El Teatro Municipal está bajo la conducción de Juliana Garcés Saroli

Marzo 20, 2013 - 12:00 a.m. Por:

Para los 85 años del Municipal, en 2012, el teatro solo fue lavado por fuera, a pesar de las reparaciones que necesita.

Después de dos o tres directores de bajo perfil, tan bajo que nadie recuerda sus nombres, y de que durante el año pasado nadie se le midiera a dirigirlo, el Teatro Municipal está bajo la conducción de persona conocida: Juliana Garcés Saroli.La exdirectora de la Biblioteca Departamental ya sabe qué se debe recuperar del primer escenario cultural de la ciudad y ha esbozado planes para aprovecharlo:Usted cambió de silencio: el de la biblioteca por el del teatro, que está casi siempre vacío...Aquí tengo la suerte de tener un concierto todas las mañanas, con los ensayos de la Filarmónica de Cali, que me trae aires de paz y me reconcilian con la vida.¿Vino a afrontar muchas urgencias?Sí: hay que reparar las sillas, cambiar la concha acústica que está dañada y esa es la razón por la cual no se ha vuelto a presentar la filarmónica acá. ¿Cuesta mucho el cambio?Tenemos $124 millones y buscamos una concha que se ajuste a ese presupuesto. También hay que arreglar el escenario...¿Van a nivelarlo, dejándolo horizontal?No, se va a cambiar porque está en mal estado. Con el desnivel ha habido discrepancia, porque inclinado resulta mejor para los espectadores. Por tanto, cuando se requiera para espectáculos como el ballet, se pondrá encima una tarima.El teatrino está cerrado...Hay que adecuarlo, para facilitarlo a agrupaciones pequeñas y colegios.El teatro también necesita aseo.Hace cinco años no se lavan las alfombras y las cortinas, que están manchadas y les han pegado chicles, en fin. El comején hace estragos en los óleos de Efraín Martínez...En todas las maderas. También hay que reparar las tuberías, pero para ello hay que cerrar el teatro y tener el presupuesto.¿Este deterioro es el normal o se dejó coger ventaja?Ambas cosas. En el presupuesto debe haber reserva para arreglos y no la había.Hablemos de lo cultural. ¿Qué se va a hacer con el teatro?Ya me reuní en Bogotá con directivos del Banco de la República y del teatro ‘Julio Mario Santodomingo’, para plantearles un convenio con el fin de traer espectáculos en conjunto, que bajen costos. La gente reclama ópera y zarzuela.Cali ha sido el epicentro de la salsa y por eso el Municipal debe programar espectáculos diferentes para que el público tenga de dónde escoger y no se quede con una sola cosa. Por eso, el 31 de octubre y 1 y 2 de noviembre tendremos la compañía de zarzuelas de Jaime Manzur. Y se está pensando en montar ópera con las orquestas y los talleres de ópera de la ciudad y los solistas caleños que cantan en Europa. El teatro debe apoyar a los artistas de Cali.No solo de artistas vive el teatro...La idea es abrir una escuela de formación de tramoyistas, sonidistas, luminotécnicos, maquilladores, vestuaristas, porque no los hay. Vamos a buscar contacto con el teatro de Sao Paulo, donde ya tienen esa experiencia, para que nos orienten.Por ahí se habló de un museo.Sí, un pequeño museo para mostrar la memoria del teatro, pues tenemos fotografías y autógrafos de los grandes artistas que por acá han pasado.La disyuntiva es: hace empresa con grandes riesgos o se dedica a alquilar el teatro. ¿Cuál es su tónica?Alquilar el teatro está muy bien, porque atrae recursos, pero hay que bajar ese alquiler, para que haya más espectáculos. En este momento, abrirlo teatro cuesta $1.200 mil y se alquila en $4 millones a empresas privadas y por menos a colegios. Eso hay que replantearlo.Y nos vamos a arriesgar a hacer empresa. Por eso vamos a buscar contacto con las embajadas, que nos ayuden con la traída de artistas internacionales. Por eso la importancia de los convenios que ya mencioné para compartir riesgos.El gran riesgo es lo impredecible del público caleño.Estamos haciendo un estudio sobre la respuesta a diversos espectáculos en años pasados, para poder ofrecer lo que más gusta en la ciudad y que no sea salsa.Cuando usted estuvo en la Biblioteca Departamental logró respaldo de la empresa privada, lo cual en Cali es muy difícil. ¿Podrá lograrlo para el Municipal?Estoy segura de que sí. Ya estoy haciendo contactos... y no solo con JGB (ríe).

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad