12 uniformados muertos por emboscada del ELN en Boyacá: Mindefensa

Octubre 26, 2015 - 12:00 a.m. Por:
Elpais.com.co | Colprensa.
12 uniformados muertos por emboscada del ELN en Boyacá: Mindefensa

Luis Carlos Villegas, ministro de Defensa.

El ministro de Defensa, Luis Carlos Villegas, informó que son 11 soldados y un policía, quienes perdieron la vida durante el ataque ocurrido en la vereda Bocotá, zona rural de Güicán de la Sierra.

Once militares y un policía fueron asesinados por guerrilleros del ELN en la tarde de ayer en zona rural del municipio de Güicán, norte de Boyacá, cuando acompañaban una misión de la Registraduría Nacional que había llegado a la zona a recoger los votos de un resguardo indígena.

Según informó el ministro de Defensa, Luis Carlos Villegas, los hechos se presentaron cuando los uniformados, junto a los delegados de la Registraduría, se disponían a regresar del resguardo indígena de Bachira, en donde habitan indígenas U’wa, con un total de 130 votos y fueron emboscados por alrededor de 300 guerrilleros del ELN. 

Los hechos le causaron la muerte a once soldados de una patrulla del Batallón de Alta Montaña Santos Gutiérrez Prieto, adscrito a la Primera Brigada del Ejército Nacional, y a un policía, según dijo Villegas. Asimismo, nueve uniformados heridos.

El Ministro informó que  dos militares, además de dos funcionarios de la Registraduría y un guía indígena se encuentran desaparecidos y se teme   que hayan sido secuestrados por esa guerrilla, como lo informó el grupo subversivo en el comunicado. Un policía fue hallado en la noche de lunes con lesiones. 

De acuerdo con los guerrilleros, los soldados que se encuentran en su poder serían Andrés Felipe Pérez, de Florida, Valle; y Clauder Antonio Rodríguez de Aguazul, Casanare.

Por su parte  la Registraduría confirmó que dos funcionarios de la entidad se encuentran desaparecidos.  Los funcionarios responden al nombre de Wilmer Alexander Ussa Estepa, de 20 años de edad, y Leonel Mora Velandia, de 27 años, quienes se desempeñaban como Delegados de Puesto en los corregimientos de Bachira y Bocota durante las elecciones locales. 

Ante los hechos el presidente Juan Manuel Santos dijo que el ELN está equivocado si lo   que busca  es encontrar un espacio de diálogos a través de hechos de violencia. 

“Para ELN y todos los que no entren en el camino de la paz el mensaje es claro: los enfrentaremos con todo el poder de las Fuerzas Armadas (…) ayer (domingo) los colombianos votaron por la paz precisamente para que hechos trágicos como estos no se produzcan”, dijo al término de una reunión con la Unidad Nacional. 

 Por su parte, el ministro de Defensa, Luis Carlos Villegas, dio en una rueda de prensa su sentido pésame a los familiares de los uniformados asesinados y dijo que son “héroes de la patria y la democracia que estaban luchando por las instituciones del país. Por eso, nuestros esfuerzos ahora son dar con los autores  de este ataque”.

Villegas dio la orden al comandante del Ejército, general Alberto José Mejía, para que desde Arauca busque a los guerrilleros que llevaron a cabo la emboscada que se dio en momentos en que el Gobierno y el ELN sostienen conversaciones exploratorias para un eventual diálogo formal, donde ya tendrían casi acordado el contenido de la agenda. 

De acuerdo con el comunicado emitido por el ELN luego de los hechos, el ataque fue perpetrado por la compañía Simacota al mando de alias William, y habría sido ordenado por alias Nacho, uno de los cabecillas del Frente de Guerra Oriental que históricamente ha hecho presencia  en Arauca y norte de Boyacá.

  De acuerdo con analistas de la Fundación Paz y Reconciliación, dirigida por León Valencia, el ataque se enmarca dentro de un aumento de las acciones violentas por parte de esa guerrilla, como una forma de mostrar su capacidad militar en medio de sus acercamientos con el Gobierno Nacional.

 Según un estudio realizado por esa Fundación, 2014 fue el año con mayor número de ataques de la guerrilla del ELN en el país desde 2002, con un total de 386 ataques, la mayoría perpetrados por el Frente de Guerra Oriental, quien estaría detrás de la emboscada a los militares en la tarde de ayer. 

“La guerrilla del ELN se viene fortaleciendo en los últimos años y, de hecho, ha empezado a hacer presencia en zonas en donde no tenía operatividad desde los 90, como Caldas, Boyacá y Huila”, sostienen en un informe las analistas Paola Nuñez y Naryi Vargas de la Fundación Ideas Para la Paz.

 Actualmente el ELN hace presencia en 96 municipios de Arauca, Norte de Santander, Santander, Bolívar, Antioquia, Chocó, Cauca y Nariño.  Se calcula que esa guerrilla tiene  un número aproximado de 2.500 efectivos y un entorno de milicias y colaboradores de  7.500 personas.

El procurador General de la Nación, Alejandro Ordóñez, condenó la emboscada ocurrida en la mañana de este lunes, asegurando que el acto fue una "cobarde emboscada" y pidió a las autoridades competentes que den con los responsables de los hechos. Además, Ordóñez envió un saludo de solidaridad a las familias de los uniformados, seguido de hacer un llamado para la “inmediata acción de las autoridades con el fin de encontrar y auxiliar al personal civil junto con el militar, desaparecidos tras el ataque”. A su vez, el defensor del Pueblo, Jorge Armando Otálora, rechazó el ataque perpetrado por guerrilleros del ELN, diciendo que "se trata de un ataque en contravía del Derecho Internacional Humanitario”. Seguido de las palabras de rechazo, Otálora explicó que tanto los militares como los policías que apoyaban la caravana, estaban en función de proteger el voto de los ciudadanos y acompañaban a una comisión de funcionarios civiles a cargo de las elecciones regionales en ese sector. Además, el Defensor hizo un llamado a la sensatez, para que "asuma su responsabilidad frente al momento histórico que vive el país", y respaldó al Gobierno Nacional en su decisión de ampliar las operaciones ofensivas contra esa estructura en particular. 

CONTINÚA LEYENDO
Publicidad
VER COMENTARIOS
Publicidad