Comenzó en Bogotá y Antioquia demolición de casas usadas como 'ollas' del microtráfico

Comenzó en Bogotá y Antioquia demolición de casas usadas como 'ollas' del microtráfico

Abril 11, 2014 - 12:00 a.m. Por:
ElPaís.com.co | Resumen de agencias.
Comenzó en Bogotá y Antioquia demolición de casas usadas como 'ollas' del microtráfico

En la foto: el presidente de la República Juan Manuel Santos; el alcalde encargado de Bogotá, Rafael Pardo; el ministro de Defensa, Juan Carlos Pinzón; y el director de la Policía, general Rodolfo Palomino en la primera demolición de las ollas en Bogotá.

En la localidad de Suba, en Bogotá se realizó el procedimiento en compañía del presidente Juan Manuel Santos y en Antioquia se realizó en el municipio de La Ceja.

Este viernes, a primera hora de la mañana comenzaron en Bogotá y Antioquia las primeras demoliciones de casas usadas para expendio de drogas, como parte de la propuesta del presidente Juan Manuel Santos para acabar con este negocio ilegal.En Bogotá, el Presidente, en compañía del alcalde encargado de la Capital, Rafael Pardo; el ministro de Defensa, Juan Carlos Pinzón; y el director de la Policía, general Rodolfo Palomino, asistieron a la demolición de la primera 'olla' ubicada en la localidad de Suba.La 'olla' funcionaba por el sector de la calle 127B con carrera 95, por el sector de San Cayetano.“Este predio lleva cinco allanamientos desde el 2008. Los delincuentes vuelven a tomarse el lugar para el expendio de drogas y otras actividades ilícitas”, dijo Santos.El operativo comenzó hacia las 7:00 a.m. Allí, maquinaria pesada derribó una de las primeras ‘ollas’ que Santos anunció serán destruidas en todo el país. Tan solo en Bogotá se ordenaron ocho demoliciones de expendios del narcotráfico en las localidades de Kennedy, Usme y Suba."Acabamos de destruir una casa donde se expendían drogas y, en el caso específico de esta localidad (Suba), le he pedido al señor alcalde que consulte con la alcaldía local y con los vecinos... para ver qué uso le quieren dar a esta propiedad", agregó el Mandatario.Durante la demolición, Santos le pidió al alcalde Mayor (e) Rafael Pardo, que en un trabajo conjunto con la alcaldía local reúnan a los ciudadanos y que gesten un proyecto en el predio. "Algunos vecinos me dicen que de pronto un comedor comunitario, otros que un hogar infantil, pero quiero que sean todos los que decidan", indicó el Mandatario. De acuerdo con las cifras entregadas por Santos, se han identificado al menos 322 de esos expendios de drogas en todo el país “y al analizar su situación, hemos determinado que se deben derrumbar, pues así vamos a poder darle a la raíz de esas mini estructuras de narcotráfico que están causando tanto daño”, indicó.Según el Presidente, ya todos los comandantes de Policía del país tienen la orden de destruir estos sitios.El general Jorge Nieto, comandante de Seguridad Ciudadana de la policía, dijo que "este año van 278 capturas e incautadas 149.000 dosis de marihuana, bazuco y cocaína". Agregó que "con la demolición de estas casas se pretende principalmente erradicar y acabar con esta cadena de microtráfico en los barrios de diferentes zonas del país". Para Augusto Pérez, director de la Fundación Nuevos Rumbos, que se dedica a investigar y prevenir el consumo de drogas, el programa lanzado por Santos no es la solución definitiva al problema del consumo. "Es que cuando son medidas sueltas, medidas aisladas, generalmente estas cosas no sirven mucho porque lo que genera es un desplazamiento de un lugar a otro de las ollas y, por ende, de los propios delincuentes", dijo Pérez. El experto agregó que "todo esto... tiene que ser parte de un programa más estructural y no puede ser sólo una medida aislada de orden público".En La Ceja, Antioquia, se derrumbó la primera 'olla'Con la demolición de una vivienda en el municipio de La Ceja, Oriente de Antioquia, inició la intervención en las llamadas 'ollas' de expendio de droga que operan en el departamento. Desde la mañana de este viernes, efectivos de la Policía Antioquia y autoridades locales iniciaron la destrucción de una estructura en el barrio Manantiales de la localidad del Oriente en la que funcionó una casa para el expendio y el consumo de drogas. El comandante de la Policía, coronel Gustavo Chavarro, señaló que no será la única intervención y que tienen identificadas otras propiedades sobre las que se aplicará la misma medida. "En Antioquia tenemos identificados 18 predios. Lo que le queremos decir a los propietarios es que tengan cuidado con la utilización que le están dando a sus viviendas", precisó el coronel Chavarro. En torno a la efectividad de este método para acabar con estas 'ollas' el mando policial dijo que "así como los delincuentes hacen un cambio pragmático en sus formas de traficar, la Policía también asume cambios y por primera vez hace este tipo de demolición para combatir el microtráfico". La Policía Antioquia señaló que en los 14 distritos del departamento se está haciendo una lucha frontal contra los expendios de drogas en los que se cuenta con el apoyo de la Fiscalía General de la Nación, el Gobierno Nacional y los otros entes que luchan contra el narcotráfico. Expectativa en CaliEl anuncio fue bien recibido por las autoridades municipales, que confían en que la destrucción de las viviendas les propinaría un golpe fuerte a las estructuras delincuenciales que han convertido muchas edificaciones de la ciudad en verdaderas ‘ollas’.El coronel Hoover Penilla, comandante de la Policía de Cali, dijo que están en proceso de judicialización nueve inmuebles y "se espera la orden de los fiscales para demoler en las próximas horas o días dichos inmuebles ubicados los barrios El Calvario y Sucre".El secretario de Gobierno, Carlos José Holguín, explicó que la medida es muy positiva, pues “cuando se desarticule una banda de microtráfico, se le incautan los inmuebles y se procede a su destrucción, lo que evita que esas casas luego sean reutilizadas por otros delincuentes”.Según el funcionario, además de las ‘ollas’ del microtráfico que ya se han detectado en El Calvario y en el barrio Sucre, zonas como el jarillón del río Cauca y los asentamientos subnormales concentran la mayor cantidad de expendios de drogas de la ciudad.Por su parte, el director seccional de Fiscalías, Gilberto Guerrero, explicó que esta nueva medida hace parte de la Ley de Extinción de Dominio que fue aprobada el año pasado y que indica que cuando un bien fue incautado porque era utilizado para la venta de drogas, luego de una investigación el predio queda en manos del Estado y se puede proceder a su demolición.Sin embargo, el fiscal recordó que hay casos en los que se deben salvaguardar los derechos de “los terceros de buena fe” que alquilaron sus predios y no sabían que estaban siendo utilizados para actividades ilícitas. “Si eso se comprueba, el Estado debe indemnizar a esas personas”.En ese sentido, el presidente del Concejo, Fabio Arroyave, consideró que la esta nueva medida es muy oportuna, pues hará que los propietarios de viviendas que estén en riesgo de ser utilizadas como ‘ollas’ del microtráfico tomen más precauciones a la hora de arrendar sus inmuebles.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad