Así han cambiado Duque y Petro su discurso de cara a la segunda vuelta
Elecciones presidenciales 2018

Así han cambiado Duque y Petro su discurso de cara a la segunda vuelta

Junio 03, 2018 - 07:55 a.m. Por:
Redacción de El País 
Gustavo Petro Iván Duque

Gustavo Petro (i), candidato del movimiento Colombia Humana; e Iván Duque, candidato del Centro Democrático.

Colprensa

Casi cinco millones de personas se quedaron en el limbo político. Flotan en el centro. Sus candidatos se quedaron por fuera de la campaña política y ahora dos extremos intentarán captarlas para —con sus votos— llegar a la Presidencia de la República.

Esa será la tarea de Iván Duque, candidato del Centro Democrático, y Gustavo Petro, de la Colombia Humana, quienes tendrán que deslizarse desde la derecha y la izquierda, respectivamente, para llegar al centro.
Y como el camino es pedregoso, empezaron desde el pasado domingo moderando su lenguaje. Llamando a la unidad, cuando los tres meses anteriores se encargaron de reafirmar sus diferencias.

Precisamente —explica— Yan Basset, doctor en Ciencia Política de la Universidad de París, en eso consiste la primera vuelta de una elección presidencial: dividir; después, los que pasan a segunda vuelta se encargan de llamar a la unidad.

Mientras, el experto en marketing político Pedro Viveros es más directo y asegura que en este caso no se trata de llegar al centro, sino de parecerse al voto de Sergio Fajardo, que es un voto coyuntural y no corresponde a un partido político.

¿Pero qué tanto han cambiado los discursos de los dos candidatos que el próximo 17 de junio se disputarán el inquilinato de la Casa de Nariño para los próximos cuatro años?

Lea también: Duque y Petro piden al Fiscal revelar presunta compra de votos antes de segunda vuelta

El vuelco electoral

“Quiero ser el presidente que una a nuestro país, que no gobierne con espejo retrovisor, sino mirando hacía el futuro, pensando en lo que este país necesita para su progreso”.

Así, Iván Duque Márquez se dirigió a las personas que lo llevaron a ser el candidato más votado en la pasada jornada electoral. Pero también a todos aquellos que quedaron huérfanos de dirigencia política.

Días más tarde, el representante del uribismo en esta contienda empezó a recibir apoyos de quienes hasta la semana pasada eran sus oponentes: los integrantes de los partidos Liberal, Cambio Radical y La U.

Diego Cediel, politólogo de la Universidad de La Sabana, indica que Duque se ha mostrado como un hombre conciliador, de consensos, que no se altera, que no responde a provocaciones, pero que tampoco se va por las ramas.

Explica, al igual que Basset, que es necesario que en estas dos semanas los candidatos traten de desmarcarse de sus posiciones radicales, además porque empiezan a hacer alianzas con otros sectores políticos.

Es el caso de Duque, quien al recibir el respaldo del liberalismo y de sectores de La U, empezó a morigerar sus propuestas de cambio al Acuerdo de Paz que se firmó con la desmovilizada guerrilla de las Farc.

Ahora Duque dice: “Tenemos que ser amables y generosos con la base guerrillera que ha hecho tránsito a la desmovilización, al desarme y a la reinserción, pero hay que garantizar que los máximos responsables (...) cumplan sus penas”, pero ha sido claro en señalar que no será tras las rejas sino “en granjas agrícolas”.

Entre tanto, Gustavo Petro trata de desligarse de sus propuestas de convocar a una Constituyente para implementar los proyectos que no logren ser aprobados a través del trámite reglamentario en el Congreso.

Ahora, el candidato dice que es necesario hacer un “acuerdo sobre lo fundamental” y que para ello requiere el acompañamiento de todas las fuerzas políticas en el Congreso de la República.

Sin embargo, varios analistas consultados coinciden en que será al dirigente de Colombia Humana a quien le quedará más complicado deslizarse a las posiciones de centro porque es un hombre reconocido por su “posturas antiestablecimiento”.

Además, el pasado lunes, en una entrevista con una cadena de televisión internacional, fue enfático en señalar que no habrá expropiaciones y que lo que hará es “democratizar la propiedad privada”.

Y aseguró que en Venezuela sí hay una dictadura, pese a que hace algunos meses respaldaba el trabajo político de Hugo Chávez y su sucesor Nicolás Maduro.

En estas semanas se seguirán viendo más cambios de los candidatos, pero dice Yan Basset que definitivamente la tarea más compleja será para Petro, quien arrastra una imagen negativa que es la más alta entre todos los hombres que aspiraban la Presidencia de la República.

Viveros, por su parte, agrega que Colombia es un país ampliamente conservador y que, pese a los cambios que manifieste el candidato de la izquierda, será más complejo para él recibir aceptación. En todo caso, “los votos de centro serán para quien cometa menos errores en estas semanas”.

Frases 

"No voy a acabar con la pensión sustitutiva ni con Colpensiones, pero necesitamos una reforma de equidad donde los subsidios no se queden en los bolsillos de los más ricos”, Iván Duque.

"A mí me pueden apoyar muchas personas que confían en el programa de gobierno, pero no tengo compromisos burocráticos con nadie, se acaba la mermelada”, Iván Duque.

“No propongo un programa de izquierda. No propongo un programa socialista. El problema de Colombia es que no se ha desarrollado el capitalismo”, Gustavo Petro. 

“Nuestra propuesta de una agricultura industrial está ligada también a la industrialización en las ciudades, que permite que se enriquezca la ciudadanía”, Gustavo Petro.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad