Andrés Hoyos, fundador de El Malpensante, presenta manual para mejorar la escritura

Octubre 13, 2015 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País

‘Manual de escritura’, de Andrés Hoyos, invita a ver esta actividad como un ejercicio cotidiano. “En Colombia la gente tiene cosas qué decir, pero no las sabe decir, sobre todo por escrito”, afirma.

[[nid:472586;http://contenidos.elpais.com.co/elpais/sites/default/files/imagecache/563x/2015/10/andres-hoyos.jpg;full;{“La escritura consiste en adquirir buenos hábitos no que alguien le esté dando a uno golpes en la cabeza con la regla. Este es el libro de un escritor que habla de su instrumento de trabajo”, dice Andrés Hoyos. Foto: llaeddin Twebti | Especial para El País}]]

Como fundador y director de la revista   El Malpensante, durante 12 años, Andrés Hoyos, fue  el encargado de recibir y revisar los textos de   sus colaboradores. Gracias a su trabajo llegó a una conclusión: “En Colombia la gente tiene cosas qué decir, pero no las sabe decir, sobre todo por escrito”.  

De ahí surgió su inquietud por escribir ‘Manual de ortografía’, un texto escrito en tono ameno que invita a no tenerle miedo a la escritura y hacerlo de manera correcta. 

Hoyos asegura que una de las razones por las cuales los colombianos le tenemos pavor a escribir es porque “el enfoque de la enseñanza de la escritura está equivocado para periodistas, gente  del común e incluso para escritores. Es un enfoque castigador, académico, castrador, es un enfoque que todo el tiempo está diciendo ‘Así no se dice’”. 

Por eso con esta publicación decidió apelar al estilo de los manuales que se editan en inglés, que se caracterizan por ser divertidos. “No soy un prefecto de disciplina,  ni filólogo, ni lingüista. Simplemente hablo de los hábitos que se deben tener para escribir mejor, de una manera más agradable, divertida expresiva y comunicativa”. 

Para este trabajo se apoyó en su bibliografía personal, pues siempre ha sido un aficionado a los temas de lenguaje, además de tener en cuenta su experiencia como editor y director de una revista. 

Asegura que los colombianos debemos aprender “a contar las cosas de manera suscinta, impactante. Tenemos que ser convincentes y expresivos con los textos”.

¿Cuál es la diferencia entre su ‘Manual de escritura’ y tantos que se encuentran en el mercado?

El enfoque. La mayoría de los manuales son escritos por profesores universitarios, académicos y a ellos les importa mucho más la “corrección” que la expresividad. Creo que escribir bien y escribir correctamente son dos cosas muy diferentes; y yo abogo porque la gente pueda escribir bien.

  Creo que para escribir hay que leer mucho y escribir con frecuencia, no hacerlo una vez cada dos años. 

 ¿Cuánto tiempo le tomó escribir este manual?

Me tomó un año y medio. Escribir tiene un lado tortuoso pero me divertí. Lo más difícil fue encontrar buenos ejemplos. Cuando fui director de la revista ví todos los ejemplos que necesitaba  pero no los guardé. Aquí me tocó empezar a buscarlos. 

¿A qué público quiere llegar?

Este es un libro que le resulta útil a quienes estén terminando el bachillerato, alguien que tenga un mínimo curiosidad; y muy fuertemente será de ayuda para estudiantes universitarios y profesores. Y también para profesionales que necesiten escribir y se vean a gatas. Cualquier persona que quiera escribir bien y que  no lo logra puede darse la oportunidad con el libro.

Cuándo era director de la revista   El Malpensante y llegaban a sus manos textos mal escritos, ¿que sentía?

En el libro tengo una metáfora relacionada con la ortografía. Digo que la buena ortografía es como cuando uno viaja por un carretera maravillosa, andando en su carro y viendo el paisaje cuando de pronto hay un hueco y el carro pega un brinco. El error de ortografía en la mitad de un texto, incluso en un texto divertido, produce una dramática perturbación. 

Pero hoy en día la mala ortografía es uno de los problemas, pero va más allá, el problema es que la gente se traba, comete errores elementales a la hora de contar un cuento. No saben hacerlo. 

 ¿Cometer errores de ortografía es una falta de educación o es descuido?

Con la  ortografía hay mucha indolencia, hay quienes no entienden que con la ortografía hay cosas básicas. Por ejemplo: no cierran ni abren las exclamaciones o las preguntas. Pero a veces es más fácil corregir la ortografía que la redacción porque a veces hay párrafos donde se  mezclan muchas  ideas. 

 ¿La mala ortografía y la mala escritura, son contagiosas y hereditarias?  

No. La mala escritura y la mala ortografía son personales. Hay  personas que provienen de medios donde no se escribe o no se lee y son  magníficos lectores y escritores.  

¿Cuáles son los errores más comunes que cometemos los colombianos al escribir?

 Hay dos situaciones: 1. La gente no sabe contar las cosas por escrito. 2. Hay una  pomposa sotisficación de la escritura. 

¿Qué se necesita para escribir bien?

Tener algo que decir y saber  decirlo.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad