ENTRETENIMIENTO

Laura Agudelo, ‘la pesada de moda’, habló para El País

Julio 06, 2015 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País
Laura Agudelo, ‘la pesada de moda’, habló para El País

Laura Agudelo, comunicadora social nacida en Bucaramanga

Laura Agudelo habla sobre las gordas, no como una forma de ofender, sino para crear consciencia de que la moda es de todas las tallas.

Coco Chanel, una de las mujeres  más relevantes  en el mundo de la moda  dijo un día: “La moda es arquitectura, es una cuestión de proporciones”.  Más de cuarenta años después de la muerte de la diseñadora francesa, una colombiana también habla de proporciones y de moda, aunque está vez lo hace desde la talla XL.  Laura Agudelo es una comunicadora social que desde hace cinco años inició un proyecto personal en el que quería mezclar dos de sus pasiones: escribir y hablar de moda.  La bloggera aclara  que su blog no es una apología a la gordura, es solo que  no tiene por qué apenarse y se siente orgullosa de ser como es.Ella habló con El País a propósito del quinto aniversario de su blog  ‘La pesada de moda’, el cual celebró con una  exposición de su Calendario para FATshionistas 2015, que trae ilustraciones de mujeres vestidas  con looks de pasarela, realizadas por la diseñadora de modas Angélica Moreno. ¿De dónde surgió el blog? Hace años era una lectora activa de blogs, sobre todo los de inmigrantes que  escribían sobre la nostalgia de estar fuera del país, luego encontré especializados en   literatura, cine, gastronomía y por último descubrí los de moda. Noté  que la gente hablaba sobre el tema, con un conocimiento cercano y no tan pretencioso, daban buena información y eran ricos de leer.   Me tomo algún tiempo decidirme a empezar porque no sabía por dónde empezar,  hasta que  unos amigos me recomendaron que hablara sobre algo que yo conociera y que me gustará.  Entonces empecé a escribir de  moda pero desde mi óptica de gorda. La idea no era y no es dar lecciones, es contar como yo, desde mi figura, vivo la moda. Siempre me inquietó el tema de no encontrar ropa bonita y divertida para gordas. ¿Y a  la gente le gustó? Al principio solo me leían   amigos  y poco a poco, se corrió la voz y a la gente  le gustó que existiera una gorda que hablara de la palabra ‘gorda’ sin la estigmatización del término,  sino como una forma de referirse a alguien que es abundante en carne, así como yo, y a la que le gusta divertirse con la ropa. ¿Por eso se llama pesada de moda?  No solo soy pesada en kilos, soy dura para hablar, mi sentido del humor es fuerte, generalmente no tuteo a nadie, soy difícil. Me gusta que se  tenga claro que no soy la pesada de ‘la’ moda en cuanto a importancia, porque eso sería algo pretencioso.  ¿Cómo  le va  con los lectores? No es que me reconozcan mucho en la calle, pero la gente me escribe bastante. Tengo un ‘fan page’ en Facebook y me mandan  mensajes  preguntándome de todo. Incluso me piden trabajo como modelos, pero yo no tengo una academia de modelaje, ni una marca, así que me queda muy difícil ayudar en eso.  Otras me escriben para contarme sus problemas, o que les recomiende donde pueden encontrar ropa, por eso siempre que  me entero de una nueva marca  la recomiendo, incluso si no va mucho con mi estilo. ¿Cómo es su estilo? Lo defino como versátil y  chic. Soy profesora, trabajo en relaciones publicas, y otras cosas, asó que me visto de forma cómoda y estilosa. Con las distancias de Bogotá no queda tiempo de irme a cambiar, así que cada día me visto para estar bien a cualquier hora.    ¿Cree que el mundo de la moda está alejado de las mujeres  que no siempre están pendientes del tema? Considero que hay buena oferta pero las mujeres siguen siendo muy tímidas a la hora de vestirse, arriesgan poco y solo utilizan looks un poco atrevidos para ir a una fiesta, pero no para la vida diaria.  Y sobre las que dicen que no encuentran qué ponerse...  Hay mujeres que miden  1.70 y pesan 55 kilos y se sienten gordas. Yo las miro y pienso, “pero si tienen un cuerpazo”. El problema  es que muchas veces aquellas que tienen una talla regular, y que se pueden poner lo que quieran, no se divierten tanto con la ropa como lo pudieran hacer.  Veo  las vitrinas de las tiendas con propuestas  chéveres, pero así no se ven las mujeres vestidas en la calle. Siempre están  iguales. Un tema muy difícil  es sacarse de la cabeza todas influencias de algunos medios  que dicen que para uno sentirse bien hay que estar flaco. Conozco muchas mujeres que se matan de hambre y haciendo ejercicio y que  aún así no adelgazan, entonces se visten de negro para verse más estilizadas, le huyen al color, a los estampados, a las texturas.  ¿La moda colombiana necesita centrarse más en sus tradiciones? Hay cosas muy buenas para aprovechar  como la sabrosura y  el tropicalismo.  Me gustan las propuestas orientadas a este camino, como por ejemplo Adriana Santacruz con sus telares, Darío Cárdenas y sus estampados, o lo que hace Johanna Ortiz, que refleja a una Colombia muy sofisticada, ella es como Gabriel García Márquez, que  era tan macondiano y a la vez tan  universal.    ¿De dónde salió la idea del Calendario 2015 Fatshionista? Fue un regalo para mis lectoras por el aniversario del blog. Hace un año las invite a tomar tinto y este año  celebramos con  una exposición con las figuras originales del calendario.  Quería mostrar unas gordas vestidas de diferentes marcas o diseñadores. Me contacté con Angélica y me gustó su trabajo como ilustradora. Le mandé muchas fotografías de gordas que se divierten y ella les puso su toque en las carteras. 

“El  internet terminó con todas las barreras y si uno no está informado es porque no quiere. Para hablar de moda no tienes que vivir ni en Nueva York,  ni en Paris.
Laura Agudelo  nació  en Bucaramanga hace  43 años y hace 14 está casada. Es  bloguera, periodista y relacionista pública. Nunca se pondría:  Un  ‘crop top’.  Su prenda favorita: Las chaquetas de jean.  Lo más viejo en su clóset: Un par de zapatos El mejor consejo que te han dado:   Mirarse en el espejo antes de salir. ¿Qué les diría a las mujeres  inseguras de su cuerpo?   Vestirse de manera divertida es una forma de matar la inseguridad. No hay que  prestarle tanta atención a lo que dicen los demás.   Hay cosas que de verdad son tan tragicas en la vida como la falta de agua o la violencia, pero que uno no encuentre ropa no es una tragedia, es una situación que se presenta y  hay ser creativas y recursivas.

 

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad