Concejales de Bugalagrande denunciaron amenazas de muerte

Diciembre 26, 2013 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País Tuluá

De acuerdo con varios ediles, las amenazas se deben a la negación de aprobar un proyecto que el Alcalde de la ciudad propuso sobre vigencias futuras.

Seis concejales de Bugalagrande denunciaron que fueron amenazados de muerte, supuestamente porque se negaron a aprobarle al alcalde de ese municipio, Carlos Alberto Taguado Trochez, un proyecto de Acuerdo de vigencias futuras. La iniciativa de la Administración Municipal tenía como objetivo garantizar los recursos para construir un puente en concreto en el sector de La Bamba, precisamente en donde el pasado lunes una creciente del río Bugalagrande acabó con un puente peatonal. Según el concejal, Mauricio Jiménez, uno de los afectados, él y los ediles Jhon Sánchez, Luis Fernando Arbeláez, Carlos Alberto Calderón, Carlos Restrepo y Mauricio Zorrilla, están siendo objeto de amenazas en contra de sus vidas. “El 24 de diciembre, a las 8:30 p.m. recibimos el primer mensaje de texto en donde nos decían que nos íbamos a morir porque supuestamente nos estábamos atravesando en ese proyecto”, indicó con preocupación el concejal Jiménez. En el mismo sentido se pronunció el edil, Luis Fernando Arbeláez, quien dijo que una vez pusieron en conocimiento de la Policía esa situación, recibieron un segundo mensaje, el 25 de diciembre hacia la 1:00 p.m., “lo que nos dejó seriamente preocupados”. De acuerdo con los concejales, la razón de esas amenazas es porque ellos se opusieron al proyecto de Acuerdo que presentó la Administración Municipal, a finales de noviembre, en donde se contemplaba la aprobación de unos recursos del orden de los $ 3.000 millones para realizar unos estudios para la construcción de un puente sobre el río Bugalagrande y la ejecución de otras obras en el Municipio como la pavimentación de algunas vías y unos trabajos que se requieren en el coliseo. “Ese proyecto no lo aprobamos porque le encontramos unos vacíos jurídicos”, indicó el concejal Arbeláez.

CONTINÚA LEYENDO
Publicidad
VER COMENTARIOS
Publicidad