primer consejo de seguridad, fue la reparación de cerca de 200 videocámaras que actualmente no funcionan. El general Castañeda informó que Cali tiene 268 cámaras, de las cuales sólo 68 están en buen estado. En ese sentido, el Secretario de Gobierno aseguró que en abril todas estarían funcionando e indicó que se está preparando un proyecto con el Fondo de Vigilancia y Seguridad del Ministerio del Interior para contar con otras 240, “ es decir, que de aquí a diciembre terminaríamos con 500 en toda la ciudad”.Según el alcalde Guerrero, también se espera contar con las cámaras que tiene el MÍO, las empresas privadas y algunas industrias en varios puntos de la ciudad. “Queremos proponerles que acepten que la información de estos aparatos llegue a un centro de monitoreo de la Policía”, dijo el Alcalde. Según las autoridades locales, la capital del Valle, debido a su tamaño y a su crítica situación de violencia, debería contar con unas 1.000 videocámaras.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad