Así cayó en un operativo en Cali el 'rey' de las estafas en Perú

Noviembre 14, 2014 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País
Así cayó en un operativo en Cali el  'rey' de las estafas en Perú

También fue capturada en el norte de Lima la hermana del abogado y señalada como número dos de la organización criminal, Ludith Orellana, de 44 años.

Rodolfo Orellana es señalado de dirigir una red de estafa y lavado de activos con una fortuna de US$ 100 millones. En Colombia se escondía en la casa de su excuñada en el barrio El Ingenio.

Rodolfo Orellana Rengifo, el criminal de ‘cuello blanco’ más buscado de Perú, se escondía en la casa de su excuñada en una unidad residencial del barrio El Ingenio, en el sur de Cali.Este empresario y abogado, señalado de ser el jefe de una red de estafa y lavado de activos con una fortuna de US$ 100 millones, había salido de Perú, según las autoridades, cuatro meses atrás.En ese país es procesado por lavado de activos y asociación ilícita para delinquir. Cuando un fiscal dictó orden de captura preventiva en su contra, este hombre logró escapar.Según medios de comunicación de ese país, Orellana tenía “un aparato de inteligencia, conformado por agentes de la Policía en retiro, que le informaba sobre las estrategias policiales”.Uno de los miembros de esa red es el expolicía Benedicto Jiménez, quien en la década del 90 dirigió a un grupo de agentes especializados que capturó en 1992 al líder de Sendero Luminoso Abimael Guzmán. Jiménez fue detenido 20 días atrás. Orellana llegó a Cali por tierra, salió de Perú hacia Ecuador y cruzó la frontera por Nariño hasta la capital vallecaucana. “Lo protegía la hermana de su primera esposa, que era colombiana”.Aunque las autoridades no sindican a Orellana de tener un vínculo directo con el narcotráfico, si investigan el hecho que la hermana de su primera esposa había estado casada con un narcotraficante colombiano. Al parecer se trata de alias Pizarro, capturado en mayo del 2012 en Mediacanoa y sindicado de ser uno de los hombres de confianza de los hermanos ‘Comba’ (presos en Estados Unidos).Tras un mes de labores de inteligencia, un grupo especial de la Dijín de la Policía, que trabaja con la DEA, lo capturó en la vivienda cercana a la Avenida Pasoancho del barrio El Ingenio. Allí fue encontrado con su excuñada y otras personas de esta familia.Esta captura hizo que el presidente peruano Ollanta Humala llamara a su homólogo Juan Manuel Santos a agradecerle y felicitarlo. Además, hoy llega al país el Ministro de Seguridad peruano para agilizar los trámites de extradición de este hombre. Orellana fue trasladado al mediodía del jueves a Bogotá, a donde llegará el alto funcionario peruano.Según publicó el diario peruano El Comercio, “Rodolfo Orellana Rengifo es un gánster jurídico que, a través de laudos arbitrales, despoja a terceros de sus legítimas propiedades”. Los fraudes se realizaron a través de 50 empresas fachadas con las que estafó a cientos de personas.Así lo descubrieronLa Policía peruana tenía información, por medio de líneas interceptadas, que Orellana se escondía en Colombia o en Suecia. Entonces, se comunicaron con miembros de la DEA para pedirles ayuda.Estos, a su vez, contactaron a sus pares en Colombia, quienes trabajan con el grupo especial de la Policía. La Policía peruana le entregó a los colombianos un número de un celular de ese país que pertenecía a un familiar político de Orellana. Los investigadores solicitaron los registros de llamadas y descubrieron que desde ese número se hicieron 200 llamadas a otro número de Perú, casi siempre después de las 10:00 p.m.Al verificar ese teléfono detectaron que es el de la actual esposa del empresario. Entonces, la línea fue interceptada y las llamadas que se hacían o recibían eran ingresadas a un sistema llamado ‘link’, que cruza todos los datos. También analiza la información de las antenas desde las que se realizan las llamadas.La información permitió ubicar unos teléfonos que están en el Valle del Cauca y así se fue cerrando el cerco contra Orellana. Localizaron otro número, al que llamaba constantemente la esposa del abogado, por lo que este fue interceptado. Al escucharlo, oyeron una voz similar a la de Orellana. Los audios fueron enviados a Perú, donde los policías de ese país lo reconocieron.La información de las llamadas delimitó la zona en cuatro condominios del barrio El Ingenio. Por varios días, un grupo de policías se infiltró en cada uno de estos lugares. En ese momento, una fiscal y un grupo de policías peruanos llegaron a Colombia para apoyar a los investigadores de este país y entregarles la circular roja de Interpol, que pesaba sobre el empresario y abogado.En la infiltración se descubrió una casa, en la que se tenían sospechas que se ubicaba Orellana. Entonces, un fiscal de la Unidad contra el Crimen Organizado solicitó ante un juez la orden de captura con fines de extradición contra Orellana y una orden de allanamiento de la vivienda.A las 6:00 a.m. del jueves miembros del grupo especial de la Dijín irrumpieron en la propiedad. Este grupo, dedicado a la lucha contra el narcotráfico, ha estado tras capturas como las de David Murcia, alias Richard (jefe del Frente 30 de las Farc) o capos del Cartel del Norte del Valle y otros grupos.Cuando los policías abordaron a Orellana, éste guardó silencio. “Usted sí sabe que es el que estamos buscando”, le pregunta uno de los oficiales. Orellana asintió y pasó su mano por la cara.Jefe de una red criminalEl abogado y empresario Rodolfo Orellana Rengifo, de 50 años, es señalado por la Fiscalía de Perú de liderar una red criminal que en quince años amasó una fortuna tras apoderarse de inmuebles mediante la estafa, usurpación, falsificación de documentos o simulación de actos jurídicos con la colaboración de notarios, jueces, fiscales, policías y hampones.Orellana creó más de 50 empresas de fachada y lavó dinero ilícito aprovechándose en muchos casos de vacíos legales en las normas peruanas, según la Fiscalía.El abogado también demandó a más de 20 periodistas por escribir notas que lo mencionaban o relataban sus presuntos delitos, pero en julio anunció desde la clandestinidad que retiraba tales demandas.La primera denuncia que apareció contra este empresario, según un perfil del diario El Comercio, “se remonta a junio del 2005. La hizo el Colegio de Abogados de Lima (CAL). En ese entonces, este gremio dio a conocer que le habían retirado la confianza a Orellana por sus malos manejos presupuestales”.Giovanni Paredes, una de las víctimas del despojo de una propiedad, lo acusó en una entrevista de ser el jefe de una mafia dedicada al tráfico de terrenos.Iba a viajar a SueciaLos seguimientos a Orellana arrojaron que este al parecer pretendía viajar con documentos falsos con ciudadanía ecuatoriana a Suecia. Desde Colombia iba a viajar a Europa. En Suecia vive su hermano, quien lo iba a ayudar con conseguir los papeles.

CONTINÚA LEYENDO
Publicidad
VER COMENTARIOS
Publicidad