Bajar el índice de homicidios, el desafío para Cali en el 2014

Enero 05, 2014 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País
Bajar el índice de homicidios, el desafío para Cali en el 2014

Los atentados perpetrados por sicarios, así como las venganzas entre bandas criminales, son dos razones que explican el aumento del homicidio en Cali.

En noviembre empezó una tendencia a la baja de los asesinatos que se espera siga en el 2014. Se necesitan más recursos para seguridad.

Durante 2013 Cali se consolidó como una de las pocas capitales del país donde los homicidios siguieron en ascenso, un problema a resolver por parte de las autoridades que afecta a la sociedad en su conjunto.Es que la ciudad cerró el año con 1936 muertes violentas, producto en su gran mayoría de tres tendencias que, pese a que ya están identificadas, no se han podido contrarrestar: Las venganzas entre delincuentes, las peleas entre pandillas y las riñas callejeras por intolerancia y mala convivencia.En los dos últimos meses del 2013, la tendencia por fin se logró quebrar, gracias a una serie de medidas tomadas por la Administración Municipal, con el apoyo del Gobierno Nacional, como el aumento del pie de fuerza de la Policía, la militarización de las comunas más críticas y el plan desarme.Con esas medidas, en diciembre se produjo una reducción del 42 % en la cifra de muertes violentas: mientras en este mes del 2013 murieron 136 personas, en el mismo periodo del 2012 la cifra fue de 236. Este diciembre fue el menos violento en los últimos ocho años en la ciudad.Para el comandante de la Policía Metropolitana de Cali, coronel Hoover Penilla, las cien vidas que se salvaron en este mes son el resultado de varios hechos que se conjugan. “Se ha hecho un gran esfuerzo institucional, sumado a medidas administrativas. Esperamos que esta tendencia a la baja la mantengamos en el próximo año”.Precisamente, lograr consolidar esa tendencia hacia la disminución de los homicidios será el gran reto de las autoridades caleños para este 2014.Para el personero de Cali, Andrés Santamaría, ese objetivo pasa por un aumento sustancial de los recursos que se destinan en la ciudad para el tema de la seguridad. “Cali en su plan de desarrollo 2012-2015 tiene $166.243 millones para la seguridad y convivencia ciudadana, lo cual está muy por debajo de Bogotá y Medellín”.Según el funcionario, este año la Policía de Cali recibió $14 mil millones para operar, sin embargo el presupuesto necesario sería de $49 mil millones. “Esa falta de recursos incide en que las estrategias contra la violencia se anuncien con mucho ruido, pero luego no se vuelvan a escuchar”, agrega.Otras voces, como el analista Álvaro Guzmán, son aún más críticos al afirmar que “es fundamental que en la ciudad exista una representación clara de la autoridad, en la figura del Alcalde, que asuma el problema de la inseguridad sin delegaciones, se oponga y denuncie sus manifestaciones. No basta el conocimiento epidemiológico y sus recomendaciones”. Reconoce el valor de las iniciativas de denuncia y movilización contra la violencia, encabezadas por monseñor Darío de Jesús Monsalve, arzobispo de Cali y cree que se debe trabajar de la mano de la Policía, principal entidad del Estado en la lucha contra la inseguridad urbana, pero advierte el peligro por los casos de corrupción de algunos de sus miembros.Dos preguntas están en el aire y requieren una respuesta unificada por parte de las autoridades locales: Qué hacer en Aguablanca y si se debe aplicar el plan desarme general en la ciudad.Aguablanca tiene el agravante de que sus índices de violencia son superiores en algunas comunas el promedio en el resto de la ciudad. En la 21, por ejemplo, entre enero y septiembre ocurrieron 24 asesinatos más que el año pasado, lo que supone un aumento del 16 %. En otras comunas, como la 13, 14, 15, 16 y 20, el incremento también fue significativo.Y sobre el plan desarme el debate promete continuar en 2014, ya que aún no se ha llegado a un consenso. Eso a pesar de que el Alcalde ha pedido su aplicación general pero el comandante de la Tercera Brigada solo lo autorizó temporalmente y no en toda la ciudad.

CONTINÚA LEYENDO
Publicidad
VER COMENTARIOS
Publicidad