Desde hoy, dibujantes de Colombia y Latinoamérica se reúnen en Calicomix

Mayo 02, 2013 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País
Desde hoy, dibujantes de Colombia y Latinoamérica se reúnen en Calicomix

Calicomix fue invitado al festival Ayacc en Guiyang, China, a mediados de agosto, para mostrar obras de caricaturistas e historietistas colombianos.

Este jueves comienza el 20º Festival de Historieta y Caricatura Calicomix, en el que se reúnen algunos de los mejores dibujantes del país y de América Latina para dar su versión de lo que es el circo. Una fiesta para los ojos.

Piano, piano, sin alharaca pero con tozudez, Calicomix llegó a veinte años de actividades. La gran cumbre de caricaturistas, dibujantes, historietistas y toda esa franja lunática que vive la vida a cuadritos, completa cuatro lustros de ilustrar la vida y dar realce a un oficio que en el país no es del todo valorado.Este jueves comienza de manera oficial el que ya se llama 20º Festival Calicomix, que desde 1991 está en una brega no siempre comprendida. Empezó, porque ya “en ese entonces era evidente el potencial que mucha gente tenía para hacer caricaturas e historietas, en especial, por personas que trabajaban con la publicidad. De esa manera hicimos cada año un salón para presentar sus trabajos, que en 2000 se llamó Salón Calicomix”, dijo su fundador y director, José Campo Hurtado.De esa manera este año se dieron cita ilustradores, caricaturistas y dibujantes de once países que mostrarán el circo desde diversos ángulos, con trabajos en tinta china, acrílicos, obras gráficas, fotografías alteradas y hasta esculturas, que serán expuestas hasta el sábado en el Centro Cultural Comfandi y la Biblioteca Departamental.Sobre tan singular tema, Campo explicó que se trata de “mostrar todos los circos posibles, desde el tradicional, hasta el erótico, el aéreo, el de pulgas o el político. También, la fobia por el circo. Es una manera de disfrazar las realidades y de resaltar lo absurdo de la realidad misma”. Así, el circo fue plasmado en 476 obras provenientes de Cali, Popayán, Medellín, Bogotá y Pereira. Del extranjero, Argentina, Ecuador, Perú, Chile, Mongolia, Irán, Ucrania, Rusia y Nigeria: “En una escuela de China un profesor puso a sus alumnos a trabajar y nos envió sus producciones”, contó Campo.También habrá una retrospectiva sobre los 20 años de Calicomix; una segunda muestra de José Guadalupe Posada, el célebre caricaturista mexicano que inmortalizó las calaveras. Además, charlas con ilustradores, caricaturistas, tatuadores, pintores de cuerpos y los grupos Escritores de Cali, Gráfica Mestiza, 100 en1día, Dibujo Cali y Caliclown.Cuando al director del certamen se le insiste en que hable de los invitados, advierte que “tenemos mucho trabajo local. Estamos haciendo visibles a muchos artistas de la ciudad. Entre las figuras reconocidas están Mheo y Matador, así como un personaje que viene de Antioquia, Álvaro Vélez, ‘Truchafrita’. En cuanto a lo internacional, tenemos al argentino César Carrizo. Todos los invitados son muy buenos, pero hemos aprendido que traer gente de muchos pergaminos opaca lo mucho bueno que hay por mostrar aquí”.Uno de esos invitados, Mheo, siente que es importante participar porque “lo que yo hago está emparentado con el lenguaje de los cómics y me parece muy bueno ir a contar lo que hacemos los caricaturistas”.Lo curioso es que Calicomix no ofrece premios, ni dinero y, sin embargo, los famosos aceptan participar, porque “tiene reconocimiento internacional. A cada participante le damos una certificación, que es considerada como una exaltación de su trabajo”.Y añade Mheo: “Calicomix permite que la gente se acerque a un género profundo, que va más allá de lo chistoso, tiene lenguaje propio y multitud de propuestas. Aquí en Colombia está en etapa de preadolescencia, pero este encuentro sirve para posicionarlo. En Europa la historieta está muy valorizada”.Por esa falta de valoración del oficio del dibujante, José Campo admite que a lo largo de estos 20 años ha estado a punto de 'tirar la toalla': “Más de una vez. Por eso hay que renovar continuamente y este año resolvimos que fuera festival, para despojarlo un poco de la carga académica y más bien mostrar a otros grupos que están haciendo cosas buenas”.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad