Colombia enfrenta en 2011 cinco retos en el tema de derechos humanos

Colombia enfrenta en 2011 cinco retos en el tema de derechos humanos

Enero 08, 2011 - 12:00 a.m. Por:
Colprensa l Elpais.com.co

Este año el respeto a los derechos humanos en Colombia estará concentrado en cinco tareas: la lucha contra la impunidad, la Ley de Víctimas, la desmovilización de la guerrilla, la política de promoción de los derechos y la realización de la Conferencia Nacional sobre este mismo tema a finales del 2011.

Este año el respeto a los derechos humanos en Colombia estará concentrado en cinco tareas: la lucha contra la impunidad, la Ley de Víctimas, la desmovilización de la guerrilla, la política de promoción de los derechos y la realización de la Conferencia Nacional sobre este mismo tema a finales del 2011. Según el vicepresidente de la República, Angelino Garzón, para avanzar en el primer reto, que busca en la sanción a todos los violadores de los derechos, es imprescindible que el Gobierno vaya de la mano con los distintos estamentos del Estado como la Fiscalía, los jueces de la República y el Consejo Superior de la Judicatura. “De esta forma encontraremos una pronta justicia que permita investigar y castigar a estos agresores ”. Este tema ha cobrado gran importancia para el Gobierno Nacional, luego de que en el 2010 saltaran a la luz graves hechos que atentaban contra los derechos humanos, en algunos casos ejecutados por agentes del Estado como el asesinato, la violación de menores de edad y los falsos positivos. En cuanto a la Ley de Víctimas, la meta de este año es lograr una reparación integral a los mártires de la violencia y una restitución de tierras a los campesinos a quienes los despojaron de manera violenta. Otra de las medidas continuará siendo “la lucha frontal contra los grupos armados ilegales, para poner fin a la práctica criminal del secuestro”, aseguró el Vicepresidente. Así lo ha demostrado en su discurso el propio Jefe de Estado, Juan Manuel Santos, quien ha dicho claramente que hasta que los grupos armados ilegales no cesen la práctica criminal, el uso de minas antipersona, el reclutamiento forzoso de menores de edad, el narcotráfico y cualquier manifestación de violencia contra las mujeres, las comunidades afrodescendientes y los indígenas, no se podrán abrir las puertas de la paz.El cuarto reto es la realización exitosa de la Conferencia Nacional de Derechos Humanos convocada para diciembre de este año. Allí se espera contar con la participación de la sociedad civil, el Estado y la comunidad internacional con el propósito de definir una agenda común en materia de Derechos Humanos y avanzar en la construcción de una Comisión que le haga seguimiento.Para Garzón estos propósitos no podrían llegar a buen término si no se fortalece una quinta meta propuesta para el presente año: “el desarrollo de una política a favor de la promoción del respeto integral de las normas del Derecho Internacional Humanitario”. Más acción, menos discursosLas metas propuestas por el Gobierno en materia de Derechos Humanos aún no convencen a algunos sectores del país, que temen que no sean suficientes. Aunque el defensor de Derechos Humanos y congresista del Polo Democrático Iván Cepeda, reconoció que el gobierno del presidente Juan Manuel Santos asumió este asunto con unas ideas distintas a la anterior administración, también recordó que es necesario profundizar más en el tema. “Hay que ir más allá, porque aún no se ha registrado en el país un descenso en los niveles de violencia que hay en contra de los defensores de Derechos Humanos. De hecho la Comisión Interamericana denunció que desde la posesión del Presidente Santos y hasta el final de octubre, más de 40 defensores habían sido asesinados”, advirtió el analista. Cepeda recordó que estas represalias han sido principalmente contra los líderes de organizaciones de víctimas y en algunos casos portadores de restitución de tierras.“Nosotros queremos que el Gobierno pase de las palabras a los hechos, para que así pueda corroborar en la práctica que la situación está cambiando”, concluyó Cepeda.Por su parte, el ex defensor del pueblo Jaime Córdoba Triviño aseguró que “es imperativo adelantar los procesos que están en curso contra las personas que han protagonizado las más graves violaciones a los Derechos Humanos, como es el caso del desplazamiento, las desapariciones forzadas y los falsos positivos”.Córdoba Triviño consideró que ha habido un cambio en este Gobierno, “pues hay una mayor sensibilidad frente al tema”, aunque advirtió que aún el país tiene un déficit evidente en esta materia.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad