Juan Gabriel, un artista que dijo adiós en la cima de su carrera

Agosto 29, 2016 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País
Juan Gabriel, un artista que dijo adiós en la cima de su carrera

Según la Sociedad de Autores y Compositores de México, Juan Gabriel fue el artista que más ingresos por concepto de regalías ha generado para la organización, donde su catálogo suma casi 600 canciones. En el 2014 se estrenó la película ‘¿Qué le dijiste a Dios?’, el primer musical basado en sus grandes éxitos.

El 'Divo de Juárez' este año estrenó serie, álbum y gira. Fue conocido por abrazar y acoger a otros artistas.

“Tarde o temprano estaré contigo, para seguir amándonos”. Juan Gabriel cumplió su promesa. La misma que escribió hace varias décadas en la letra de ‘Amor eterno’, dedicada a su mamá.  Lea también: Muere Juan Gabriel, 'el Divo de Juárez'

 A los 66 años de edad, horas después de bajarse de un escenario, uno de los artistas latinoamericanos más importantes de todos los tiempos,  dijo adiós sin avisar.

 Poco amigo de los medios, lo dejaba todo en el escenario. En una época en la que los cantantes se levantaban el pelo y movían las caderas para seducir  a sus fans, Juan Gabriel hacía pequeños brincos,  suspiraba y azotaba su copa, como preámbulo del momento cúspide de alguna de sus canciones, mientras el público lo contemplaba en éxtasis. 

 Eran muchos los rumores, pero poco se sabía de la vida privada de Alberto Aguilera, su nombre verdadero, hasta que accedió a conceder una entrevista intima a su mejor amiga donde develó sus inicios, algunos de sus secretos y su incansable lucha hacia la fama.

Cuando apenas comenzaba a saborear las mieles del éxito, recibió el golpe de  la muerte de su mamá, con la que tuvo una difícil relación. 

Su vida fue tan trágica, que dio para la  serie de 16 capítulos ‘Hasta que te conocí’, la cual fue emitida hasta hace poco en Colombia. 

Comienza con la historia de sus padres y concluye en 1990, en el punto más alto de la carrera de Juan Gabriel: su legendario concierto en el Palacio de Bellas Artes, en Ciudad de México.  Fue gracias a esta producción como seguidores y detractores conocieron que su camino no estuvo plagado de rosas, aunque nunca se le viera triste.

   “Juan Gabriel es un personaje al que todos creen conocer, pero al mismo tiempo su vida privada es desconocida. Tuvo una vida durísima y fue salvado por el arte. Este es el gran mensaje positivo que deja la serie, que sin importar todos los obstáculos es posible surgir, y una vía para hacerlo es el arte”, contó Julián Román desde México, poco antes de que se iniciara la serie.  

  Juan Gabriel no nació en Juárez como todos creen, sino en Parácuaro, estado de Michoacán. Era el menor de diez hermanos. Desde los tres años vivió en un orfanato, en el que fue dejado por su madre,   en condiciones extremas de pobreza y maltrato, pero un  carpintero  le enseñó allí a sacarle notas al piano y a la guitarra. Estudió solo hasta quinto de primaria.   “Desde chiquito lo que yo siempre quise ser es lo que soy, artista”, afirmó una vez el cantante mexicano. 

A los 16 años se escapó  del orfanato  y tuvo que lavar la ropa de las prostitutas en las calles de Ciudad Juárez para sobrevivir. Fue una de ellas, quien trabajaba en  un bar de mala muerte llamado ‘Noa Noa’, la que  le tendió una mano y lo presentó con el dueño del bar, donde empezó a cantar.  

Su homosexualidad no facilitó las cosas, debido al machismo y la homofobia presentes para esa época en México, pero su inocultable talento para la composición y su estilo sincero y emotivo que conectaba con el sentir del público más popular, le dieron fama.

 Pero desde hace algún tiempo se le veía feliz. Algunos dirían que salió del clóset. Otros, que simplemente “ya no vivía por vivir”,  como dice otro de sus temas, el cual interpretó hace poco con Natalia Laforucade.

 Se vestía como quería. Usaba blusas bordadas, sandalias y hasta maquillaje. Desde 1971 cantaba  “no tengo dinero, ni nada que dar, lo único que tengo es amor  para dar”,  y aunque lo primero cambió, lo segundo lo dio sin reserva. 

Además de sus múltiples colaboraciones con su gran amiga, “su amor eterno”, Rocío Durcal, dedicó sus últimos años a cantar  sus más de 1500 composiciones con sus amigos en los discos Los Dúo (2015) y Los Dúo 2 (2016), donde unió su voz a la de Juanes, Andrés Calamaro, Marco Antonio Solís, Vicente Fernández,   Laura Pausini, Joan Sebastian, J Balvin, José Feliciano, Franco de Vita, entre otros.       

Esta semana su último trabajo, ‘Juan Gabriel, vestido de etiqueta por Eduardo Magallanes’ se posicionó como número uno en el Top Latin Albums de la Revista Billboard.

 Sus últimos días los pasó en Estados Unidos, como parte de su gira ‘México es todo’. Allí se le vio cansado, un poco agotado, aunque sus cuatro coristas salieron al rescate. Hoy sus fans amanecen sin él, pero con la tranquilidad de que se va reconocido, aplaudido, amado y restituído después de tanto dolor.

CONTINÚA LEYENDO
Publicidad
VER COMENTARIOS
Publicidad