ENTRETENIMIENTO

Maria Antonieta de las Nieves y los retos que ha enfrentado por la Chilindrina

Julio 22, 2012 - 12:00 a.m. Por:
Jessica Villamil, reportera de El País
Maria Antonieta de las Nieves y los retos que ha enfrentado por la Chilindrina

Roberto Gómez Bolaños cedió los derechos de ‘El Chavo del 8’ a Televisa. La Chilindrina se separó de la serie de Tv. y desde ese momento empezó la pelea por los derechos del personaje.

María Antonieta de Las Nieves habla con El País sobre los retos que ha tenido que enfrentar a causa del personaje que la hizo tan famosa como desdichada.

La Chilindrina estaba destinada a morir. Hasta hace un mes María Antonieta de las Nieves iba a darle cristiana sepultura a la niña maliciosa de la vecindad. Estaba cansada de luchar contra todos para mantener con vida a ese personaje caricaturesco que nunca pudo enamorar a El Chavo, pero que sí conquistó el corazón de Centro y Sur América. La actriz dice que antes que mostrar su espectáculo, para el cual le sobra vitalidad a sus 62 años, tenía que dar explicaciones sobre la pelea por los registros del personaje con Roberto Gómez Bolaños y su hijo. Aclarado el tema, admite, está más tranquila. En diálogo con El País dijo que sin La Chilindrina para qué sigue viviendo.Alguna vez usted dijo que La Chilindrina moriría en un escenario. ¿Por qué anunció entonces la muerte del personaje?Me pasó algo muy difícil, precisamente en Colombia. Íbamos a hacer la gira en Bogotá y Cali y luego en las ciudades pequeñas. Cuando llegué a Bogotá no vi periodistas ni cámaras, me extrañó porque siempre está la gente y la prensa esperándome. Cuando le pregunté al empresario qué había pasado me respondió que no iba a haber rueda de prensa y tampoco show en Bogotá. Me explicó que llevó la publicidad de La Chilindrina a RCN y le dijeron que no nos podían apoyar porque del alto mando de Televisa mandaron un e-mail donde decían que no nos apoyaran o se atenían a las consecuencias. Quedé helada. Dije: ‘Cómo es posible si yo tengo los derechos. Ellos no pueden hacer absolutamente nada’. ¿Y por qué pasó eso?En esa época Chespirito hacía una temporada en Colombia con Televisa y seguro no quisieron que yo estuviera allá porque no es lo mismo unos muñecos bien hechos, que es lo que presentan ellos, al show en vivo, con una persona real con la que pueden tomarse fotos. ¿En qué otras partes de Latinoamérica le ha pasado algo similar?En Colombia y en Perú. Bendito sea Dios como mis temporadas son largas, no me da mucho tiempo de viajar tanto. En un país estoy tres meses, en otro país estoy otros tres meses y así. Estaba tan triste, tan desilusionada cuando llegué a México que dije: ‘No voy a estar luchando contra un monstruo como Televisa’. Cómo voy a llegar a todo el mundo mostrando mis papeles de licencia. Por supuesto les van a creer más a ellos (Televisa) que a mí. Por eso decidí terminar con La Chilindrina.¿Por qué Televisa la está vetando?Fíjate que no sé. No creo que tengan motivos, aunque yo los dejé hace tres años porque me tenían en la banca sin trabajar y los actores vivimos de lo que trabajamos. Esperé un año a que me dieran una resolución que resolvieron sin decirme nada. Decidieron hacer caricaturas sin La Chilindrina y ahí empezó la bronca.¿Por qué tiene tantos problemas con su personaje? ¿No se supone que usted tiene los derechos? La Chilindrina es la mala, la antagonista, la traviesa, la lista, entonces ella y Kiko son los estelares junto con El Chavo. No es lógico que exista la vecindad de El Chavo sin La Chilindrina. ‘Yo les digo (a Roberto Gómez Jr.) hagan su show y no les cobro nada y yo sigo haciendo de La Chilindrina y por supuesto que tampoco les voy a dar nada’. Me dijeron no. ‘Queremos que regreses, que pidas perdón de rodillas delante del público y que le digas a todo el mundo que tú te robaste La Chilindrina’ —Están locos—. Cómo es posible que traten que una persona se humille así, además no siendo cierto. Ya me había cansado. En lugar de hablar de mi espectáculo, que es muy bonito, tengo que dar la explicación de lo que me pasa. No es mi carrera, es un pleito de vecindad y no tengo porqué estar en eso.¿Las peleas de la vecindad se pasaron a la vida real?En lo más mínimo; El Chavo y La Chilindrina están enamorados. Eso nada tiene que ver con lo que pasa en la vida real.Entonces, ¿qué va a pasar con La Chilindrina?Al hijo de Chespirito le preguntaron porqué me estaban saboteando. Él dijo que ni Chespirito ni él tenían qué ver, que por ellos yo podía seguir trabajando, que los tenía sin cuidado, que no es cierto que me estuvieran parando. Y dije: ‘bueno, pues me parece bien’. Quedé más tranquila y voy a llevar a todos lados los recortes del periódico. Esos fueron unos días de angustia, de depresión, de tristeza, de decir: ¿Sin la Chilindrina para qué sigo viviendo?’Eso quiere decir, que entonces La Chilindrina no se muere...Por supuesto, ¡sigue viva y coleando!Ese sueño de morir en el escenario ¿se le va a cumplir?Espero que sí, pero que no sea muy pronto. Como que de un día para otro voy a amanecer viejita, ya no seré La Chilindrina, voy a ser la bizcabuela, de todas maneras voy a seguir en el escenario.En una entrevista para este diario, Roberto Gómez Bolaños dijo que no estaba de acuerdo con que usted siguiera de Chilindrina por su edad. ¿Qué opina?¿Eso lo dijo él? Él dejó de hacer El Chavo a los 64 años y yo tengo 62. Él nunca se cuidó la cara ni hizo ejercicio y yo sí me cuido mucho. Mientras la mayoría del público diga que me sigo viendo bien voy a seguir siendo La Chilindrina. Y la gente dice que vestida como ella no se ve que hayan pasado los años por mí. Pues mira, él dejó a El Chavo cuando él quiso, yo voy a dejar a La Chilindrina cuando quiera.¿Cómo se prepara físicamente para mantener el circo con el que trabaja?No estoy en excelente condición, después de que me dio fibromialgia me trataron con cortizona y eso me engordó. Entonces, ahorita para deshincharme me está costando mucho trabajo. Estoy en un tratamiento especial y me dicen qué debo comer y qué no, y tengo una serie de parámetros que se deben seguir. Yo los he seguido y no veo muchos resultados.¿Qué tanto ha influido ese aumento de peso en La Chilindrina?Siempre he sido de pierna torneada, la verdad es que se me verán un poco más gorditas mis piernitas, lo demás me lo tapa el vestidito.¿Cuántos kilos hay de más?Ocho y para mi tamaño sí es muchísimo, pero de la cara me veo estupenda. Hace mucho que no me veía tan bien. No estuvo tan mal el aumento de peso, ¡eh!Y su esposo, ¿qué dice?Es un adorado, un amor, es extraordinario. A diario me dice que me veo muy bien, que soy muy bella, ¿qué te puedo decir? Me tocó el mejor marido del mundo.

CONTINÚA LEYENDO
Publicidad
VER COMENTARIOS
Publicidad