Recomendaciones a la hora de comprar el regalo de Niño Dios para sus hijos
ENTRETENIMIENTO

Recomendaciones a la hora de comprar el regalo de Niño Dios para sus hijos

Diciembre 06, 2016 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País
Recomendaciones a la hora de comprar el regalo de Niño Dios para sus hijos

Muchas veces los obsequios terminan olvidados en algún rincón o en el fondo del baúl de los recuerdos.

Si usted se está preguntando qué regalarles a los niños en esta Navidad, aplique la regla de los cuatro juguetes, que propone darles algo para usar, algo para leer, algo que deseen y algo que necesiten. Explican los expertos en psicología infantil que la Navidad no se trata de darles a los más pequeños   una avalancha de juguetes inútiles o que cumplen las expectativas de los adultos.  Muchas veces los obsequios terminan olvidados en algún rincón o en el fondo del baúl de los recuerdos, o bien porque no son de su agrado, o se estropearon a los dos días, o porque los niños no les ven la utilidad.Aparte de la regla de los cuatro juguetes, los expertos  recomiendan seguir estas otras reglas:   Que no sean peligrososEste punto es el más importante. Como dice  Marcela Tascón Gutiérrez, psicóloga magíster en desarrollo infantil y coach, es importante tener en cuenta  que los niños no miden riesgos.  Hay que tener cuidado en  qué tipo de juguetes regalarles, para que la felicidad no termine en una visita al hospital.   Hay que asegurarse de que el objeto regalado  no incluya piezas muy pequeñas que los chicos  puedan meterse en la boca, pues corren  el peligro de ahogarse, cortarse o lesionarse.  Hay que evitar que los  lleven plásticos grandes o elásticos que puedan tener algún grado de toxicidad.  Es importante asegurarse de que se trata de juguetes homologados y certificados legalmente. Que no sean violentos No hay que complacer a los niños en todo, especialmente cuando piden juguetes que elogian la  violencia física, la agresión y la crueldad. EducativosEs bueno animar a los niños a pedir regalos que les ayuden a aprender  jugando, como libros con bellas ilustraciones o  para dibujar y colorear,  juegos para saber  calcular o aprender inglés jugando, que hablen  sobre el medio ambiente, la alimentación sana o temas en los que tengan un especial interés. Depende de los gustos e intereses del niño. “Un libro es una excelente opción, hace que viajen con la imaginación, los vuelve más creativos, estimula su deseo de aprender”, asegura la psicóloga y coach Érika Mariot,  autora del libro ‘Vida amar y ya’.  Acordes con la edadSe recomienda mucho a los padres no solo comprar el juguete que esté de moda, sino que realmente sea adecuado para la edad  y la etapa de desarrollo en que el niño se encuentra. No se trata de acelerarlos a vivir etapas que no les corresponden.  No hay que darles algo que rompa su inocencia o que cognitivamente no puedan asumir, sino que  el niño esté preparado para manejarlo.  Que no los aíslen La idea es que el juguete no aísle al niño de los demás o de su familia, sino por el contrario que lo ayude a asumir retos sociales, como compartir con el otro, respetar el turno. Un celular, una tablet,  un ordenador o juegos de video no son los regalos ideales, porque contribuyen al aislamiento.   Que estimulen la inteligencia emocional Es tan importante estimular la inteligencia emocional como la cognitiva. En ese caso se recomiendan  juguetes o juegos que les permitan a los niños interactuar con los demás,  y en los que puedan ganar o perder para que aprendan  a tolerar la frustración.  Estimular el deporteSiempre serán bien recibidos juguetes o regalos que inicien a los niños en algún deporte, en especial por el que muestran algún tipo de interés, puede ser una bicicleta, un par de patines, un balón de fútbol, un traje de baño o un gorro de natación y por qué no, inscribirlos en su actividad física favorita.  Esto, además de beneficiarlos en su salud física y emocional, les ayuda  a trabajar en equipo y a compartir. Que acerque a padres e hijosLos niños añoran el regalo más  grande en Navidad: compartir más tiempo con sus padres.  Por eso prefiera regalos que sean una excusa para pasar más tiempo juntos, como juegos de mesa, o colores y mandalas con los que todos se puedan sentar a colorear y a charlar, o implementos seguros para preparar galletas o cupcakes en casa, entre otras ideas.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad