ENTRETENIMIENTO
Hoy:

    Cinco cosas que les dijeron a los 'millenials' y no son verdad

    Enero 24, 2017 - 12:00 a.m. Por:
    Redacción de El País
    Cinco cosas que les dijeron a los 'millenials' y no son verdad

    Evan Spiegel  tiene 26 años, es cofundador y director ejecutivo de Snapchat y cuenta con  una fortuna estimada de US$ 2,1 mil millones.

    Mark Zuckerberg, creador de Facebook tiene 31 años y US $44,6 mil millones. Se retiró de Harvard cuando tenía 19 años para llevar su empresa a Silicon Valley. 

    Elizabeth Holmes, de 32 años y con US $3,6 mil millones en el banco, es la fundadora de Theranos, una compañía especializada en servicios de tecnologías de la salud y de laboratorio clínico. 

    Ellos lideran el listado de los diez millonarios jóvenes emprendedores de Forbes. Ellos  son todo lo que sus contemporáneos quieren ser: trabajo creativo con libertad horaria, libertad financiera temprana; compromiso ambiental y social prioritario  que les da la sensación de estar “cambiando el mundo”, etc. 

    Ellos pertenecen a la Generación Millenial, también denominada Generación Peter Pan, que representa el futuro inmediato  de la sociedad, la cual se ve reflejada en los nuevos talentos que llegan a las empresas, los personajes ‘cool’ que se siguen en Instagram, los viajeros que recorren en mundo antes de los 30 sin dinero pero con un millón de amigos virtuales.     

    Son considerados millenials aquellos que nacieron entre los años  1984 y  el 2000. Aunque se asocia con el cambio de milenio, muchos estiran este corte de tiempo hasta la caída de las Torres Gemelas. La primera vez que apareció el término  ‘millennial’  fue en 2000, en el libro  ’Millennials Rising: The Next Great Generation’, de los historiadores Neil Howe y William Strauss.

    Vienen después de la Generación X y los Baby Boomers, quienes se criaron entre conflictos bélicos e inestabilidad económica. Los Millenials, por otro lado, crecieron en medio del calentamiento global, el saldo en el celular, las redes sociales y las Kardashian. 

    Simón Sinek, de ‘Los Millenials en la empresa’, explica que ellos tienden a durar poco en los trabajos tradicionales porque se produce un choque violento  entre lo que  les dijeron que sería la vida y lo que hallan en el mundo laboral real. 

    Sus padres les dijeron, en primer lugar, que eran especiales y únicos. Todo ser humano lo es, de alguna manera, pero la realidad  es que la inmensa mayoría de los mortales son personas comunes y corrientes. Descubrirse  “no especiales”   resulta demoledor para muchos Millenials. La autoestima es lo primero que se golpea.  

    También -dice Sinek- los padres les han dicho a los Millenials que todo lo pueden tener, porque sí,  porque lo merecen por el simple hecho de existir. Pero resulta que la vida real implica  esfuerzos de largo aliento,  procesos,  tiempo, perseverancia.    

    Por esta razón el Millenial puede sentirse mal pagado en una empresa donde soñó que lo nombrarían socio a los 3 meses de llegar. Como está acostumbrado a la satisfacción inmediata de sus deseos, y tuvo  padres que le redujeron las experiencias estresantes, el mundo laboral convencional le resulta   más rudo de lo que esperaba.

    Concluye Sinek que otro reto de los Millenials es lidiar con la  adicción al estímulo que produce recibir una gratificación inmediata en redes sociales.

    1. Deberás ser millonario a los 25

    Sin ánimo de matar sus ilusiones y no reconocer la labor de todos aquellos que han materializado su golpe de suerte o su alto coeficiente intelectual, la presión de alcanzar el monto soñado está un poco alejada de la realidad. 

    Hay que tener en  cuenta que la mayoría de jóvenes termina la universidad a los 21 y las empresas todavía valoran los méritos académicos  y la experiencia laboral a la hora de establecer un suelo, que si bien puede no ser el mínimo, está muy alejado de la posibilidad de acumular moneditas de oro en el sótano. Lo que sí es posible es emprender en nuevos espacios como las redes sociales, donde los jóvenes sacan provecho a su personalidad o su talento y crean contenido interesante que se viralizan y posteriormente se convierten en una fuente de ingresos.

    2. Compartirás tu vida en redes

    ¿Es necesario que todo el mundo se entere de cada movimiento que ocurre en su vida? 

    ¿Es de vida o muerte aceptar a todo cuanto usuario envíe una invitación sin tener nada en común? No. Los Millennials pueden tener una vida privada y no se corre peligro si no es así, aunque un 88 % de los  latinoamericanos tiene perfiles en redes sociales. Está bien haber nacido en 1990 y no usar  hashtags, ni tener cuenta en Snapchat. También es aceptable llamar a un amigo y quedar con él en persona, en lugar de hacer caso a la notificación que le recuerda su cumpleaños en Facebook y cumplir con “el deber”.

    Según el sociólogo Juan Manuel Restrepo, perteneciente a la Generación  X, “los Millennials están más interesados de mostrar su café en redes sociales, que en conocer de dónde vino el café o siquiera disfrutarlo. Se dice que son más independientes, pero su estado de ánimo depende del número de ‘likes’ que genere su foto o su ‘tuit’”. 

    3. Serás un líder innato

    ¿Y qué pasa con los tímidos o los que prefieren trabajar en un equipo en lugar de liderarlo? La preocupación ante la falta de desarrollo en capacidades de liderazgo y de su percepción sobre ser ignorados son factores que empujan a los Millennials a cambiar de carrera en el corto plazo, indicó la compañía Deloitte. Según una encuesta de la firma, 6 de cada 10 Millennials dejará su trabajo en 2020, 44 % de ellos  afirman que si pudieran escoger,  esperarían dejar a su empleador actual en los próximos dos años. 

    De hecho, muchos de estos  jóvenes se encuentran más a gusto con el modelo horizontal que vertical en las empresas, ya que parten de la base de que aún los principiantes pueden aportar nuevas y valiosas ideas. “Ser un jefe que únicamente da órdenes les genera incomodidad. Desean tener superiores que sean mentores“, considera el sociólogo Juan Manuel Restrepo.

    4. Todo lo que compres será costoso y orgánico  

    No es necesario ser un esclavo del consumismo y presumir todo lo que se compra. Tampoco se debe aspirar a ser el embajador de cada nueva marca que llega a la ciudad.  De hecho, y gracias en parte a la consciencia ambiental, una gran porción de esta generación no tiene ni siquiera  vehículo  y prefiere el medio de transporte público o la bicicleta.

    Según un estudio realizado por Goldman Sachs (firma de banca de inversión), “los jóvenes no buscan ser dueños de cosas materiales, pero sí vivir experiencias”. Tampoco es necesario lucir un cuerpo escultural y lucir como “bendecido” en cada foto, ni comer solo comida ‘ligth’, ‘gourtmet’ u ‘orgánica’. No hay problema si no se tiene una aplicación que mida los pasos en su celular y le cuente las calorías o  si su ropa no es propia de un anuncio de Tv.     

    Creerás en el amor libre

    Términos como el ‘poliamor’ y la ‘pansexualidad’ liberan de la presión de definirse y establecerse con una sola persona para toda la vida. Sin embargo, los Millennials también crecieron con las historias de amor de las películas (aunque son más dados a las series), por lo cual creen en el amor, el romance, el compromiso y, sí, la monogamia.

    No por esto son más independientes, de hecho varios estudios aseguran que con el fin de ahorrar para viajar los Millennials tienden a quedarse más tiempo en casa de sus padres, con los cuales las relaciones sí suelen ser más abiertas. También se casan, aunque sus bodas tienden a ser menos formales y con invitados más cercanos a ellos que a sus padres. No todos anuncian sus relaciones en redes sociales, ni conquistan por medio de Tinder.

    Generación X1965-1984Equilibrio trabajo-vidaMensajes de textoLeal a la empresaComputador personal

    Millenial 1984-1995Libertad y flexibilidadEn línea y móvilesEmpresario digitalTablet y smartphones

    Generación Z 1996-2012Seguridad y estabilidadFacetimeMultitareaNanocomputadores

    VER COMENTARIOS
    CONTINÚA LEYENDO
    Publicidad