El fútbol y las mujeres, sus pasiones
ENTRETENIMIENTO

El fútbol y las mujeres, sus pasiones

Enero 15, 2012 - 12:00 a.m. Por:
Verónica Gómez Torres, reportera de El País
El fútbol y las mujeres, sus pasiones

Carlos Vives, Santiago Moure y Martín analizaron con humor y crítica la TV, en ‘La Tele’.

Martín de Francisco habla de cómo llegó a convertirse en comentarista deportivo y cuenta algunos detalles de sus relaciones amorosas.

Que algunos lo critiquen porque se dejó contagiar por el sistema del que tanto se mofaba, y que incluso terminó trabajando en la radio después de los comentarios mordaces que hacía de los comentaristas de fútbol, a Martín de Francisco no le preocupa, ni se siente derrotado, ni trabaja en algo que no le gusta.“No reconozco haberme entregado a cambio de dinero: comentar fútbol es mi pasión. Todo el tiempo pienso en la frase de Nietzsche, ‘Madurar es reencontrar la seriedad con que juega un niño’, para darme cuenta de que este es el momento más liviano de mi vida”.Martín, de 45 años, dice que está haciendo lo mismo que hacía en su habitación cuando pequeño: pensar en caricaturas parecidas a las del profesor ‘Súper O’, y vivir enloquecido por el fútbol. “Vivo feliz. Me tomo en serio mi oficio de comentarista, pero no me tomo en serio a mí mismo. Y hago un trabajo que me obliga a pensar solo en el presente”, asegura.Tanta es su pasión por el balompié que no se pierde ningún partido del fútbol local, “así sea del Deportivo Tapita”, bromea el periodista Antonio Casale, compañero de set en el programa de televisión ‘Loca pasión, el diario’, por Telmex, y de la FM Fútbol Mundial.Pero a pesar de ser hincha a morir del Deportivo Cali y ser un apasionado del fútbol internacional, según Casale, a Martín poco le gusta ir a los estadios, prefiere ver los partidos por televisión. Es más una de las anécdotas que más recuerda de De Francisco sucedió en un estadio. “Estábamos en la final de la Copa América y Martín estaba muy nervioso, él de por sí es algo nervioso, pero ese día estaba pálido y cuando empezamos la transmisión no le salían las palabras, tocó empujarlo para que reaccionara”, recuerda Antonio. Este último, con conocimiento de causa que dan catorce años de amistad, confirma que con Martín es imposible relajar los músculos de la cara, “porque uno siempre se está riendo, él siempre está mirando el lado bueno de la vida”.Quizás el fútbol es una de sus grandes pasiones, pero sus novias no tienen que ver partidos ni saberse el nombre del técnico de la Selección Nacional. “Cuando estoy con alguien sé hacer diferencias y reparto mejor el tiempo”, asegura Martín.Eso sí, con sus relaciones siempre ha sido reservado, pues de su romance con la actriz y escritora María José Martínez poco se habló en la prensa, y su matrimonio de tres años con la actriz Verónica Orozco sólo fue noticia cuando se divorciaron en el 2010. La pareja llegó al altar en una boda sencilla en el 2007, pocos meses después de haberse conocido y luego de que la protagonista de ‘A corazón abierto’ pusiera fin a su relación con el director de cine y televisión, Rodrigo Triana. Pero cuando a Martín le preguntaban por su noviazgo tan fugaz con la actriz sólo se limitaba a hacer bromas: “Al principio era una campaña publicitaria, pero luego nos fuimos enamorando”.En una reciente entrevista, Verónica sostuvo que: “Martín es un ser maravilloso. Lo quiero mucho. Es uno de los hombres más inteligentes que he conocido en mi vida: amoroso, especial”. Aunque personas cercanas a la pareja aseguraron que las diferencias laborales, entre otras cosas, enfriaron la relación, Martín sólo dice que “fue un ciclo que cerramos”.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad