Consternación en Trujillo por asesinato de una mujer de 68 años

Consternación en Trujillo por asesinato de una mujer de 68 años

Febrero 08, 2013 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País Tuluá
Consternación en Trujillo por asesinato de una mujer de 68 años

La comunidad de Trujillo, Valle, denunció que en este municipio se están repartiendo panfletos que anuncian un 'plan pistola' para asesinar a los miembros de bandas criminales que operan en la localidad.

El crimen de la mujer fue rechazado por la Asociación de Familiares de las Víctimas de los Hechos Violentos de Trujillo, la cual pidió que se investiguen los responsables del hecho.

Consternados se encuentran los habitantes del municipio de Trujillo, en el centro del Valle del Cauca, ante el asesinato de una mujer de 68 años que era muy querida en esa población.El homicidio se registró este jueves a las 9:00 a.m., dentro del Parque Recreacional de ese municipio, localizado en el barrio San Jorge, sobre la vía que conduce al corregimiento de Venecia. La víctima fue identificada como Alba Mery Chilito, natural de El Tambo, en el departamento del Cauca, pero que desde hacía cuarenta años vivía en Trujillo. A pesar de que la mujer fue asesinada dentro del parque recreacional, en donde tenía un negocio de comida, no hay testigos del crimen. Por el momento se sabe que los sicarios le propinaron cuatro disparos con una pistola calibre nueve milímetros.El asesinato de la mujer fue rechazado por la Asociación de Familiares de las Víctimas de los Hechos Violentos de Trujillo, la cual a través de un comunicado describió a la mujer como una "luchadora incansable en AFAVIT y en la defensa de los derechos humanos, recta, trabajadora, de gran resistencia". La organización denunciará el hecho ante la comunidad internacional y exigió a las autoridades colombianas que no quede en la impunidad, "como la mayoría de los casos de AFAVIT". De acuerdo con la asociación de víctimas de esta masacre, Alba Mery denunció la semana pasada ante la Personería de Trujillo que unos hombres la habían amenazado en su puesto de trabajo, con el cual sostenía a su nieto de 9 años.La mujer fue una de las víctimas de la masacre de Trujillo, registrada hace 20 años, cuando cuatro de sus familiares -entre ellos su hija- fueron desaparecidos y posteriormente asesinados. Este hecho se suma al homicidio de Jairo Cárdenas, un agricultor de 52 años que fue asesinado en esa población cuando se dirigía a su casa. Según los habitantes de Trujillo, estas personas no se metían en problemas, por lo que les parece muy extraños los homicidios. "Mi hermano era cristiano y de sanas costumbres", manifestó Azarías Cárdenas.Precisamente, el asesinato de estos ciudadanos del común prendió las alarmas de los habitantes de Trujillo, toda vez que desde la semana pasada empezó a circular en varios sectores de esa localidad un panfleto amenazante en donde se anuncia un plan pistola.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad