Noticias de Cali, Valle y Colombia - Miércoles 26 de Noviembre de 2014

Los Panchos, invitados de honor en el Festival de Tríos

Gaby Vargas habló sobre los comienzos de esta agrupación musical que promueve el romanticismo.

Por: Redacción de El País Viernes, Septiembre 2, 2011
  • Comentar
    2
  • Imprime
  • Reporta un error
  •   

view counter
Fotos

Este evento, que pone romántica a Cali con la presentación de los mejores tríos del país, se realiza desde el 30 de agosto hasta el 4 de septiembre.

completa de 18 fotos

Dato clave

Grandes éxitos

Alfredo Gil y Chucho Navarro “compusieron muchísimo. don Chuchito era más sentimental y romántico, en cambio don Alfredo era más ‘tosco’, más directo. Creo que eso era porque le gustaba el ambiente nocturno”, dice Gaby Vargas.
Algunos grandes éxitos de Los Panchos fueron compuestos por ellos: ‘Sin un amor’, ‘Ya es muy tarde’, ‘Perdida’, ‘Una copa más’, ‘No trates de mentir’, ‘Rayito de luna’, ‘Un siglo de ausencia’, ‘Si tú me dices ven’, ‘Ni que sí, ni quizá, ni que no’.
Primeras voces:Hernando Avilés (1944-1951 y 1956-1958)
Raúl Shaw Moreno (1951-52)
Julito Rodríguez (1952-1956)
Johnny Albino (1958-1966). Murió el pasado 7 de mayo.
Enrique Cáceres (1966-1971). Falleció el pasado lunes 22 de agosto.
Ovidio Hernández (1971-1976)
Rafael Basurto (1976-1993)
¡Hoy en el Dann!
La tercera sesión del XIX Festival de Tríos será esta noche en el Hotel Dann Carlton a las 8:00 p.m., con Los Panchos, de México; Los Embajadores, de Ecuador y Los Bi-Reyes, de Venezuela, mas nueve tríos nacionales.

Los Panchos, invitados de honor en el Festival de Tríos

Los Panchos en la gloria: Avilés, Gil y Navarro.

Cada vez que sale al escenario, Gaby Vargas lleva sobre sus hombros una gran responsabilidad: la de ser fiel al legado de los legendarios Alfredo Gil y Chucho Navarro, fallecidos integrantes de Los Panchos.

La devoción que Gaby profesa por sus maestros la demostrará ante el público caleño que asistirá este viernes al Hotel Dann Carlton y el sábado a la Plaza de Toros, en el marco del XIX Festival de Tríos.

Gabriel ‘Gaby’ Vargas (Veracruz, 1959), quien se vinculó a Los Panchos cuando Gil y Navarro llevaban 34 años con el trío, sabe que debe cuidar el nombre del que todavía es considerado como el trío más famoso de la historia. Una historia que comenzó muchos antes de su nacimiento y que fue escrita por dos músicos que cada tanto cambiaban la primera voz.

Alfredo Gil (Puebla, 1915), apodado ‘Güero’ por su cabello rubio, desde joven destacó como gran ‘punteador’ de la guitarra, cuya técnica le enseñó el guitarrista flamenco Agustín Castellón. Como Gil no era alto, encargó una guitarra más pequeña y con el diapasón más corto. Sin quererlo, inventó el requinto que hoy tocan casi todos los tríos.

Chucho Navarro (Guanajuato, 1913), sería médico, pero por cantar con Gil en Nueva York nunca se graduó. En mayo de 1944 formaron trío con Hernando Avilés (Puerto Rico, 1914) y lo llamaron Los Panchos, por fácil de pronunciar. En ese entonces los acompañaban otros guitarristas, uno de los cuales fue el bogotano Álvaro Dalmar.

Así lo recuerda Gaby Vargas: “Era dicharachero. Siempre me presentaba como ‘un flaco de 21 años’, pero yo ya tenía 30 y tantos. Y a Enrique Cáceres (primera voz), quien cantó con el trío Las Sombras, lo anunciaba como ‘el que sacamos de Las Sombras”.

Vargas asegura: “Para mí, la mejor segunda voz de los tríos en todos los tiempos fue Chucho Navarro. Sólo él fue capaz de acompañar a siete primeras voces distintas, cada una con su tesitura”.

De 1959 a 1964, Los Panchos visitaron Japón en cinco ocasiones. Tuvieron tal acogida, que surgieron tríos que imitaban el estilo panchista, como Los Panchos de Tokio, Los Panchos de Osaka, entre otros.

El grupo dio dos vueltas al mundo: “En todo país al que llegábamos, Alfredo quería grabar las canciones locales con el estilo pancho. Y también componían: en Japón dejaron canciones que allá gustaron mucho, como ‘Fujijama’, de Chucho”, cuenta Vargas.

Sobre la energía de Gil, el actual director de Los Panchos da fe: “No se detenía un instante. Cuando salíamos de gira, me levantaba tarde en la noche para ir a dar serenatas a gente importante y me hacía mostrar cómo tocaba yo el requinto, porque estaba muy niño. Me decía el maestro que cobraban por una serenata lo que en esa época costaba una casa de clase media”.

Por allá en 1978, Alfredo Gil se ganó la lotería y se retiró del trío: “Don Chuchito lo extrañaba mucho y siempre lo mencionaba en las presentaciones: ‘Se retiró el malvado porque se sacó la lotería y me dejó un muchachito aquí’, señalándome”, dice Vargas.

Gil conocía a Gaby desde cuando tenía éste 7 años. Como tocaba muy bien el requinto, don Alfredo se lo llevó para la Ciudad de México y los padres del chico le cedieron la patria potestad.

“Alfredo Gil me enseñó el ‘sonido panchista’. Yo fui la única persona a la que él quiso enseñarle y me trataba como un hijo”, añade.

La lotería de Los Panchos

Al retirarse Gil, permitió que Chucho Navarro usara el nombre Los Panchos. Pero un tiempo después vendió la ‘razón social’ al músico Rafael Basurto, lo cual causó cierto escándalo.

Y para buscar su reemplazo, se abrió el concurso ‘Los dobles de Los Panchos’, en el cual compitieron 2.500 tríos de México. Vargas participó con sus hermanos y fue escogido para ocupar el puesto que dejaba el legendario: “Yo tenía 18 años. Fue como si yo también me hubiera ganado la lotería. Lo único que el maestro me dijo fue: ‘Aquí todo es humilde. Todo se lo tienes que entregar al público. No toques por tocar, siente lo que estás haciendo”, explicó Vargas.

El trío Los Panchos histórico llegó a su final el 24 de diciembre de 1993, con la muerte de Chucho Navarro, pero Gaby Vargas continuó con el grupo. Alfredo Gil falleció el 10 de septiembre de 1999.

Hoy, cuando Los Panchos de Gaby Vargas salen al escenario, “la gente me dice: ‘Estás metido en unos zapatos grandísimos’. A mis compañeros les recuerdo que llevamos un legado inmenso y tratamos de mantener la secuencia marcada por Gil y Navarro”.

Además, “los melómanos viejos siempre comparan el requinto de don Alfredo con el mío. Pero luego se dan cuenta de que es el mismo estilo panchista, aunque el maestro tenía un poco más de expresión”, asegura Vargas, a quien no parece agobiar el peso de la historia musical que lleva sobre sus hombros.

  • Comentar
    2
  • Imprime
  • Reporta un error
  •   

Para nosotros es indispensable respetar las opiniones que nuestros lectores expresan.

Por ello te pedimos no hacer comentarios que agredan a otros usuarios.

Para opinar, debes ser un usuario registrado. o regístrate.

Volver arriba

Servicio al cliente

Clic aquí. Teléfono 685 50 00
Diario El País S.A. Copyright (C) © 2014 www.elpais.com.co | Cra. 2 No. 24-46 Tel. (572) 8987000 Cali - Colombia Política y tratamiento de datos | Aviso legal | Superintendencia de Industria y Comercio de Colombia