Gabo tiene un océano con su obra en Madrid

Marzo 01, 2015 - 12:00 a.m. Por:
Catalina Villa, Enviada Especial a Madrid, España*
Gabo tiene un océano con su obra en Madrid

Un océano de palabras conforma, a modo de metáfora, un gran homeja a la obra de Gabriel García Marquez, en la exposición ‘Travesía por los estados de la palabra’, que se realiza en Madrid.

Una curiosa exposición, en el antiguo matadero de Madrid, le rinde honores a nuestro Nobel.

Ahí están playa, isla y tierno. Viento, nadando, balsa y gaviota. Viejos, lánguido y faro. Y mar. Sobre todo mar. En total son 7.000 palabras que conforman una curiosa exposición: un océano elaborado de fragmentos de obras de nuestro Nobel Gabriel García Márquez. Es como estar con Gabo y su mar. La idea, comisionada por Telefónica a propósito de la presencia de Colombia en la Feria Arco, que culminó el sábado, surgió de una metáfora: la travesía que emprenden las palabras a través del espacio conectando mundos distantes, un concepto que el mismo Nobel había abordado en su célebre discurso ante el Congreso Internacional de la Lengua en Zacatecas, México, en 1997 y que tituló ‘Botella al mar de las palabras’. “España, de alguna manera, exportó el lenguaje a América hace siglos. Pero fíjate lo que pasó: ese lenguaje nos fue devuelto convertido en arte, en literatura, en belleza poética, de manos de nadie menos que un colombiano genial: Gabriel García Márquez”. Así lo explica Alberto Garrido, responsable de la exposición, y quien durante dos meses lideró un equipo de más de 50 personas entre arquitectos, diseñadores, publicistas e ingenieros que dieron vida a la travesía de ese mar. “Queremos dejar por sentado que ese océano que supuestamente nos separa, en realidad nos une. Es el concepto de ida y vuelta de las palabras al que le queremos apostar”. La muestra está en el antiguo Matadero de Madrid y se inicia con la proyección de unos vídeos de Cartagena, en los que bailarines del Colegio del Cuerpo interpretan fragmentos de cuentos y novelas en los que Gabo habla del mar.Álvaro Restrepo, director del grupo, que se presentó en la apertura de la obra, dijo estar halagado de haber podido “darle cuerpo” a las palabras de García Márquez de una manera poética más no literal. “A través de la expresión corporal reinterpretamos esos fragmentos, que son leídos y coreografiados. Luego con los cineastas los grabamos”.Así, mientras en un sala oscura se aprecian los bailarines dando forma a las palabras, en una pantalla se van dibujando las ondas que esas palabras generan al ser pronunciadas en voz alta. Cinco metros más adelante, un ‘fábrica’ conformada por 50 impresoras digitales, imprime en tres dimensiones una selección de siete mil palabras que, unidas a unas varillas, forman las olas del mar.La travesía, sin embargo, no termina allí. Al fondo de e se mar se proyecta una imagen abstracta de otro mar, hecha a partir de lo que se conoce como ‘big data’. “Configuramos un programa que pudiera detectar cuando alguna de esas 7.000 palabras era usada en Twitter, tanto en Colombia como en España. Así que el movimiento de la imagen está determinado por su uso en tiempo real”, explica Garrido. *Con invitación del Ministerio de Cultura de Colombia.

CONTINÚA LEYENDO
Publicidad
VER COMENTARIOS