No se pierda 'Violencia', la nueva película de la productora ganadora en Cannes

No se pierda 'Violencia', la nueva película de la productora ganadora en Cannes

Octubre 20, 2015 - 12:00 a.m. Por:
Isabel Peláez, reportera de El País
No se pierda 'Violencia', la nueva película de la productora ganadora en Cannes

"La violencia que más me toca es la urbana, la de atracos y peleas, problemas que como sociedad creamos, como la cultura del vivo y saltarse la ley para sobrevivir”, Jorge Forero, director de cine.

Solo hay dos días, viernes y sábado de esta semana, para ver en las salas de cine esta obra del director colombiano Jorge Forero. Razones para no perdérsela.

La violencia vista como nunca antes, con la mirada artística del director bogotano Jorge Forero; distinta, transgresora, libre de prejuicios y etiquetas comunes, es el tema de una  película hecha por colombianos para colombianos y elogiada por la crítica internacional. 

‘Violencia’ es la nueva obra de Burning Blue, la productora de cine independiente ganadora este año en Cannes con ‘La tierra y la sombra’.

Aclamada por la crítica internacional como uno de los cuestionamientos más fuertes que se han hecho sobre la violencia cotidiana, y después de transitar por un gran número de festivales del mundo caracterizados por su mirada artística y radical, la película llega a Colombia. 

Esta ópera prima de Forero, protagonizada por el caleño Rodrigo Vélez, se verá en Cali en la Premiere Selecta de El País el  viernes 23 de octubre. Ese día, a partir de las 9:00 a.m. y hasta agotar existencias, a  través del portal de Club Selecta (clubselecta.com.co) se entregarán diez boletas dobles para la función en Unicentro.

‘Violencia’  llegará en dos funciones exclusivas el 23 y 24 de octubre, a las 9:00 p.m., en el espacio de Cineco Alternativo, al público de Cali, Bogotá,  Medellín, Bucaramanga, Barranquilla, Manizales, Ibagué, Pereira, Villavicencio y Cartagena.

La película, a través de tres historias sucesivas, le da rostros únicos a la realidad trágica de la guerra: un hombre encadenado, un joven que sueña con ser parte de algo y el militante de un grupo armado que debe ejercer una crueldad en la que tal vez no cree. Todos ellos en medio de  una violencia que no comprenden.

Lea también: El cine colombiano en el 'ojo crítico' de Juan Carlos Arciniegas

Los personajes, cada uno tomando parte voluntaria o involuntaria de un mecanismo que los supera, revelan su grandeza o su miseria en las mínimas tareas de las que se ocupan para sobrevivir.  Hablamos con el director Jorge Forero.  

Jorge Forero ha dirigido los cortometrajes ‘Unos de esos días’ y ‘Sometamos o matemos’; documentales como ‘En el fondo del pozo’ y ‘Armero - deconstrucción’. 

¿De dónde surge la idea de hablar de la violencia de una manera única, siendo un tema recurrente?

Hay dos orígenes de la película. La violencia hace parte de nuestra cotidianidad, ya no son uno ni dos los muertos que tenemos a diario, los contamos por decenas; nos hemos acostumbrado al robo, a maltratarnos verbal y físicamente, a pelear con el taxista, con el de la tienda, ya lo asumimos como parte de nuestra idiosincrasia.

Me di cuenta que la manera como se había mostrado la violencia en el país, siendo explícito, gráfico y obvio, había generado  rechazo por parte de los espectadores.  Para la  película me motivó  pensar cómo acercarme a los espectadores, sin generarles  rechazo y tocarlos emocionalmente, haciendo un  aporte desde el arte, para tener una lectura más  amplia de lo que pasa en Colombia y generar nuevos  procesos de diálogo.

Todo esto se  logra a través de tres personajes. ¿Cómo eligió a los actores que los representan?

De los tres actores de la película hay dos  profesionales y un chico  que no lo es. Hicimos un cásting amplio en Bogotá entre los grupos que practican un deporte urbano y fue el que mejor hizo el papel junto a su novia. Otro actor es Nelson Camayo con un amplio recorrido en televisión y actuó en la película ‘El Páramo’. Faltando pocos días para el rodaje, el actor que habíamos elegido para protagonizar  canceló y contactamos a Rodrigo Vélez, un caleño que se ha dedicado al cine y al teatro.  A  los pocos días de mandarle el guion llegó a Bogotá a rodar. 

¿Los espectadores de otros países qué percepción se han llevado de Colombia a través de ‘Violencia’?

La película la estrenamos en el Festival de Cine de Berlín, el segundo más grande del mundo, y ha estado en varios en Europa, América e inclusive en Asia. Y nos sorprendimos mucho porque la película es de colombianos para colombianos, con un tema súper colombiano, pero si bien es sobre el conflicto en Colombia las referencias a quién es tal o cual grupo desaparecen por completo. 

Hasta para los colombianos es difícil identificar de qué grupo del conflicto se está hablando. Lo bonito  fue que los espectadores  de otros países asociaron la película a su propio contexto y vivencia. 

En Berlín, una mujer al final de una de las funciones se levantó y me dijo que una de las historias  le recordaba mucho a su abuelo, quien había sido soldado del ejército nazi. Por las mañanas  se iba a trabajar y regresaba por la tarde y era el más cariñoso, el más dulce, el mejor padre, y era una gran persona para ella. Sin embargo en su trabajo cometía una cantidad de actos abominables,  que él asumía como normales.  La película se ha vuelto universal, porque las formas de  actuar  de la violencia son universales, independientemente del contexto social y político.

Forero es coproductor de películas como ‘La tierra y la sombra’ (Cannes 2015,  ‘Refugiado’ (Cannes 2014), ‘Los Hongos’ y   ‘Climas’ (Varsovia 2014).

Usted fue uno de los coproductores de ‘La tierra y la sombra’. ¿Cree que ‘Violencia’ tendrá una  repercusión similar?

Son películas  muy diferentes. ‘Violencia’ es una propuesta vanguardista, transgresora, arriesgada, no se ha visto una película igual, por eso ha sido seleccionada  en secciones donde se destaca el cine novedoso, más cercano al arte;  tiene otro tipo de circuito, no puede ser comparada con una película tradicional con nudo, desarrollo y desenlace. 

El valor de una obra no lo mide la taquilla ni los premios, sino  el impacto que tiene en el espectador y la importancia que tiene para la memoria de un país. Eso nos deja satisfechos.  

Esta es su ópera prima, ¿anteriormente estaba enfocado en el documental?

Sí, en la universidad me fui  más hacia el documental. Al terminar en la Nacional, en Bogotá, estudié en  la Escuela de San Antonio de los Baños en Cuba e hice  una maestría en Artes Visuales en la Universidad de Sao Paulo, Brasil,  y al devolverme para Colombia trabajé en televisión cultural. Luego con Diana Bustamante y Paola Pérez conformamos Burning Blue, para producir  cine independiente. Quería que mi proyecto inicial fuera ‘Violencia’, invertí tiempo y esfuerzo en ello,  espero que al   sacar un proyecto tan complejo, saquemos los otros más rápido.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad