La inspiración de la nueva generación de la música popular
ENTRETENIMIENTO

La inspiración de la nueva generación de la música popular

Agosto 18, 2013 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País.

La música popular tiene tanto arraigo que el mercado discográfico está consolidado y sus cantantes son algunos de los mejores pagados del país.

Hombres como Darío Gómez, Luis Alberto Posada o El Charrito Negro, son obligados a la hora de hablar de música popular. Ellos se han convertido en la inspiración y modelo a seguir de varios artistas, que siendo buenos o malos en su interpretación, quieren cantar y con sus voces y letras, a veces, bastante crudas, ser famosos. Contrario a otros artistas, los del género popular se distinguen por su sencillez y cercanía con la gente. “A muchos artistas se les ha olvidado que su público los quiere tener cerca. Y eso del acercamiento y del significado de los fanáticos, el artista popular lo tiene muy claro porque nacen en una cuna popular y sienten sus vivencias muy propias, eso permite que la aceptación sea mucho más fácil”, explica Alejandro Gálvez, director de Radio Uno Cali. Lo que el artista haya vivido crea lazos de cercanía. El Charrito Negro, oriundo de Ceilán, Valle, jamás ha ocultado que empezó como recolector café y haciendo labores del campo. Y hace unos años dijo en una entrevista a El País que pese a la fama, si la vida lo volviera a poner a trabajar en el campo “Lo haría, porque no me duele, no me da pena, y es algo que yo aprendí y es mi cultura”. Y así al son de temas como ‘Cuestión olvidada’, El Charrito Negro tiene su propio estudio para grabar sus discos y ha hecho giras por Europa. Lo mismo que El Rey del Despecho, Darío Gómez, quien ha conquistado el público de EE. UU. y también de Europa. Entre los nombres que hoy se perfilan como los continuadores de este género se sitúan Luisito Muñoz, con una gran aceptación, el compositor Jorge Luis Hortúa, además de otros artistas como Jhon Alex Castaño, de Pereira, y Pipe Bueno, quien nació en Cali y se crió en Medellín. Los mismos artistas son críticos con su gremio y cantantes como Nelson Gómez, explica que pese a que un grupo está haciendo las cosas bien, también “hay malos cantantes y a muchas emisoras no les importa si canta o no canta, sino recibir dinero por ponerlos a sonar”, dice. Sostiene que para no seguirle dando lugar a malos intérpretes hay que empezar a romper esquemas en la música popular. “Hay que quitarle el despecho y mejor empezar a incluir más amor, la música popular da para hacer muchas cosas”. En las voces de la nueva generación también se incluye a algunas mujeres. De acuerdo con Gálvez, entre aquellas que defienden bien el género están la antioqueña Arelis Henao, Francy ‘La voz popular de América’, una chica de Guacarí que siempre ha vivido en Pereira, y una caleña llamada Jessy. “Las letras de sus canciones están dedicadas al hombre. Y son las mujeres quienes logran una mayor aceptación de esta propuesta musical”. Paola Jara y Paula Andrea, esta última cantaba con Johnny Rivera y ya es solista, ambas son exponentes de la música popular, dice Humberto Sarmiento, organizador del ‘Despechonato’. Según este experto en música popular, Pipe Bueno está muy pegado en Cundinamarca y en Bogotá, donde lo quieren mucho, pero descuidó un poco el Valle y el Eje Cafetero, donde tiene más éxito el pereirano John Alex Castaño. El artista revelación del género es Luisito Muñoz.Jimmy Gutiérrez le metió un poco de picante a las canciones y desde el año pasado tomó un vuelo parecido al de Giovanny Ayala en su momento. Ha gustado mucho, hay que esperar a ver si se sostiene, pero en toda parte suena. A Giovanny Ayala, en cambio, ya le pasó su cuarto de hora, “fue flor de un día”, según Sarmiento, “sonó mucho, pero en un momento se estancó. “Los escándalos que suscitó por sus problemas personales lo mataron. Peleó con la mamá, con la familia, con la esposa, los músicos le renunciaron, fue mucho el escándalo que hizo y la gente le cogió bronca. Hace dos años era el rey en toda Colombia. Tal vez siga sonando en el Meta, pero ya en el interior no. Ese es el secreto del Rey del Despecho, Darío Gómez que nunca ha dado pie a un escándalo, al igual que El Charrito Negro’, por eso se han sostenido”, dice Sarmiento.Y agrega que antes las giras nacionales se llamaban ‘La tripleta del despecho’ porque eran Darío Gómez, Luis Alberto Posada y El Charrito Negro y se presentaban en toda Colombia, “pero desde hace ocho años Johnny Rivera se les metió, entonces ya no son tres sino cuatro de la música popular que se sostienen, igual que Luisito Muñoz, que les sigue los pasos, como un excelente cantautor. Pipe Bueno tiene mucho éxito entre los jóvenes, aspecto que no siempre juega a su favor, porque a la hora de un concierto de música popular no pueden convocar a menores de edad, por la prohibición de consumo de licor. “Las sardinas se mueren por él”, dice Humberto Sarmiento. El género popular tiene sus particularidades. Según fuentes consultadas por El País, esta música suena especialmente en los departamentos del Eje Cafetero, Antioquia, Cundinamarca, Valle y Nariño. Test: ¿Qué tanto sabe de música popular?

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad