Cali fue la segunda ciudad con más menores detenidos en Colombia

Enero 15, 2014 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País.
Cali fue la segunda ciudad con más menores detenidos en Colombia

El año pasado se presentaron varios motines en el Centro de Servicios Judiciales para menores de edad, quienes protestaron por las malas condiciones de reclusión.

En la capital del Valle capturaron el año pasado a 2439 jóvenes, de los cuales 565 fueron por porte de armas. Piden prevención.

Las cifras de la Policía lo demuestran: con 2439 menores aprehendidos el año pasado en Cali, la capital del Valle fue la segunda ciudad del país con más jóvenes involucrados en delitos, después de Bogotá, que tuvo 3253 casos.En la capital vallecaucana, los menores fueron detenidos en su gran mayoría por hurto. También por fabricación, tráfico, porte o tenencia de armas de fuego; de estupefacientes y por homicidio, entre otros delitos. El coronel Wilson Vergara, subcomandante de la Policía de Cali, explicó que estas cifras son un llamado de alerta, pues es preocupante el hecho de que los menores sean protagonistas de la delincuencia y criminalidad de la ciudad. “Las autoridades trabajamos en varios programas de prevención con menores, pero la verdadera prevención debe empezar por las familias. El llamado, entonces, es para que los padres hablen con sus hijos sobre este tipo de temas y les adviertan sobre las consecuencias que esto puede tener”, explicó Vergara.Las autoridades también llamaron la atención por el hecho de que los menores de edad estén siendo utilizados por personas mayores para involucrarlos y utilizarlos en la comisión de delitos. Del número de menores aprehendidos el año pasado en Cali, 565 fueron por porte ilegal de armas, y al momento de preguntar de quién era el arma incautada, la mitad de los jóvenes dijeron que no les pertenecía y que solo se la estaban guardando a otras personas. “Esto solo quiere decir que en ocasiones los mayores se aprovechan de los muchachos y los empiezan a utilizar para sus fechorías. Estos menores que son detenidos con armas, incluso, son los mismos que cometen los homicidios”, afirmó el subcomandante de la Policía de Cali. Ante estas cifras de aprehensiones de menores en el 2013 en Cali y otras ciudades del país, el director de Seguridad Ciudadana de la Policía Nacional, general Jorge Nieto, dijo el lunes pasado que se van a implementar 118.000 acciones de prevención dentro del programa ‘Abre tus Ojos’, con el cual se busca evidenciar y atender responsablemente las condiciones de vulnerabilidad y riesgo a las que se ven expuestos los niños y adolescentes.Entre los hechos más recientes ocurridos en la capital del Valle está un caso de la semana pasada, cuando un menor de 13 años fue sorprendido por la Policía en el sector de La Playita, mientras caminaba con tres armas de fuego, tipo artesanal, en un maletín. Fue dejado a disposición de las autoridades competentes.Pero también se presentaron en noviembre pasado situaciones como la de un joven de 17 años de edad que fue detenido, junto a otra persona, por haber instalado un lector de tarjetas en un cajero automático del barrio San Fernando, en el sur de Cali, para saquear las cuentas de los usuarios. En ese mismo mes, en el barrio Potrero Grande, oriente de la ciudad, fue arrestado un muchacho de 16 años de edad, acusado por las autoridades de asesinar a dos jóvenes, de 16 y 17 años, con arma de fuego. Asimismo, entre los implicados de la masacre de ocho personas en una discoteca de Cali, hay un menor de 15 años que está siendo procesado.Entre tanto, Andrés Santamaría, personero de Cali, dijo que es necesario el diseño de una política pública de prevención de la delincuencia juvenil, que permita la implementación de estrategias que puedan disminuir los índices delincuenciales y la participación de menores en delitos. “También, desde hace unos meses, he venido insistiendo en que la Alcaldía debe analizar la implementación de un plan de desmovilización y reinserción de jóvenes en la delincuencia, a través del cual se puedan crear programas sociales con personas en riesgo y permita crear opciones y oportunidades educativas y laborales”, enfatizó Santamaría. A su vez, Jhon Arley Murillo, director del Bienestar Familiar Valle, afirmó que este año espera que la situación con los menores infractores mejore, pues el año pasado estuvo marcado por 192 fugas del centro de atención para menores de Valle del Lili y 77 en el Buen Pastor, así como problemas en los centros transitorios. “Crecer en Familia está como operador de los centros de reclusión y de los transitorios. La apuesta es seguir trabajando con los menores infractores, brindarles intervención sicológica y vincularlos a planes educativos y laborales”, expresó Murillo.Ante el hacinamiento que se vivió el año pasado en los centros de reclusión de menores de edad ubicados en Cali, que se construya una nueva obra en el municipio de Tuluá, para trasladar jóvenes de la capital y otras zonas del Valle del Cauca. Para este proyecto se invertirán $25 mil millones por parte de la Nación.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad