José Ordoñez cumple récord mundial contando chistes por 86 horas
ENTRETENIMIENTO

José Ordoñez cumple récord mundial contando chistes por 86 horas

Diciembre 08, 2014 - 12:00 a.m. Por:
Colprensa
José Ordoñez cumple récord mundial contando chistes por 86 horas

El comediante José Ordoñez.

Durante ese tiempo el comediante colombiano contó 9.600 chistes.

A las 10:00 de la noche de este lunes José Ordóñez Jr. batió su récord personal y cumplió con el décimo Récord Mundial para Guinness de 86 horas contando más de 9.600 chistes. A partir de la hora 41 Ordóñez sobrepasó al actual Guinness Record de chistes en E.U. y siguió cumpliendo con todos los requisitos durante este récord hasta llegar a la hora 86 para entrar en el famoso libro a nivel mundial. Dentro de las reglas establecidas por la organización estuvo el que el humorista descansara cinco minutos cada hora, pero el santandereano decidió acumular tiempos para la noche del domingo donde le pidió a su esposa Yasmith matrimonio por segunda vez después de 25 años. Después del noveno Récord Mundial de chistes que hizo en Madrid en 2012 Ordóñez batió su propio récord en la noche de este lunes al llegar a las 5:00 de la tarde; y a las 10:00 de la noche se dio el final feliz a este desafío. Cansado, con la voz debilitada, José dio un grito de victoria y agradecimiento a todas las personas en Colombia y países de todo el mundo que le enviaron voces de aliento y acompañamiento en este reto. Momentos difíciles Sobre las 8:00 de la noche del domingo, después de que le entregó el anillo de compromiso a su esposa, la voz comenzó a apagarse y en ese momento, bajo el cuidado de toda su familia, remedios caseros como jengibre y miel y una fuerte oración vio como su voz se fortalecía. A las 3 de la mañana del último día la mano derecha del humorista no respondía al obturar el botón de risas en el computador, sus ojos estaban abiertos casi de manera mecánica, esto lo obligó a hacer una parada instantánea y durmió durante 20 minutos, lo cual lo recuperó completamente.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad