ENTRETENIMIENTO

Así será el regreso de Bridget Jones

Octubre 23, 2016 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País
Así será el regreso de Bridget Jones

El bebé de Bridget Jones. Comedia Romántica, Estados Unidos. Director: Sharon Maguire. Intérpretes: Renée Zellweger, Colin Firth y Patrick Dempsey.

Dos decadas después de la publicación del libro que contaba las aventuras de Bridget Jones, se estrena la tercera película inspirada en sus andanzas.

Bridget Jones representa lo que la mayoría de las mujeres hacen cuando nadie las está viendo, y todo aquello de lo que los hombres generalmente huyen, pero al final terminan adorando: la realidad.   Es  obsesiva en su  búsqueda del amor romántico, comparable apenas con sus ansias de dejar de fumar, beber y encontrar su peso ideal.  Sabe que para lograr una noche apasionada después de una cita debe llevar calzones de abuelita, esos que recogen con éxito todos los gorditos molestos de la cintura, pero que de ser puestos en evidencia   pueden matar hasta la más ardiente de las pasiones.    Es buena amiga, trabajadora mediocre, tiene una relación bastante cuestionable con su mamá y por siempre y para siempre, será la princesa de papá.  Es imprudente, un poco superficial, perezosa y vive delirando. Parece que su talento es atraer a su vida todos los hechos  bochornosos que puedan ocurrirle a una persona.  Tiene un gusto perverso por los hombres infieles y lujuriosos.  Es tan imperfecta que sencillamente no hay forma de no adorarla. El personaje de Bridget Jones fue creado por Helen Fielding para una columna del diario británico The Independent. Rápidamente creció en popularidad y se convirtió en una novela que ha vendido millones de ejemplares. Cuenta la historia de una treintañera soltera que vive en Londres, trabaja para una editorial y tiene un círculo de familiares y amigos bastante peculiar: está la ‘Susanita’ que solo sueña con su boda, el amigo ‘gay’ que vive de glorias pasadas y  la amiga que mantiene en búsqueda  de hombres más jóvenes. También están las tías celestinas y los tíos ‘toquetones’.   La columna traspasó las hojas del diario para convertirse en tres novelas, las dos primeras fueron publicadas en 40 países y la tercera vendió 46.000 copias solo el primer día. Luego  vinieron las tres películas.  “Con Bridget quería representar a muchas solteras que siguen al pie de la letra los absurdos consejos de las revistas femeninas para encontrar el amor de su vida. Una obsesiva fijación que se puede ver plasmada en la protagonista de la trilogía”, ha asegurado Fielding.  Las características de Bridget Jones la convirtieron en una de las creaciones literarias más populares de la literatura inglesa, incluso llegando a ser mencionada en listas de las novelas británicas más influyentes del siglo XX. En la  primera película,  ‘El diario de Bridget Jones’, estrenada en 1991, Jones, interpretada por la actriz estadounidense Renée Zellweger, es  una mujer británica  de 32 años, solitaria y con una vida sentimental en perpetua crisis que decide transformar sus hábitos.  Atrapada en un triángulo amoroso entre su jefe, Daniel Cleaver (Hugh Grant) y el abogado divorciado Mark Darcy (Colin Firth), a quien en un principio odia, pero con quien acaba al final de la película. El éxito del personaje  se debe en buena parte a la interpretación de Zellweger, que no solo derribó las dudas que planteaba la elección de una actriz estadounidense para un personaje inglés, sino que incluso llegó a ser nominada al Óscar como Mejor actriz. Cuando  Helen Fielding creó a Mark lo hizo en base a Mr. Darcy, el conocido personaje de ‘Orgullo y Prejuicio’, uno de los clásicos de la literatura inglesa. Para describirlo,  usó como base a Colin Firth, quien años antes había interpretado a Mr. Darcy en la serie de la BBC basada en el libro.  En 2004 se estrenó la secuela, llamada ‘Bridget Jones: al borde de la razón’. En esta historia, Jones se ve separada de Darcy, y vuelve a involucrarse con Cleaver, en una narrativa que incluye secuencias en Austria y Tailandia, donde ella ingresa a prisión por supuesto tráfico de drogas. Esta semana, después de doce años de ausencia en el cine, el turno es para una más madura, aunque igual de disparatada Bridget, quien esta vez se ve en un conflicto no tan común entre las mujeres, aunque no por eso poco probable: un embarazo, dos posibles padres.   Las dos primeras adaptaciones  podría decirse que son muy fieles a los libros. Sin embargo, ‘El bebé de Bridget Jones’ poco tiene que ver con el tercer libro de la saga  titulado ‘Loca por él’, lanzado en 2013.  Y menos mal, porque de ser así Mark Darcy, el gran amor de Bridget, estaría muerto y el guapo Colin Firth no aparecería  en pantalla.  Tras cientos de críticas que le siguieron al libro, se hizo un guion escrito a  seis manos por Helen Fielding, la autora de las novelas; la actriz Emma Thompson, que tiene un pequeño papel en la cinta y el guionista y productor Dan Mazer.  También se buscó a Sharon Maguire,  directora de la primera película, quien después de ser muy alabada por su trabajo en ‘El diario de Bridget Jones’, se había retirado de la industria  para criar a sus dos hijos.  “Yo tenía 40 años y había esperado mucho tiempo para encontrar a un hombre con quien tener hijos”,  recuerda Maguire. “Finalmente lo encontré y tuve que dedicarme a la cuestión de los hijos. Estoy aquí sentada viendo los resultados: uno de doce y otro de seis años”, agrega. ‘Bridget Jones: Al borde de la razón’ fue  rodada por otra mujer, Beeban Keedron. La protagonista de la historia sigue “igual de inconsciente e imperfecta, y una romántica empedernida”, afirmó  Renée Zellweger en la presentación de la película. La reportera en apuros se ha hecho mayor, por supuesto, sigue intentando dejar de fumar y de beber y ya va por la milésima dieta. Ahora, además de calorías cuenta seguidores en  Facebook y  Twitter. Sigue loca por los hombres.  En esta nueva entrega no está Daniel Cleaver (Hugh Grant), quien aseguró que no le había gustado que el guion se desviara tanto del libro. “Decidí no hacerlo. El libro es excelente, pero el guion es completamente distinto, al menos el que me mostraron hace unos años”, aseguró el británico en una entrevista el año pasado. En su reemplazo está otro galán, Patrick Dempsey, recordado por su papel en  la serie médica ‘Greys Anatomy’. Valga decir que después de que su personaje sufriera uno de los finales más tristes de todos los tiempos de la televisión, para sus seguidoras fue un alivio que fuera incluido en el reparto del filme.  El que sí está de regreso es Colin Firth, en su papel de hombre perfecto  que ama a Bridget “tal como es”.  “La gente se acordaba mejor de este personaje que yo mismo, porque han visto la película muchas veces, yo no”, dice el ganador del Óscar por ‘El discurso del rey’.   En el libro  Mark Darcy  muere en una misión humanitaria. Bridget es viuda y tiene dos hijos de su matrimonio con Mark, del que parece haber superado su pérdida. Además, ha sustituido al maduro y irónico Darcy por un joven  de 29 años llamado Roxster mientras que Bridget tiene 51 años (“35, si alguien pregunta”).   En la película, en cambio,  Jones está nuevamente soltera, tras divorciarse de  Darcy. A los 43 años, descubre que está embarazada y que además de su exesposo hay otro posible candidato a padre: Jack Qwart, un estadounidense irresistible que tiene todo lo que Darcy no posee. “En el fondo, Bridget Jones es sobre la diferencia entre lo que todos sentimos que esperan de nosotros y cómo somos en realidad; y cómo Bridget descubre durante su accidentado embarazo,  cómo esperamos que sea la vida y cómo realmente es”, dijo Fielding al diario inglés The Guardian en agosto de este año. El lanzamiento de la cinta coincide con el 20 aniversario de la publicación de la primera novela de Bridget Jones, mientras que el rodaje comenzó durante el 20 aniversario del lanzamiento de la primera columna en el diario The Independent.

 

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad