Sin cláusulas, ahora la ‘guerra’ será por los precios de celulares

Sin cláusulas, ahora la ‘guerra’ será por los precios de celulares

Julio 02, 2014 - 12:00 a.m. Por:
La República | Colprensa.

Entró en vigor la norma que prohíbe las cláusulas de permanencia en contratos de telefonía móvil.

Sin cláusulas de permanencia en los contratos de telefonía móvil, la ‘guerra’ entre los operadores y actores del mercado se trenza ahora por atrapar compradores. El Ministerio de Tecnología de la Información registró un total de 6.648 puntos autorizados para la venta de teléfonos celulares, en los cuales los consumidores pueden adquirir sus dispositivos libres de planes de voz y de datos y abiertos a cualquier operador. Tras un día de vigencia de la resolución expedida por la Comisión de Regulación de las Comunicaciones (CRC), La República consultó algunos precios de los equipos y encontró que estos, entre las compañías operadoras del servicio, tienen diferencias abismales. Por ejemplo, sin cláusulas de permanecía, actualmente un Iphone 5s de 64 gigas, en Claro, cuesta $2,18 millones. En Tigo, el mismo aparato cuesta $1,7 millones y en Movistar 2,1 millones. “Ahora los clientes pueden comprar el equipo y el servicio en empresas diferentes, es decir, el aparato se compra en cualquier punto de venta y se suscribe a un servicio de telefonía móvil que el consumidor desee”, dijo a La República Isabel Cristina Fajardo, comisionada de la CRC. Y es que a esta medida, que fue impulsada por el senador Eugenio Prieto en la Comisión Sexta del Senado junto a la CRC, se suman otras, expedidas por el órgano regulador, que han abierto el mercado de la telefonía móvil y que le han permitido al consumidor tener reglas de juego claras con su operador. Entre ellas están obligar a las compañías de telefonía móvil a abrir sus bandas para que los clientes puedan usar diferente sim card, adoptada en 2011; la portabilidad numérica y el establecimiento de contratos que proporcionan al consumidor reglas más claras. “Antes había confusiones de costos y falta de trasparencia con los consumidores, debido a que no sabían cuanto costaba en realidad el servicio y el equipo”, afirmó Fajardo. Una de las desventajas con las que se encontrarán los usuarios de esta telefonía es que la reposiciones de celulares quedan abolidas, puesto que al no existir una cláusula de permanencia, las personas no podrán cambiar su celular, como se hacía antes. Ahora se debe comprar el celular con el costo original sin importar la antigüedad. Aunque los operadores han advertido que los precios de los dispositivos aumentarán, la CRC argumenta que al haber mayor oferta en marcas y al incrementar la competencia en el mercado en la comercialización habrá una disminución en los precios de los aparatos y del servicio, por lo tanto, los indices de delictivos por robo de celulares también bajarán. En Bogotá fueron autorizados 1.676 puntos de venta, entre los que están operadores, grandes superficies, importadores, distribuidores entre otros. En Medellín el mercado se lo pelearán unos 345 puntos. Los clientes que no tengan como pagar su celular de contado, las compañías prestadoras del servicio telefónico podrán financiar los equipos, pero separar este contrato del plan que el consumidor escoja.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad