Los bailarines caleños son únicos: Stacey López, invitado al Mundial de Salsa

Los bailarines caleños son únicos: Stacey López, invitado al Mundial de Salsa

Agosto 06, 2013 - 12:00 a.m. Por:
Daniela Galarza | Especial para El País
Los bailarines caleños son únicos: Stacey López, invitado al Mundial de Salsa

“El baile es pasión, es físico, es espiritual, todo esto que como seres nos hace vivir debemos enseñarselo a nuestra población para que tenga una alternativa a la hora de ejercitarse”, Stacey López.

El bailarín Stacey López, invitado internacional al Festival Mundial de Salsa que se lleva a cabo esta semana, elogia el 'estilo caleño’.

Dice que empezó a bailar salsa en el vientre de su madre y que desde entonces no ha parado. Stacey López es una figura del baile de Puerto Rico y un académico formado en la prestigiosa universidad de Columbia, en Nueva York. Anoche, en el Centro Cultural de Cali, fue el invitado especial a la conferencia sobre la ‘Salsa Caleña’.¿En Puerto Rico perciben a Cali como la capital mundial de la salsa?Anoche cuando llegué a la habitación, escribí un pequeño pensamiento: “Llegué a la ciudad, me senté en una tasca y estoy como un pez en el agua: Cali, la capital de la salsa del mundo”, y ya esta mañana tenía como 300 ‘likes’. Eso lo reconocemos todos los que hemos visitado esta ciudad. Para los músicos puertoriqueños Cali es una segunda casa. Hay músicos que no se escuchan en Puerto Rico y que aquí vienen a tocar.Elogioso viniendo de usted, que se ha codeado con los más grandes de la salsa...Ha sido muy emocionante poder bailar con los máximos exponentes de nuestra música, pues yo estuve de viaje con el disco numero 100 de Tito Puentes, en el cual participaban Celia Cruz, Cheo Feliciano y muchos artistas más. Estuve bailando con Ismael López “Cachao” en un evento en Puerto Rico, fui coreógrafo de Gilberto Santarosa, Víctor Manuel, Jerry Rivera, Jose Alberto “El Canario” y Tito Nieves, entre otros.Dicen que su primera lección formal de baile llegó tarde...Ha sido bien excitante, porque mi primera lección de baile la tomé a los 25 años en Nueva York, pero llevaba toda la vida bailando socialmente. Nunca tuve una escuela formal, mi aprendizaje fue en las plazas y en los festivales, viendo bailar a la gente. ¿Cree que en Cali estamos aprovechando el potencial que tienen nuestros bailarines?En este momento los bailarines caleños están muy bien categorizados en el mundo, porque su baile es único, solo ellos lo pueden hacer. Cualquier persona puede aprender los otros ritmos, pero no todo el mundo puede aprender el estilo caleño, porque hay que tener vitalidad, coordinación y energía. Los caleños están estableciendo a través del mundo un estilo en la salsa único, respetado y admirado, porque lo están haciendo con mucha pasión, ritmo y energía.¿A los bailarines puertoriqueños les interesa venir a bailar en Cali?Tienen miedo. No todos, pero ellos no se atreven a bailar al lado de los caleños, porque ustedes son pura energía, son pura efervescencia y disfrute, mientras que ellos son demasiado técnicos. Muchas veces ellos han tratado de menospreciar su estilo, porque es distinto, pero hay que apreciarlo, porque pocos lo pueden hacer y a nivel mundial el baile de salsa caleño es muy respetado y admirado. ¿Cuáles son sus recomendaciones para los bailarines de salsa que lo ven como un ejemplo a seguir?Mi consejo es que, aunque tengamos éxito en el baile, educarnos es más importante. Nos puede llenar mucho saber que tenemos un talento y que podemos viajar, pero uno nunca sabe hasta cuándo va a poder bailar. Una lesión puede detener tu carrera como bailarín, pero nadie te va a quitar el proceso intelectual que has adquirido a través de tu formación académica. ¿Qué consejo les da a nuestros lectores para bailar salsa?Recuerden que bailar es un sentimiento personal. No importa con qué nivel de destreza lo hagan los demás, es una conversación entre ustedes y la música. Salgan a la pista y disfruten, escuchen la música, sientan y expresen a través de sus movimientos.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad