Bandas criminales buscan mediación de Iglesia para posible entrega, dice Monseñor Monsalve

Bandas criminales buscan mediación de Iglesia para posible entrega, dice Monseñor Monsalve

Junio 21, 2017 - 11:20 p.m. Por:
Redacción de El País 
Entrega de armas

En febrero del 2015 doce miembros de una estructura criminal, que pertenecía a Los Machos, se entregaron a la Fiscalía y a la Dijín. En esta negociación también entregaron un arsenal.

Archivo El País

El arzobispo de Cali, monseñor Darío de Jesús Monsalve, aseguró que abogados de miembros de organizaciones al margen de la ley que responden al paramilitarismo y al narcotráfico lo han contactado para “abrir unos espacios de concertación con esas estructuras”.

“Hay que abrir unos espacios de concertación con esas estructuras. Nos han pedido a la iglesia, a mí personalmente me han pedido, a través de sus abogados, que ayudemos en ese proceso para el modo de proceder en un sometimiento a la justicia o que se consideren algunos aspectos que permitan concertar esa paz con todas esas organizaciones por fuera de la ley que responden al paramilitarismo, al narcotráfico o a las acciones del crimen organizado”, indicó el arzobispo, quien es miembro de la comisión episcopal para los diálogos de paz con el ELN.

Aunque el arzobispo no indicó a qué estructuras se refiere directamente, fuentes cercanas a los intentos de acercamientos de las bandas criminales, revelaron que el Clan del Golfo (antiguos ‘Urabeños’) intenta llegar a un acuerdo con el Gobierno.

“Los acercamientos son realizados por un grupo de abogados de Medellín, que representan a varios miembros de estas estructuras, quienes también se han unido a narcos del sur del país, a integrantes de la Oficina de Envigado y a algunos de los pequeños miembros del antiguo Cartel del Norte del Valle”, indicó una fuente.

Y agregó que por esa misma razón, el Clan del Golfo ha insistido en llamarse Autodefensas Gaitanistas de Colombia.

Las informaciones de los intentos de acercamiento de los miembros de las llamadas bandas criminales (Clan del Golfo, la Oficina de Envigado, Los Rastrojos, Los Puntilleros, Los Pelusos, la Constru, La Cordillera y La Empresa” llevan varios años circulando en el país.

Lea también: Como una 'invasión zombie' se reproducen las bandas criminales en el Valle

Incluso, se han revelado intentos de acercamientos de abogados tanto estadounidenses como colombianos con fiscales antimafia del país.
Asimismo, el propio monseñor Monsalve ha hablado en otras ocasiones de la necesidad de realizar acuerdos con todas los grupos ilegales para una paz total, incluso con las bandas criminales.

Sin embargo, el Gobierno ha insistido en que con las bandas criminales no realizará ninguna negociación y que la única salida legal para los integrantes de esa estructura ilegal es el sometimiento a la justicia.

El vicepresidente y general (r) de la Policía, Óscar Naranjo había asegurado que “por ninguna razón habrá algún tipo de acercamiento o negociación política con ellos. El Clan del Golfo se quiere vestir hace años de autodefensas, pero son narcotraficantes. El único futuro que tienen es someterse a la justicia o enfrentar la persecución policial y militar, que ya se volcará a combatirlas porque no tienen que preocuparse por las Farc. La justicia prevé herramientas para el desmonte de organización

Entrega

En febrero de 2015 se entregaron doce miembros de la banda criminal Los Machos, liderada por alias Camilo (detenido por la masacre de una finca de Pance en el 2014).

Alias Tabla, que se entregó, aseguró que pertenecía a la banda ‘Paz Alianza Valle’, con influencia entre El Dovio y Versalles. Dijo que era una especie de patrulla que se encargaba de combatir a los ‘Rastrojos’ y las Farc.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad