“Dejo la casa pintada y con plata”: directora saliente de la Biblioteca Departamental

“Dejo la casa pintada y con plata”: directora saliente de la Biblioteca Departamental

Diciembre 18, 2015 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País
“Dejo la casa pintada y con plata”: directora saliente de la Biblioteca Departamental

“Les estamos apostando a los artistas nuevos para que ellos tengan en la Biblioteca un lugar dónde mostrar su trabajo”: Beatriz Otero, directora de la Biblioteca Departamental Jorge Garcés Borrero.

Con la satisfacción del deber cumplido, Beatriz Otero hace un balance de su gestión al frente de la Biblioteca Departamental Jorge Garcés Borrero.

Con la satisfacción del deber cumplido, Beatriz Otero se preparara para dejar, el próximo 31 de diciembre, su cargo como directora de la Biblioteca Departamental Jorge Garcés Borrero. 

El día 29 de diciembre, a las 10:00 a.m.,  en la Biblioteca, hará la rendición  pública de cuentas de su trabajo durante tres años.

Se estima que en el periodo 2012-2015, con corte al 30 de octubre del presente año,  la biblioteca atendió unos  5.415.112 usuarios. Por día son atendidas en promedio unas 2.000 personas. “Somos un centro para todos los habitantes, de todas las edades”.

Otero asegura que se va del cargo “tranquila y feliz porque hice la tarea y quien llegue, debe mejorar lo que hicimos”, expresó a El País.  

Empezó su gestión con $5.500 millones de presupuesto y cada año tenía reducciones sobre ese primer valor. ¿Esa situación limitó su labor?

Eso nos exigió reducir costos, mirar otras alternativas y buscar recursos por mayores valores. Nos obligó a tener un manejo eficiente de los recursos. 

¿Qué estrategias se pusieron en marcha para generar recursos?

 Fortalecimos nuestro banco de proyectos y sistematizamos 31; y creamos unos nuevos  para ‘Manzana del saber’,  implementación ‘Alegría de leer por un Valle lector’ y nos  presentamos a convocatorias nacionales e internacionales. También trabajamos en red con entidades municipales, departamentales y nacionales así como  con las universidades. Por primera vez, se le abrió la puerta presupuestal a la Biblioteca en la Alcaldía. En 2014 nos aprobaron $50 millones que en 60 años no habíamos tenido. Y en 2015 recibimos  $200 millones y  presentamos para el 2016 una solicitud por $500 millones. 

Hace unos meses anunció la Secretaría de Cultura de Cali que la feria de literatura ‘Oiga, mire, lea’ tendrá recursos en 2016...

Así es. La idea es que el evento sea anual y sea una especie de Hay Festival muy caleño, muy nuestro. El ‘Oiga, mire, lea 2016’ ya queda diseñado y con plata, ya hay unos $250 millones y creemos que con $400 sale adelante. Además, la idea es extender su programación al Valle. Ese evento arrancó en febrero de 2015 sin recursos y redistribuimos lo que teníamos para  promoción de lectura. Arrancamos con $50 millones pero logramos una unión de esfuerzos con entidades públicas y privadas que nos aportaron y sin duda, ese paso fue una de las alianzas más importantes que hicimos. 

¿Estar entre las mejores bibliotecas del país, para qué le ha servido a la entidad?

Hoy, somos un ejemplo para el país por el impacto que tiene nuestra labor y la variedad de servicios que prestamos porque ya no somos una simple biblioteca, somos un centro cultural porque hay museo, salas interactivas y hay espacio para una variada oferta cultural. Tenemos proyectos por  regalías y  realizamos una gestión patrimonial que nos garantiza permanencia en el tiempo, por algo somos depositarios de todos los libros que escriben los vallecaucanos o que hacen referencia al Valle.

  Por toda la gestión hecha, nos hemos ganado becas internacionales. El proyecto ‘La lectura cura’ fue reconocido internacionalmente, nuestros funcionarios han sido becados en México y Chile, y a estos países hemos llevado la experiencia de cómo una crisis se convirtió en una oportunidad.

Desde hace varios meses usted ha hablado de renovar el Bibliobús, ¿será una realidad?

Hace 20 años no estrenamos Bibliobús. Ya está lista la plata. Y nos puede llegar a costar entre $500 y $550 millones. La idea es que tenga 20 puestos  de trabajo, un espacio para computadores. Y la idea es que se articule con el programa Alegría de Leer. Quien llegue a este cargo tiene que llegar a ejecutar la compra. 

 ¿Y cómo queda el Archivo del Patrimonio fotográfico y fílmico que hace unas semanas recibió un estímulo económico de Mincultura?

Aunque la plata no lo es todo y nos hace mucha falta, somos un referente nacional en  preservación y conservación de sus documentos. Cada año hacemos encuentros con los bibliotecarios  para la formación en conservación documental. Eso nos ha permitido fortalecer el archivo que está en la página web en convenio con Icesi y estamos en conversaciones para ver qué ajustes le podemos hacer.   

En conclusión, usted dejará hasta la casa pintada porque la Biblioteca luce una imagen renovada...

Dentro del convenio que se hizo para el diseño de la Manzana del Saber se incluyó la pintura de la biblioteca, igual, la Departamental es un sitio donde todos ponen y Pintuco donó la pintura y la Fundación Carvajal nos pintó. Por eso hoy mostramos otra cara. Al interior estamos arreglando todos los baños públicos, la sala infantil y  un problema de filtraciones en la plazoleta. La casa va a quedar organizada y con plata. 

¿Cuánto deja en caja?

Estamos tramitando con la Asamblea Departamental un presupuesto de $5.400 millones  para 2016. Aparte de eso dejamos $1.750 millones para el proyecto de ‘Alegría de leer’ y eso está listo para ejecutarse. Y esperamos que nos aprueben los $500 millones del Concejo Municipal. Y $100 millones de un proyecto con la Secretaría de Educación Departamental que ya está listo. 

¿Y qué le recomendaría a sus sucesor para que no descuide?

Hay tres cosas que le recomiendo tener en cuenta: 1. Controlar el gasto. 2. Fortalecer el talento humano. 3. Ejecutar los proyectos del Sistema General de Regalías.

En detalles Proyectos por regalías  Manzana del Saber: Este mes se entrega el diseño de cómo será la Manzana del Saber ya terminada. Será un proyecto por etapas que le permitirá a la nueva administración hacer inversiones graduales. Se aspira a que en tres años pueda estar terminada. Se estima que este proyecto requiere unos $15.000 millones de pesos. Con este presupuesto se aspira tener un teatrino, 100 parqueaderos más, un nuevo auditorio, un parque que irá de la Calle Quinta a la Roosevelt y un Museo Interactivo.  Alegría de Leer: Beatriz Otero lo considera como un proyecto bandera a nivel nacional. El impacto de este proyecto es hacer promoción de lectura en el Valle del Cauca. La idea es capacitar 1.536 docentes como promotores de lectura en los municipios de Riofrío, El Águila, Caicedonia, Argelia, Roldanillo, Versalles, La Unión, Candelaria, Vijes y El Cairo para mejorar los índices de lectura.        Renovación del Museo Interactivo Abrakadabra: Está en trámite la organización del diseño. Hay recursos aprobados por el orden de $3.000 millones.
VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad