ENTRETENIMIENTO

"No soy un símbolo sexual": modelo Paola Cañas

Abril 12, 2014 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País

Paola Cañas proyecta para su futuro próximo culminar su carrera de diseño de modas y con su experiencia como modelo ser asesora de imagen y ‘personal shopper’.

La paisa Paola Cañas habla de sus desnudos y de sus planes para el futuro. Aún no piensa dejar de modelar.

A la modelo paisa Paola Cañas el portal www.menshealthlatam.com la denominó “Una rubia explosiva” y GQ México ha elogiado su capacidad de seducción. Y aunque roba suspiros por doquier no se considera un símbolo sexual.“No soy ni me siento un símbolo sexual en el país”, dice la modelo que en la actualidad es imagen de la marca de ropa interior Espiral y con la cual, cada año, tiene la posibilidad de asistir a las ferias de lencería de París y Las Vegas.Sus desnudos en publicaciones nacionales como SoHo, Don Juan y Sybarite han sido la sensación y más interés causa que ella los realice sin rayar en la vulgaridad o el morbo y que, además, luzca una figura envidiable, tras ser mamá de un pequeño de 4 años llamado Samuel.“Ni el embarazo ni el matrimonio han sido un impedimento para continuar en el modelaje. Durante el embarazo subí nueve kilos que bajé muy rápido y a los quince días ya estaba de nuevo trabajando normal. Me sentí privilegiada porque estaba más delgada que antes del embarazo”, cuenta la paisa de 27 años.Reconoce que Jorge Diez, su esposo, tampoco le ha puesto trabas a su desempeño. “Ha respetado mi carrera, no me molesta ni es celoso aunque en el tema de viajes y cuando hay ausencias muy prolongadas, a veces sí protesta un poquito (risas)”. Sobre los desnudos, reconoce que aunque no son explícitos, “no es fácil hacerlos y por supuesto siempre hay nervios, aunque esta sea una carrera donde, lamentablemente, se le va perdiendo el pudor a muchas cosas”.Para mantenerse como una de la modelos preferidas para lucir ropa interior, Paola Cañas cuenta que invierte a diario dos horas en el gimnasio, cuida su alimentación, tiene desterradas de su menú las hamburgesas y las gaseosas, pero se derrite por un helado. Adicionalmente tiene una masajista que le ayuda a moldear su figura, pasa por cámara bronceadora e invierte en productos para el rostro y el cabello. “Creo que soy de las que se compra todo lo que hay para la piel, soy súper adicta a eso”, confiesa.Como modelo, Cañas admira a Alessandra Ambrosio por “ser un ícono de belleza mundial”. Sobre Natalia París, su coterránea, considera que además de ser una excelente persona, sumada a su larga trayectoria como modelo y ahora como empresaria, “inspira emprendimiento”.“Hoy el modelaje está competido, hay muchas niñas lindas y la clave está en marcar la diferencia, ojalá especializarse o enfocarse en algo. No me he puesto un tiempo límite en el modelaje, es más, no quiero pensar en eso. Creo que me faltan algunos añitos. Disfruto mi trabajo y creo que el tiempo me dirá cuándo debo salir de este mercado”.Su vidaEn el modelaje lleva 13 años. Empezó haciendo catálogos para Éxito y Ley. Una de sus campañas más importantes ha sido para Agua Brisa, hace seis años. Ha desfilado para Bésame, Leonisa y St. Even.Hace dos años presentó para Telemundo el programa ‘Fashion Tour’, grabado en Cancún, Cozumel y Yucatán. Es mamá de Samuel Diez, de 4 años y fruto de su relación con el empresario Jorge Diez. Llevan seis años juntos y dos de casados.Ella y su esposo son socios del almacén de muebles Decorato, con franquicias en Medellín, Pereira, Barranquilla y Bucaramanga.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad