Noticias de Cali, Valle y Colombia - Miércoles 22 de Octubre de 2014

Opinión

opinion | columna |  german-patino - Julio 19 de 2010 - 00:05
  • 32Comentarios
  • Imprime
  • Reporta un error

Día de la Independencia

Es curioso que, pese a múltiples evidencias de todo tipo que aclaran que el 20 de julio de 1810 en Santafé no se declaró ninguna independencia de España –por el contrario, se juró lealtad al rey Fernando VII-, los gobiernos colombianos persistan en celebrar esa fecha como ‘el Día de la Independencia de Colombia’.

Tampoco se entiende que en los medios de comunicación se propale la especie según la cual, desde los albores de la República se conmemoró el 20 de julio, cuando esa fecha sólo se elevó por ley a ‘Día de la Independencia’ hacia finales del Siglo XIX. Y que en 1910, pueblos como los de Cartagena se negaron a celebrar ese día porque lo consideraban una “fiesta de los santafereños” y no de todo el país. La verdad, los cartageneros tienen su propia fecha, casi un mes anterior a los sucesos del 20 de julio en Bogotá, aunque tampoco fue una declaración de independencia.

Incluso personajes de tanta importancia como Tomás Cipriano de Mosquera, el mismo partícipe de las batallas por la independencia, siempre se negaron a aceptar el 20 de julio como una fecha para celebrar la independencia del país. No sólo porque entonces no se declaró independencia alguna, sino porque con ello se desconocía el patriotismo y el valor de la única población colombiana que se atrevió a proclamar el rompimiento definitivo con la monarquía española en 1810: Mompox el 6 de agosto de ese año.

Al lado de la declaración de Mompox todas las manifestaciones de las demás ciudades y villas de Colombia quedan como timoratas declaraciones de conformismo con la corona española y manifestaciones de afanes elitistas para gobernar a nombre del reino.

Ninguna, ni la de Cartagena, ni la de Cali, ni la del Socorro, Pamplona o Santafé, se acercan siquiera, en claridad de propósitos y afanes libertarios a lo dicho por los momposinos aquel 6 de agosto de 1810.

Que existía gran distancia entre las proclamas autonomistas de las diversas localidades y el manifiesto independentista de Mompox, lo prueba un hecho contundente: el gobierno autonomista de Cartagena le declaró la guerra a Mompox, porque esta ciudad había tenido el atrevimiento de “traicionar al Rey”. Con su carne y con su sangre pagaron los patriotas momposinos el valor de haber sido los pioneros de la independencia en Colombia.

¿Por qué le hemos escamoteado a este pueblo valeroso la gloria de haber sido los primeros en abrir un camino por el que luego transitaríamos la mayoría de los colombianos? ¿Por qué hemos sido tan mezquinos?

Porque la aristocracia santafereña y sus aliados en diversas partes se empeñaron en centralizar el país alrededor de Bogotá, desconociendo el papel de las diversas regiones y pueblos en la formación de la Nación colombiana. Bogotá tenía que ‘iluminar’ al resto del país, así fuera a la brava. No podía ser que el sendero de la libertad lo hubiera señalado en Colombia un pueblo de bogas mulatos y de pequeños comerciantes, y no los ‘cultos’ abogados santafereños o los ilustres descendientes de españoles que ostentaban los mejores cargos en la administración virreinal.

Vaya ironía. Pero tal parece que a los colombianos nos gusta vivir ‘centralizados’ en torno a Bogotá. Sólo así se explica tanta necedad.

Para nosotros es indispensable respetar las opiniones que nuestros lectores expresan.

Por ello te pedimos no hacer comentarios que agredan a otros usuarios.

Para opinar, debes ser un usuario registrado. o regístrate.

cerrar Seudónimo o email: *

Contraseña: *

Al Margen

  • 32Comentarios
  • Imprime
  • Reporta un error

Las declaraciones o gritos de Independencia de 1810, no funcionaron como ruedas sueltas. En el fondo, hubo un proyecto hilvadado. El asunto no estrivaba en desconocer la dependencia de la Corona, sino en cómo y cuándo hacerlo. Lo sucedido con los Comuneros y la represión de Quito del año anterior, no era cualquier maricada. El Regimiento El Fijo de Cartagena y el poder del virrey en Santafé, eran factores a tenerse en cuenta. De ahí que el mérito de Mompox consistió fue en la berraquera de haber proclamado total independencia del Consejo de Regencia y del Rey, lo cual está testimoniado por actores principales de los hechos. Nada de que Fernandito viniera a gobernar entre nosotros y de guardarle las espaldas mientras Napoleón lo retenía.
Por fín un periodista informado, proclama una verdad que muchos historiadores a lo largo del país, viaticados por el Banco de la República, en vísperas del bicentenario se dieron a aseverar que lo de
Mompox fue algo insignificante, simple deseo de segregación de Cartagena, sin analizar detenidamente causas y consecuencias de ese osado grito del 6 de Agosto que precipitó la declaratoria de independencia de Cartagena del 11 de Noviembre de 1811 y franqueó la plataforma logística al Libertador para su campaña Mompox-Ocaña-Cúcuta-Caracas de 1812-1813, que tampoco ha sido valorada en su conjunto sino limitada a la última etapa, destacada como Campaña Admirable. Reitero la invitación hecha por Oscar Arquez al distinguido periodista a que nos acompañe en la conmemoración en Mompox, donde tendré a bien presentar mi libro: "MOMPOX: Musa macondiana y Matriz de Libertad - Gabonadas e Historia" Con mis propias reflexiones sobre los hechos históricos y los deplorables resultados de la actualidad, cuando Mompox, Ciudad Valerosa y Benemérita de la Patria, Monumento Nacional y Patrimonio del Mundo, se halla vejada bajo un yugo mucho más onominoso que el sacudido en 1810, el politiquero impuesto mediante la feria del voto por los garantes del pacto de Realito, el paramilitarismo de La Gata, Don Chepe, y el Turco Hilsaca. Independencia,Igualdad, Libertad, Democracia, son términos vacios, sin sentido en la actualidad de la ciudad procera, que requiere de los momposinos una segunda independencia.

Muchas gracias, Germán Patiño, por el reconocimiento a la decisión tomada por los momposinos, el 6 de agosto de 1810. Ya lo habías planteado en tu columna del El Pais de Cali, del 20 de julio del año pasado. Te esperamos en es Mompox, este 6 de agosto, para reunirnos en el BICENTENARIO DE LA INDEPENDENCIA NACIONAL, y construir nuevos caminos para un mejor país; de paso conozcas esta Tierra de Dios, le reiteres tu reconocimiento a Vicente Celedonio, Germán y Gabriel Gutierrez de Piñeres, Pantaleón Germán Ribón, José María Gutiérrez de Caviedes, José María Salazar, Juan B. del Corral, Juan Fernadez Sotomayor y Picón, Nicolás Valest y demás momposinos que tomaron tan radical e importante decisión y de paso nos traigas copia de la contundente carta del general Tomás Cipriano de Mosquera, al Prfecto General de Popayán en 1878. Oscar Arquez Van-Strahlen

Por que se ensañan en seguir con este cuento ,hay vemos la coveniencia de los gobiernos y los politiqueros de ocultar la verdad soberana ,algo positivo del tal bicentenario es que muchos jovenes han comenzado a darse cuenta que lo enseñado a sus atecesores es mentira ,como lo es todo en el desarrollo de hay que lo expresado por Fernando Vallejo tenga razòn,"Colombia es una mala madre"

OJO que Uribe esta que se lo llevan los diablos con Santos,porque este no quiso aceptar al corrupto de Andres felipe Arias"Uribito" en su gabinete,bien por esa Dr: Santos . FALTAN 19 DIAS Y UNAS CUANTAS HORAS PARA QE SALGA LA PODREDRUMBE DE LA CASA DE NARINO.

Tan No es traído de los cabellos esta columna que mañana mismo se celebra este día.

Señor Alí P. Escobar. Con todo respeto disiento de su criterio.

No se trata de “querer cuestionar” la fecha de independencia, tampoco se trata de algo pueril y vacio pues se trata nada menos que de evocar una fecha que marcó y marcará un hito dentro de nuestra historia.

Se trata también de hacer claridad al respecto y de resaltar como esa fecha, la del 20 de julio, no fue la de un grito de independencia ni mucho menos, error en el que caemos por facilismo, por aquel prurito propio de nuestra idiosincrasia, ¡de no investigar y “tragar entero”!

Tampoco es que tengamos que creer a pié juntillas lo que dice Germán, aunque coincido con él y pienso que una columna escrita con rigor histórico, obedece no a elucubraciones gratuitas ni mucho menos facilistas, sino a un trabajo a conciencia, de muchos años, de prolijos e ingentes esfuerzos consultando aquí y allá para intentar extraer la verdad. Es todo.

Cuando se nos llena la boca hablando de la independencia de Colombia, no puedo dejar de pensar en un viejo dicho que dice "quitáte tu, para ponerme yo".
Los mestizos de primara clase,lo descendientes de españoles y españoles mismos decidieron un dia dejar de mandar el oro al rey de España para quedarselo para ellos. Pero los que no eran del Club ... mamita, no rascaron y siguen sin rascar bola. Solo hay que dar una vuelta por nuestro pais y nos daremos cuenta de ello. De las poblaciones indigenas.... mejor miramos para otro lado, o seguimos echandole la culpa a los crueles españoles, que resulta mas fácil para la mente.
En este pais como en muchos otros, menos independencia y mas justicia social.

Gracias por la puntualización Sr Ali P. Escobar.
Tengo 68 años. Mi abuela a la que le escuchaba el dicho pequeño, tendría hoy alrededor de 130 años y murió cuando yo tenía 18. ¿ Cree Ud. que mi abuela tenía idea de quien era el Combo o la Fania All Star? . Cosas de la vida, mi abuela la usaba para referirse a la clase politica en su eterna lucha por el poder.
Mas me inclino a pensar que esa letra, como otras tantas, habrá sido tomada del saber popular para componer la canción a la que Ud hace referencia. Gracias y saludos

no se trata de cambiar el pasado. se trata de aclarar con EVIDENCIAS . el problema es que a mucha gente no les gustan las evidencias ni la ciencia. afortunadamente la tecnología nos permite no tragar entero y recurrir a multiples fuentes de información.le invito a que haga lo mismo. le cuento que gran parte de la informacion que nos dieron a usted y a mi ............es falsa. lo siento

Dios grande y poderoso solo faltan 19 Dias y unas pocas horas para que el enano paraco abandone el poder,antes que nos deje embarcados en una guerra con Venezuela y se pierda la vida de Colombianos y Venezolanos que no tiene nada que ver con la disputa entre CHAVESTIA Y URIBESTIA .

Quien no aprende de su pasado erróneo, esta inevitablemente condenado a repetirlo.

Deberiamos promover un movimiento popular para celebrar la independencia el 6 de agosto, por mas que traten de taparlo, si no lo hacemos nosotros, al final las generaciones futuras reconoceran esta fecha y no la del 20 de julio como el dia de independencia, tomemos la iniciativa y reconozcamosle a los heroes de Mompox su valentia y su lugar privilegiado en la historia de Colombia.

CAGATRON tu nickname le hace honor a la mierda,tus comentarios desde el 2004 ninguno tiene una base como para decir que buen comentario,mira a ver si en Espana te ensenan a pensar un poquito,Ex-mensajero.

El pobre pueblo Colombiano tan confundido y sumergido en la ignorancia como siempre.

La historia se repite 200 años después. Pero no es la de la independencia sino de la trifulca entre Bolívar y Santander, que hoy es la de misma entre Uribe y Santos por la forma apropiada de gobierno. Bolívar, al igual que Santos, aunque fué un gran guerrero también fué partidario de la conciliación diplomatica, y Santander, "El hombre de las leyes" al igual que Uribe, prefería la menera déspota, al estilo del "pacificador" Pablo Morillo. El conflicto interno de hoy no es el de Santos-Chavez sino de Santos-Uribe. Lo irónico es que el slogan del gobierno de Santos es la "Unidad nacional".

Excelente Germán, más claro no canta un gallo.

Ese equívoco del 20 de julio en Bogotá con respecto al 6 de agosto en Mompox, es equivalente a lo que va de la batalla del Pantano de Vargas a la batallita de puente de Boyacá, como lo afirma el historiador Alfredo Iriarte en su libro: “Batallas y batallitas en la historia de Colombia”.

“Sin la batalla del Pantano de Vargas no habría habido la del puente de Boyacá”, escribió sabiamente Enrique Uribe White.

Con lo del 20 de julio, ha sucedido otro tanto como sabiamente lo aclaras.

En su libro: “Los grandes conflictos sociales y económicos de nuestra historia” Indalecio Liévano Aguirre nos dice que: “las revueltas que dirigieron las oligarquías criollas en 1810, en las capitales americanas, coincidieron en su adhesión a Fernando VII”.

“Ocurrió la historia de siempre. No bien el pueblo puso la cara, la oligarquía corrió a reclamar sus privilegios. Tal como se estila en la actualidad.

De ahí que no haya que hacerse cruces por los malos hábitos que hacen parte de la naturaleza de nuestro corrupto Congreso como bien lo expresó nuestro extinto humorista Jaime Garzón: “el Congreso es el lugar donde se reúnen los Padres de la Patria a reglamentar sus privilegios”

Finalmente Alberto Zalamea en el prólogo al libro de Indalecio, nos aporta una verdad insoslayable:

“El peligroso divorcio que ha existido tradicionalmente entre el pueblo colombiano y las clases políticas y sociales que han desempeñado la tarea de dirigirlo, en nada se revela mejor que en la forma como ha sido escrita la historia nacional”

La independencia de Colombia ante el imperio español no empezó el 20 de julio de 1810 sino el 7 de agosto de 1819, con la batalla de Boyacá. Y terminó el 7 de agosto de 2002 con la posesión de Alvaro Uribe en el solio del libertador Bolivar con la abyecta entrega de nuestra independencia al imperio yanqui, peor aún que el imperio español.

Apreciado German, Tienes mucha razón en lo que escribes. Escucha este adaptación radial de la hjck de hace varios años.
http://www.hjck.com/bicentenario.asp?id=1328249

Servicio al cliente

Clic aquí. Teléfono 685 50 00
Diario El País S.A. Copyright (C) © 2014 www.elpais.com.co | Cra. 2 No. 24-46 Tel. (572) 8987000 Cali - Colombia Política y tratamiento de datos | Aviso legal | Superintendencia de Industria y Comercio de Colombia