ENTRETENIMIENTO

La venganza de Nicolas Cage

Mayo 13, 2012 - 12:00 a.m. Por:
Alberto Posso | Especial para El País

Nicolas Cage, uno de los actores más profesionales de su generación, concedió esta entrevista exclusiva a El País. Vuelve con ‘Ghost Rider 2’.

1. De bajo perfilTiene fama de odiar las entrevistas. Pero es consciente de que al trabajar en una película, debe participar en la promoción de la misma. El País obtuvo esta entrevista exclusiva con una figura mítica del cine estadounidense gracias a CIE, Compañía Internacional de Entretenimiento, que distribuye su nuevo filme ‘Ghost Rider 2, Espíritu de venganza’.¿Es cierto que sus problemas económicos lo obligan a aceptar cualquier rol?Es falso. Habría que preguntarle eso a los productores que han escuchado ese rumor y me han llenado de guiones mi correo electrónico. Algunos, con sólo mirar la sinopsis, los descarto. Por fortuna trabajo por otras razones que las financieras. He podido encontrar personajes que encarno con honestidad. No podría trabajar en una película que no siento, sería incapaz de llegar al set a interpretar un personaje que no me atrajera en el fondo de mi corazón, tendría que rechazarlo. Yo respondo a mi musa interior.Sus películas han fluctuado entre el éxito y el descalabro taquillero...No deseo ser recordado como el tipo de los grandes éxitos taquilleros de Hollywood. No he sido actor para ganar premios, menos para salir en las portadas de las revistas. Hago mi trabajo porque me divierte, me resulta formativo y creo que a la gente le gusta. ¿‘Temporada de brujas’ y ‘Ghost Rider’ indicarían que le gustan el terror y la fantasía?Son muy diferentes. ‘Brujas’ es la típica cinta de terror gótico; ‘Ghost Rider’ es un superhéroe oscuro. A mí me gusta el cine de terror, es cierto. Me atrae todo lo que sea vanguardista. ¿Es cierto que no le gusta promocionar sus películas?Es que considero que el trabajo del actor es actuar, debería ser el director o el productor el que hable de las películas. No disfruto hablar sobre mí, en particular cuando los periodistas quieren preguntarme sobre mi vida privada. Pero sé cómo se mueve la publicidad del cine, entiendo que se necesita una promoción y por eso acepto este tipo de entrevistas. Es parte de mi compromiso con el estudio y con la película. Si pudiera evitarlo, lo haría.¿Y cuál es la razón para no querer hablar de su trabajo en una película?Me parece injusto que a uno lo pongan a explicar su trabajo, creo que es un detrimento a lo que se hace en el plató. Nací para esta profesión y me considero un actor responsable y efectivo. No me gusta hablar de ‘talento’, eso que lo diga la gente, la prensa, o los que conceden los premios. Explicar un rol como el de ‘Ghost Rider’ es de cierta manera echárselo a perder al público, quitarle el misterio. El público no merece eso, ni yo.Pero le encanta ‘El vengador fantasma’...La verdad yo creía que en la primera película lo habíamos contado todo, que el tema se había acabado. Todo volvió a comenzar cuando hablé con Bryan (Taylor, uno de los directores), y me hizo saber todo lo que le había gustado la primera película. Luego me expusieron el guión y pude comprender que ahora Johnny Blaze estaba en un lugar diferente, viviendo aislado en Rumania y que la nueva historia era consistente con la primera aventura en el cine. Veo a este Johnny como alguien que ha madurado y es más consciente de su maldición. Es más afilado, más cínico y más divertido. Cinco años después, me sigue gustando mucho este personaje.¿Qué les dice a los que afirman que usted tiene mucho del ‘Vengador Fantasma’?Los actores tenemos que tener algo de todos nuestros personajes. Y la pinta de ‘Ghost Rider’ me encanta. La gente sabe que me gustan las chaquetas de cuero, las motos, la ropa oscura... Pero eso no significa que se me encienda la cabeza. Cuando me enojo o cuando estoy contento soy un tipo normal, corriente, incluso demasiado. En cuanto a si mi vida es clara u oscura, si gasto mucho dinero o debo impuestos, eso es mi vida personal y no lo comparto con nadie, sólo con los míos.¿Puede adelantar algo de sus próximos filmes?Quedé muy feliz con ‘Stolen’, significó mi reencuentro con el genial Simon West, con quien hice ‘Con air’. Mi personaje es un exladrón que dispone de pocas horas para hallar a su hija (Sami Gayle), quien está secuestrada en el maletero de un taxi. Es un personaje a mi estilo, ansioso, vibrante y desesperado. Filmamos en Nueva York y fue una experiencia trepidante, creo que al público le va a encantar.‘Ghost Rider’ y otros proyectosLo mejor de la película“La cinematografía de Brandon Trost, es una explosión de adrenalina. Brandon es genial para la creatividad visual. Especialmente una escena que llamamos la de la cantera. Hay unos movimientos de ‘Ghost Rider’ que me parecen memorables en el género. La cámara se detiene, salta o se acelera caprichosamente, por cuenta de la arriesgada edición de Brian Berdan“.“Tengo planes de rodaje para los próximos dos años, así que por el momento no podría volver a la moto llameante. Sin embargo, no descarto el regreso, depende de la historia”. “Acabo de terminar el rodaje de ‘The frozen ground’, película sobre un asesino serial que mató a muchas prostitutas, pero se comportaba como un esposo y padre correctos. Soy un detective de Alaska que lo busca, en asocio con la chica que sobrevivió a su ataque”.2. Lo nuevo de Cage3. Su lado oscuro

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad