Así son los héroes que dieron de baja a 'Alfonso Cano'

Noviembre 06, 2011 - 12:00 a.m. Por:
Jessica Villamil y Perla Escandón Tovar, reporteras

Unos tres mil hombres del Ejército, la Armada y la Policía, entrenados para soportar las condiciones más adversas, integran las Fuerzas Especiales de Colombia.

Fueron creadas y trabajan con un fin específico. Hasta que no se cumple la misión no se desintegra el grupo que las conforma. Las Fuerzas Especiales del Ejército, la Armada y la Fuerza Aérea Colombiana ya cuentan en su historial con la caída de ‘Raúl Reyes’, ‘Mono Jojoy’ y ‘Alfonso Cano’, temidos comandantes de la guerrilla de las Farc.Otros jefes sanguinarios de ese mismo grupo subversivo (alias ‘Jota Jota’ y ‘Negro Acacio’) igualmente abatidos, también nutren el historial de ese puñado de hombres que son formados en condiciones extremas. Un almirante de la Fuerza Naval del Pacífico explica que las fuerzas especiales nunca llegan a un sitio para quedarse, que su fortaleza consiste en perpetrar el ataque y disolverse en medio de la manigua. Como sucedió el pasado viernes en las montañas del Cauca.Incluso, el mayor Raúl Rodríguez, piloto de la Aviación del Ejército que participó en el operativo Odiseo, le relató a El País que este caso se planeó días antes y se ejecutaron las maniobras. “Durante el operativo uno no sabe qué sucede o qué sucedió. Si hay resultados, luego nos enteramos como nos pasó el viernes que por las noticias nos enteramos sobre la muerte de 'Alfonso Cano'".“A mis hijos les diré que este fue el equipo de héroes que hizo una de las operaciones más importantes del país, que nuestro trabajo valió. Esto demuestra que el trabajo de uno vale, que uno hace grandes cosas, llevo el orgullo de haber hecho historia", expresó con satisfacción el oficial. El general Alejandro Navas, comandante de las Fuerzas Militares, resaltó el asalto aéreo que se hizo en la operación. “En el asalto aéreo hubo varios anillos de cierre y contención. Sobrepasamos los 800 uniformados, fueron entre 800 y 1.000 hombres los que estaban desplegados allá en el área de combate”, precisó Navas.Agregó que “fue un combate nocturno, hubo un combate de las tropas y nuestros soldados sufrieron unas heridas, tenemos dos heridos, uno en una pierna y otro en un glúteo.A pesar del miedoEl entrenamiento de estos hombres de acero requiere años de disciplina. Vivir meses en zonas donde la temperatura puede ser inferior a los cero grados centígrados, racionar una porción de enlatados para las personas que sean necesarias y aún así tener las fuerzas suficientes para subir y bajar montañas, descolgarse de un helicóptero a través de un laso o nadar por ríos caudalosos. Todo con un equipo de infantería —que en el mejor de los casos— puede pesar 40 kilogramos."El entrenamiento nos ha llevado a resolver situaciones, por encima del silencio y el miedo, a que nosotros podamos llegar donde sea", expresó el mayor Rodríguez.Entre tanto, el almirante asegura que son los mejores hombres quienes tienen a cargo las grandes misiones. Las fuerzas especiales tienen en sus pelotones a más de tres mil guerreros entre lanceros, contraguerrilleros, paracaidistas y buzos.Su entrenamiento no solamente es físico, sentencia el oficial. Entre sus prioridades también está la formación sicológica y académica.Entre las fuerzas especiales del Ejército está un soldado de 29 años, oriundo de Fusagasugá, Cundinamarca, que tiene hoy el orgullo de haber dirigido a Onix, el perro labrador dorado, que durante la operación detectó unas cuatro minas antipersonas en los alrededores del lugar donde fue hallado el cadáver de Cano. El canino fue acariciado por el presidente de la República, Juan Manuel Santos, en el campo parada de la Tercera División del Ejército, en Popayán, Cauca, donde se reunieron cerca de 300 hombres que realizaron el operativo. "Hacia las 4:00 a.m. entré a la misión con Onix, el área tenía vegetación escasa, había muchos cerros con casas, era una zona difícil, pero estamos contentos porque pudimos dar de baja al comandante de las Farc", manifestó el soldado que lleva 9 años en la institución. Añadió que “Nosotros tenemos la habilidad de adaptarnos a cualquier condición climática o topográfica y además, mantenernos. Mientras la guerrilla nació en el monte y utiliza la clandestinidad. Eso les da, seguramente, una ventaja”. Un oficial de este grupo de operaciones señaló que están preparados hasta para morir en los procedimientos. "Recibimos instrucciones de especialistas en Estados Unidos e Inglaterra. Nuestra formación nos permite siempre andar mimetizados, desapercibidos". Entre tanto, el general Javier Rey, comandante de la Aviación del Ejército, resumió que las fuerzas especiales desarrollan operaciones que el enemigo no espera nunca. La creación de las fuerzasEn 1970 y a través de una resolución se crearon las Fuerzas Especiales en Colombia. Para comenzar con las labores de entrenamiento se elaboró un plan de instrucción con las especialidades de contraguerrillero y paracaidista. Las tropas debían estar capacitadas para el cumplimiento de misiones especiales dentro o fuera del territorio nacional con la aplicación de métodos, procedimientos y técnicas que por su dificultad y riesgo no podían ni pueden ser cumplidas por tropas regulares.Las Fuerzas Especiales son un elemento estratégico que se emplea bajo la dirección del comando unificado y le proporciona a él la capacidad necesaria para realizar operaciones de guerra irregular en la profundidad del territorio enemigo.

CONTINÚA LEYENDO
Publicidad
VER COMENTARIOS
Publicidad