El asma es la razón por la que más acuden los niños al hospital, ¿Sabe cómo prevenirlo?

El asma es la razón por la que más acuden los niños al hospital, ¿Sabe cómo prevenirlo?

Agosto 30, 2017 - 11:45 p.m. Por:
Redacción de El País
La termoplastia bronquial, un salvavidas para el asma

Los niños tienen vías respiratorias más pequeñas que los adultos, lo que hace que sea especialmente serio en ellos.

Archivo de El País

El asma es una enfermedad crónica que afecta las vías respiratorias. Estas son los conductos que trasladan el aire hacia dentro y fuera de los pulmones.

Cuando una persona tiene asma, las paredes internas de estas vías se sensibilizan y se inflaman. Durante un ataque de asma, los músculos que rodean las vías respiratorias se vuelven rígidos y el revestimiento de los conductos aéreos se hincha.

El asma se observa comúnmente en los niños. Es una causa importante de ausentismo escolar y visitas al hospital, además se presenta junto a las alergias.

En los Estados Unidos, aproximadamente 20 millones de personas padecen asma y casi nueve millones de ellos son niños. Ellos tienen vías respiratorias más pequeñas que los adultos, lo que hace que el asma sea especialmente serio en ellos. Los niños con asma pueden respirar con un silbido, tos, presión en el pecho y dificultad, especialmente temprano en la mañana o en la noche.

Los signos y síntomas comunes del asma son la tos, la cual -cuando se trata de asma- se agudiza en las noches o en las horas de la mañana. Otro síntoma de esta enfermedad son las sibilancias, es decir, los silbidos que se producen al respirar, además de la presión en el pecho o incluso la dificultad para respirar.

Sin embargo, no todas las personas presentan los mismos síntomas y por eso lo recomendable es hacer las pruebas de función pulmonar, exámenes que junto con el diagnóstico clínico ayudará a seguir un tratamiento adecuado.

Para controlar el asma existen diferentes elementos como los inhaladores convencionales; sin embargo, estos pueden no entregar la medicación de manera óptima en la vía aérea pequeña cuando se trata de los niños.

Con un adecuado entrenamiento y soporte al paciente en el uso de inhaladores presurizados de dosis medida, se puede garantizar un buen depósito de medicamento en los pulmones de manera consistente.

Según la Organización Mundial de la Salud “Las muertes por asma aumentarán en casi 20 % en los próximos 10 años si no se toman medidas urgentes. El asma no se cura, pero con un diagnóstico y tratamiento adecuado y con la educación del paciente, se puede lograr un buen control de la enfermedad”. Aquí algunas recomendaciones para poner en práctica.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad