Según el Dane, en Colombia los precios subieron 3,73% en 2011

Enero 06, 2012 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País
Según el Dane, en Colombia los precios subieron 3,73% en 2011

La ola invernal afectó la oferta de alimentos básicos de la canasta familiar como las frutas, la papa y el plátano. Los precios de los mismos superaron la meta del Banco de la República.

Alimentos y costos educativos presionaron la inflación, según el Dane. Indicador estuvo cerca de la meta fijada por el Banco de la República.

Impulsada por los incrementos en los precios de los alimentos y los costos educativos, la inflación en Colombia fue del 3,73% en el 2011, nivel superior en 0,56 puntos porcentuales respecto al registrado en el 2010.La ola invernal, que sacudió durante los últimos doce meses al territorio nacional, afectó primordialmente los precios de la papa, las frutas, el plátano y otros productos de la canasta familiar, ya que decenas de fincas resultaron anegadas y la oferta cayó dramáticamente.Por ello el rubro de alimentos experimentó un incremento del 5,27%, superando de lejos la meta de inflación del 4% fijada por el Banco de la República.Entre los alimentos que ocasionaron el mayor impacto figuran las frutas que subieron el 11,8%, mientras los tubérculos lo hicieron en 9,63%, ya que las lluvias fueron intensas principalmente en la sabana cundi-boyacense.Otro rubro que afectó los bolsillos de las familias fue el educativo. Según el director del Dane, Jorge Bustamante, los gastos en ese segmento registraron un aumento del 4,57%, jalonados especialmente por matrículas, pensiones y útiles escolares.Por el lado de la vivienda, los subgrupos con las mayores variaciones positivas en los precios correspondieron a gas y servicios públicos (6,09%); gastos de ocupación (3,42%) y artículos para limpieza (2,57%). Entre tanto, seis grupos presentaron crecimiento inferior al índice de precios del año 2011: salud (3,64%); comunicaciones (3,26%); transporte (3,07%); otros gastos (2,08%); vestuario (0,54%) y diversión (-0,32%).En diciembre la inflación fue de 0,42% inferior en 0,23 puntos porcentuales al registrado en el mismo mes de 2010.¿Qué pasó en las ciudades? La capital de Santander se convirtió en el 2011 en la capital con la más alta inflación en Colombia: 5,76%.Contrasta ese índice con Pasto, que según el Dane, fue la ciudad de menor índice de precios: 2,41%.En Bucaramanga, una de las ciudades más afectadas por la ola invernal y la destrucción de carreteras, los alimentos subieron 7,65%, registro superior al de todo el país.En la capital del departamento de Nariño, el grupo que presentó la mayor variación negativa fue: transporte (4,97%). Por su parte, el de mayor variación positiva fue alimentos (5,20%).Bogotá con 3,21% fue la decimoséptima ciudad con mayor variación en los precios en el periodo analizado.En sólo el mes de diciembre, Riohacha fue la urbe de precios más altos: 0,89%. En Pasto, el IPC fue de 0,20%, el más bajo del país.Precios de alimentos en Cali subieron más que en el paísMientras en Colombia los precios de los alimentos subieron 5,27% en todo el año 2011, en la capital del Valle del Cauca se treparon 5,99%, una cifra incluso mayor al reajuste en el salario mínimo, que fue de 5,80% para el año que acaba de comenzar.El panorama es complejo, dicen analistas, toda vez que lo que se espera es que el grupo de alimentos siga impulsando los precios de la canasta familiar, en razón al impacto que ha generado la temporada invernal del año pasado y que se prolongará hasta el primer trimestre de 2012.De ser así, las cosechas de alimentos se perderán o los cultivadores aplazarán siembras “y eso podrá traducirse en una disminución de la oferta y mayor demanda, que terminará afectando los precios”, señaló Julio César Alonso, director del Cienfi de la Universidad Icesi.Como se observa en el gráfico de al lado, la educación y la vivienda fueron los otros grupos de bienes y servicios de la canasta familiar que se ubicaron por encima del 3,60%, lo que también contribuyó a impulsar los precios en la ciudad.El informe del Dane indica también que en Cali la variación de los precios en las familias de ingresos bajos cerró el 2011 en 3,63%, en tanto que en la de ingresos medios en 3,24% y en la de ingresos altos 2,08%, lo que demuestra un mayor impacto de la canasta en la gente pobre.Eso puede ser un reflejo de lo que pasó con el invierno, pues generó alzas considerables en los alimentos.Pese a todo ello, los grupos de vestuario y comunicaciones mostraron, según el Dane, una disminución en sus precios.

CONTINÚA LEYENDO
Publicidad
VER COMENTARIOS
Publicidad