Noticias de Cali, Valle y Colombia - Martes 21 de Octubre de 2014

Opinión

opinion | columna |  julio-cesar-londono - Mayo 31 de 2012 - 00:39
  • 14Comentarios
  • Imprime
  • Reporta un error

Tras las huellas del zapato

Si algo ha dejado huella en la historia es el zapato, sobre todo el más leve, el femenino. Por razones de espacio me limitaré a seguirle la pisada en los últimos cien años a la sandalia, la plataforma y el tacón puntilla.

El zapato abierto apareció en Francia muy temprano, en los años 20, pero tuvo que andar bastante para abrirse paso. Aún en 1939, un crítico de estilo de Vogue consideraba que “las sandalias dejaban demasiada piel al descubierto para llevarlas en la calle”. Tenía razón. Una mujer en la calle con los pies casi desnudos era entonces, como hoy, un espectáculo perturbador. A finales del siglo las jóvenes se atrevieron a ir en chanclas más allá de la tienda de la esquina, y la Havaiana brasileña, la tanga del pie, recorre desde entonces el mundo. Para ocasiones especiales, el calzado elegido fue la sandalia de tiras y tacón. En 2007 y 2008 las pasarelas fueron invadidas por la sandalia gladiador, un zapato de caña alta y muchas correas.

En 1941 Salvatore Ferragamo inventó la plataforma. Las hizo con corcho y madera porque el acero escaseaba por la demanda de metal ocasionada por la Segunda Guerra Mundial. Dijo que se había inspirado mezclando el coturno de los antiguos actores de la tragedia griega y las sandalias zuecas de las japonesas. La plataforma conoció su apogeo en los años 70, cuando los ‘topolinos’ para el verano y las botas de plataforma para el invierno fueron una alternativa cómoda y casual del zapato de tacón.

Pero la apoteosis del zapato femenino fue la invención del tacón puntilla. Pasadas ya las afugias de la guerra, los diseñadores pudieron usar el acero para los núcleos de tacones más altos y delgados. El invento sucedió a principios de la década del 50 en Italia y se lo disputan Ferragamo y Roger Viviere. Lo cierto es que el tacón puntilla fue decisivo porque arqueó el pie, inclinó la pelvis, alargó la pierna, levantó las nalgas y los pechos, obligó a las mujeres a caminar más despacio y acentuó el balanceo de la cadera al andar. Con el tacón puntilla la moda descubre, al fin, la base ideal para esa geometría hechizada que es el cuerpo de la mujer. Cualquier otro diseño palidece frente a este. ¿Se imagina usted a una actriz porno en chanclas? ¿A una reina en traje de gala con algo diferente al tacón puntilla? En la oficina y en ciertas reuniones ellas pueden ponerse casi cualquier zapato y quedan divinas de todas maneras, pero para las grandes fiestas no hay elección, la puntilla es tan obligatoria como el vestido blanco para la novia. No hay nada qué hacer. Es alta, esbelta, etérea, elegante, erótica. A su lado, cualquier zapato es un carramplón.

El zapato que hace furor ahora en las calles y los salones del mundo es una suma de los inventos del siglo: une la plataforma y el tacón puntilla, y es semiabierto para no renunciar al encanto de la sandalia: deja ver los tobillos, y a veces descubre el talón y muestra un poco los mejores dedos (zapato ‘boca de pescado’). La plataforma permite usar con comodidad puntillas más altas; las aberturas están ahí para mostrar piel en pequeñas dosis (carne para las fieras). Es un diseño que lo tiene todo: glamour, altura, discreción, elegancia, sensualidad. Es, en suma, un invento anatómico, diabólico, muy chic y de altísimo poder. Será difícil inventar ya nada mejor.

Para nosotros es indispensable respetar las opiniones que nuestros lectores expresan.

Por ello te pedimos no hacer comentarios que agredan a otros usuarios.

Para opinar, debes ser un usuario registrado. o regístrate.

cerrar Seudónimo o email: *

Contraseña: *

La Plana

  • 14Comentarios
  • Imprime
  • Reporta un error

Un tacón puntilla bien acomodado puede curar la hemorroides.

Ojalá impusieran la moda de los tacones puntilla de 11 cm para hombres para que se den cuenta lo incomodos y antianatomicos que son, les recomiendo el artìculo de la revista Semana 1569 sección Vida Moderna.

Ginecopodofetichista como Sumercé, su columna, admiradísimo maestro de letras, además de regalarme nueva información ha sido un goce total leerla hoy apenas. Las GRACIAS son para Ud. y las FELICITACIONES son para El País de Cali por contar con su pluma magistral y su inteligencia. A mí me encanta ser sorprendido por su competencia versátil que se ocupa de los temas más variados.

ZAPATERO A SUS ZAPATOS.
ESCRITOR A SUS ESCRITOS.
PERIODISTA A SU PERIODISMO.
Parece que si acerto en lo de Sigifredo,lo felicito aunque todavia es muy prematuro, ojala el hombre salga limpio.
Odio el tacon puntilla, de adolescente una vez toque a una mujer y me clavo el tacon en el brazo.

¿ qué opinas de la venta del edificio de la secretaria de Cultura? Julito

PREGUNTA A JHON NAVIA.
?CON TODOS LOS: CORRUPTOS,LAGARTOS, CUOTAS POLITICAS INCLUIDO.?

Sexy, sensual, erótico...Y arma letal...Un taconazo bien pegado en la torre y el susodicho se va de trepanación.

ahhh usted se fue muy fino.. aca crecimos con las alpargatas y las chancletas.

la brillante pluma de Londoño fajandose en esta columna dedicada a un adminiculo que estimula los sentidos de los machos y usted saliendo con las alpargatas y las chanclas. Coja oficio.

y es que a usted no le estimularon los sentidos con un chancletazo? No quedo adolorido despues de un alpargatazo?

se ven divinas ,muñecas hermosas con esos tacones puntilla y con el movimiento pendular que deben mantener para lograr el equilibrio y si a eso le agregamos unos jean ajustaditos y una blusita pegadita y el ritmico movimiento de su cabello y su mirada indiferente haciendose las que no las estan mirando,definitivamente a mi me generan una emocion muy particular .asi mis manos no las puedan tocar,ni mis labios las puedan recorrer!!!.en mi imaginacion solo hay para esas bellas feminas ternura sensualidad e inevitable pasion!!.
que viva el tacon puntilla y las nenas que los usan!!

...me declaro eterno admirador de unos pies hermosos con sus respectivas sandalias.....

Aunque reconozco que el calzado puntilla es muy elegante para la mujer, ¿qué es lo mejor para nosotros, para los que apreciamos la belleza en la mujer?
Soy un fetichista indeclinable de unos pies hermosos, de ahí que las sandalias sean mis favoritas o bien aquel calzado que permite apreciarlos a sabor.
Los pies bellos de la mujer son fantasía pura amigo Julius y ¿qué mejor que exhibirlos? Recuerdo a Cardenio cuando descubrió los de Dorotea en Sierra Morena cuando lavaba sus pies en un riachuelo: “que no parecían sino dos pedazos de blanco cristal que entre las otras piedras del arroyo se habían nacido” capítulo XXVIII de la primera parte de Don Quijote.
Unos pies feos ameritan hasta bota pantanera mi estimado periodista. Saludos.

A la necesidad de cubrir el cuerpo en època cavernícola se le agregó el uso de unas fundas con pieles en los pies , para protegerse de los insectos y las inclemencias del tiempo. Evolucionó y, hoy en día puede ser arma de seducción, fetiche, símbolo de status social. Tambièn puede ser el causante de enfermedades de la columna vertebral e igualmente la religión juega un papel en su uso. No he llegado a ver la primera mujer musulmana usando unos tacones seductores para su marido. En los años 70s, muchos hombres tambièn usaron zapatos con una ligera plataforma y en la actualidad, no es inapropiado el uso de baletas, tenis y chanclas bajitas para actividades de fin de semana, lo cual no se veía bien en èpocas anteriores. Basta con ver una película en blanco y negro, en donde la mujer huía, llevando los famosos tacones puntilla y el ladrón detrás, en impecable vestido entero, con corbata incluída.

Servicio al cliente

Clic aquí. Teléfono 685 50 00
Diario El País S.A. Copyright (C) © 2014 www.elpais.com.co | Cra. 2 No. 24-46 Tel. (572) 8987000 Cali - Colombia Política y tratamiento de datos | Aviso legal | Superintendencia de Industria y Comercio de Colombia