La Biblioteca Departamental se prepara para su expansión en Cali

Septiembre 07, 2011 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País
La Biblioteca Departamental se prepara para su expansión en Cali

Hernando Tejada pintó este mural en Telecomunicaciones de Emcali y se busca restaurar antes de demoler el edificio.

Después de tres años de cuasi quietud, la Manzana del Saber tomó renovado impulso. Su directora, Juliana Garcés Saroli, aseguró que "con $1.430 millones del Departamento y un crédito con Infivalle por $2.500 millones fueron comprados diez predios aledaños".

Después de tres años de cuasi quietud, la Manzana del Saber tomó renovado impulso, mientras en la Biblioteca Departamental se preparan para la expansión.Su directora, Juliana Garcés Saroli, aseguró que “el proyecto avanza muy bien, después de que durante tres años no se invirtió un peso. Con $1.430 millones del Departamento y un crédito con Infivalle por $2.500 millones fueron comprados diez predios aledaños, cuyas casas ya están en demolición. Dos no han sido negociados porque los dueños no están de acuerdo con el avalúo del Instituto Agustín Codazzi, y el otro está en sucesión”.¿Se ha pensado en expropiación?Hace dos meses le escribí al Alcalde de Cali pidiéndole que nos ayude con el Concejo, porque el Acuerdo que declaró esos predios como de destinación específica para la Manzana del Saber caducó el 31 de diciembre. Se necesita que sean declarados de nuevo de interés público. Los dueños han tratado de que subamos la oferta, pero debemos sujetarnos al avalúo. ¿Qué pasa con el edificio de Emcali?Dentro de la sede de telecomunicaciones hay un mural de Hernando Tejada que trataremos de trasladar a la biblioteca. Tengo entendido que en las Empresas Municipales van a hablar con el curador de arte Miguel González para que evalúe la obra, que tiene humedades y ha sido retocada no muy bien. Como no fue pintada con óleo sino como con pintura de agua, es difícil el traslado y muy costoso. ¿Cuándo comenzarán obras allí?Ese edificio será el último en ser demolido, porque todavía hay material de las Empresas Municipales. Allá serán enviados muchos libros nuestros, así como la colección de la Academia de Historia, que tenemos guardados en la casa donde funcionó la funeraria ‘La Ermita’. ¿Qué quedará allí?Un edificio de cuatro pisos, cuya construcción, espero, empezará a finales de este mes o comienzos de octubre. En el primero quedará el museo de las telecomunicaciones de Emcali; en segundo y tercero, salas de lectura; y en el cuarto una biblioteca y una sala de lectura con cafetería. También quedarían allí el escritorio y los libros de Rodrigo Lloreda Caicedo, pero esto no se ha definido. La ampliación quedará lista en cuatro y medio meses, y si todo va bien, la obra total estará en servicio dentro de dos años.Eso tiene ribetes de milagro...Gracias a Dios, tenemos un gobernador que no le ha metido política al proyecto; tenemos ministra vallecaucana y empresas como la Fundación Carvajal. Ojalá podamos atraer otras empresas.¿Como JGB, ya que la biblioteca tiene el nombre del fundador de esa empresa?(ríe) JGB nos da una donación muy generosa cada año, con la cual compramos libros. Hacía tres no lo hacíamos. ¿Al fin qué harán con el Saturno?Ah, ese artefacto... Planeación Municipal dice que debemos retirarlo. La Alcaldía sugirió ponerlo en el colegio de Santa Librada o el Inem. El rector del primero desea tenerlo, pero el traslado cuesta unos $50 millones. Pedimos ayuda a la Alcaldía, pues además del trasteo la biblioteca deberá reconstruir el andén.La biblioteca está en intensa programación cultural. ¿Es propia?El 90% es nuestra. Nosotros decidimos qué va, sea seminarios, conferencias, exposiciones o proyecciones de películas. El programa ‘Biblioteca en concierto’ ha tenido acogida enorme y tenemos la Camerata Alférez Real como orquesta de planta. A ningún artista se le paga.¿De dónde salen los recursos?De la estampilla Procultura y destinamos unos $3.000 millones anuales, porque parte de esos recursos debe ir a la Red de Bibliotecas, porque nosotros coordinamos las 72 bibliotecas locales. Ahora estamos tratando de coordinar todas las bibliotecas del Pacífico, porque tenemos la más grande de los cuatro departamentos. ¿Han pensado en cobrar? La gente no valora lo gratuito.Estoy totalmente de acuerdo. Cobramos la entrada al Observatorio Astronómico y al museo de robótica Abracadabra, pero esas entradas son módicas. Alquilamos los auditorios y el parqueadero. Pensamos abrir una tienda de libros y una de ‘souvenires’.La biblioteca goza de salud...Sí, pero la cultura debe ser subsidiada por el Estado, porque mucha gente no tiene dinero para asistir a actos culturales.

CONTINÚA LEYENDO
Publicidad
VER COMENTARIOS
Publicidad