Arranca intervención de seguridad en Palmira por aumento de delitos
Hoy:

    Arranca intervención de seguridad en Palmira por aumento de delitos

    Junio 30, 2017 - 01:38 a.m. Por:
    Redacción de El País 
    Uniformados Palmira

    Estrictos controles. Entre las medidas adoptadas por las autoridades y el Gobierno de Palmira se destacan mayores operativos en todas las comunas.

    Foto: Elmer Agudelo / El País

    Con la intervención simultánea en siete comunas urbanas y la implementación de los denominados ‘corredores rurales seguros’ que se trabajarán de manera articulada entre la Policía y grupos especiales de seguimiento y reacción del Ejército, la Villa de las Palmas espera disminuir los índices de criminalidad que se han disparado en el primer semestre de este año.

    La decisión se tomó al término de un consejo de seguridad celebrado la semana anterior en la Alcaldía, donde se conoció que hasta el pasado 21 de junio los homicidios se incrementaron en 16 %, comparado con el mismo período del 2016, al tiempo que los hurtos, en todas sus modalidades, registraron también un repunte.

    De acuerdo con los datos entregados por la Secretaría de Seguridad, hasta la fecha mencionada se habían presentado 67 muertes violentas, mientras el año pasado hubo 58, es decir, un aumento de nueve casos.
    Entre tanto, las cifras en materia de hurtos tampoco son alentadoras: Un ejemplo de ello es el hurto a personas que registró un incremento del 11 %, pues mientras en el primer semestre de 2016 se presentaron 419 casos, para el mismo período de este año hubo 466.

    Asimismo, el hurto al comercio aumentó 45%, pues de 31 casos reportados pasó a 45, o sea 14 casos más.

    Otro delito que también presentó un preocupante incremento fue el hurto a motocicletas que pasó de 131 a 193, para un aumento del 47 %.

    Sin embargo, sigue siendo el robo a vehículos el que más preocupa a las autoridades, si bien hasta el 21 de junio llevaban 35 días sin un solo hurto, durante el primer semestre de este año este delito tuvo un incremento del 144 % pues de 18 casos en el 2016 pasó a 44 en el 2017.

    Al respecto, el alcalde Jairo Ortega Samboní, tras aceptar que “no se ha mejorado frente al año pasado, hay que reconocerlo”, insistió en que no se ha bajado la guardia en el tema de operatividad para capturar a los responsables de estos delitos.

    Dijo también que esta situación tiene que ver con la falta de personal uniformado, pues mientras el año pasado contaron con más de 400 hombres que intervinieron la ciudad, este año algunos han sido trasladados, por lo que de 36 cuadrantes que tenía el municipio, ahora tiene 24.

    “Nos falta mucho personal y eso es lo que le hemos reiterado a la Gobernadora durante el consejo de gobierno realizado aquí en Palmira”, dijo el Mandatario de los palmiranos.

    La gobernadora del Valle, Dillian Francisca Toro, coincidió con el Alcalde al indicar que estos traslados han debilitado la seguridad en la localidad, aunque reconoció que el tema de los homicidios en la zona rural es lo que ha disparado los índices en Palmira por lo que anunció la implementación de los ‘corredores rurales seguros’ con el apoyo del Ejército.

    Inició la toma

    Como respuesta a la solicitud del Alcalde de Palmira, el pasado miércoles llegaron a la ciudad 40 hombres de la Unidad Nacional de Intervención Policial, Unipol, que con los hombres del Modelo Nacional de Vigilancia Comunitaria por Cuadrantes y el Grupo Fuerza Disponible, Gufud, de la Policía Nacional, adelantarán operaciones simultáneas en siete cuadrantes urbanos y dos rurales del municipio.

    El comandante de la Estación Palmira, capitán Sergio Mauricio Taborda Serna, explicó que se dividió en tres zonas la localidad, las cuales serán priorizadas. “Dividimos el municipio en tres zonas, la primera, las comunas 1 y 2; la segunda, la 3, 4 y 5 y la tercera son las 6 y la 7”, explicó el oficial, quien indicó que de acuerdo con el diagnóstico que se realizó en el Plan Integral de Seguridad y Convivencia Ciudadana, se tiene una georeferenciación de los delitos, así como de los horarios y lugares en que se cometen.

    Estos uniformados tendrán funciones específicas como control a parrillero hombre, vehículos, motocicletas, personas, transporte público, residencias y puestos de control aleatorios con ayuda de personal de la Secretaría de Tránsito con el fin de contener los delitos que se vienen presentando en el municipio.

    Taborda explicó que se hará un tratamiento especial en la zona rural donde en un solo mes se presentaron ocho homicidios, al parecer, por problemas de intolerancia.

    “Estas muertes son las que nos han incrementado las cifras este año, sino estaríamos hablando de un homicidio más con respecto al año pasado en la zona urbana, teniendo en cuenta que el año anterior teníamos una intervención de casi 500 o 600 hombres, mientras ahora, sin el mismo personal, estamos batallando contra estas cifras”, subrayó el capitán.

    Cabe anotar que en las comunas Uno y Cuatro hay sendos puestos fijos del Ejército que también han contribuido a mejorar la seguridad en estos sectores altamente vulnerables de la ciudad.

    Millonaria inversión

    El secretario de Seguridad de Palmira, coronel (r) Carlos Zapata, dijo que no todo será garrote en el municipio para combatir la criminalidad y anunció que con los recursos que se esperan recaudar con la sobretasa la seguridad, se harán importantes inversiones en cuatro aspectos: tecnología, movilidad y elementos para las especialidades de inteligencia y policía judicial, así como en programas sociales.

    Con el impuesto se esperan recaudar unos $15.000 millones al 2019. La idea es hacer una alianza con una entidad privada para que les facilite los recursos este año y así poder iniciar todos los proyectos en materia de seguridad.

    “Vamos a ampliar el número de cámaras. Actualmente tenemos 133 pero la idea es llegar a 320 porque el municipio se nos creció, tanto al sur como al norte. Además, vamos a implementar alarmas comunitarias”, manifestó.

    Igualmente, se comprarán vehículos y alrededor de 60 motocicletas, así como camionetas para las estaciones rurales como Rozo, Tienda Nueva y La Dolores. Se adquirirán cámaras de fotografía, lentes, binoculares, drones y dispositivos móviles, entre otros elementos, para mejorar la labor de inteligencia y de seguimiento.

    De manera paralela se adelantarán campañas y programas sociales en los sectores más vulnerables del municipio.

    Para el sociólogo Andrés Betancourt, coordinador del Observatorio de Seguridad de Palmira, el trabajo articulado entre la Policía, el Ejército, la Fiscalía, el CTI, la Sijín y la Alcaldía es fundamental para lograr una reducción en las cifras de criminalidad.

    Por su parte, la directora de la Fundación Progresamos de la Cámara de Comercio, Martha Gualteros, opinó que es urgente revisar los programas de salud mental, así como de educación, para frenar la ola de violencia.

    VER COMENTARIOS
    CONTINÚA LEYENDO
    Publicidad