“Se deben moderar las normas para vehículos de carga”: Luis Targhetta

Abril 27, 2013 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País
“Se deben moderar las normas para vehículos de carga”: Luis Targhetta

Luis Targhetta, vicepresidente de vehículos comerciales de Daimler Colombia.

Luis Targhetta, vicepresidente de vehículos comerciales de Daimler Colombia habla de las pólizas de chatarrización.

Al duro comportamiento de la venta de automóviles y camperos nuevos se sumó ahora el de los vehículos comerciales o de carga por las recientes medidas que adoptó el Gobierno Nacional. A juicio del vicepresidente de vehículos comerciales de Daimler Colombia, Luis Targhetta, el Ministerio de Transporte prácticamente boqueó la venta de camiones nuevos con una resolución que expidió a mediados del mes pasado y que se refiere a las pólizas de chatarrización. Cualquier persona podía comprar camión nuevo sin necesidad de chatarrizar el usado. Solo debía pagar una penalización, pero a partir del 14 de marzo la chatarrización es obligatoria, “lo que genera un freno en la demanda. Las ventas se nos han diminuido considerablemente”, dice Targhetta.El tema es preocupante, dado que si al mercado del transporte de carga llega una empresa nueva no podrá comprar camión si no tiene otro para chatarrizar, añade.No es un secreto que el mercado automotor viene aflojando en ventas este año. ¿Cómo lo percibe usted en el segmento que maneja?Pues será un año de grandes retos porque las más recientes medidas del Gobierno Nacional nos hicieron ajustar la meta. Teníamos previsto inicialmente vender unas 2000 unidades, pero las hemos bajado a 1700.Todo porque el Gobierno congeló el acceso de camiones nuevos al parque automotor, dado que congeló las pólizas de chatarrización. Eso nos está haciendo caer las ventas frente al 2012.¿Quiere decir que ya no van a vender como antes?Así parece. El pasado 14 de marzo, sin previo aviso, el Ministerio de Transporte expidió una resolución que bloquea la adquisición de pólizas de chatrarrización.Antes de esa fecha la persona que quería comprar un camión podía pagar $70 millones de penalización y acceder a la placa sin necesidad de chatarrizar. Ahora quedó frenada esa opción y es obligatorio chatarrizar.El efecto es duro en la práctica porque si una nueva empresa llega al mercado y quiere comprar camiones no puede porque no tiene nada para chatarrizar, o sea que no podrá comprar. ¿Qué le pide al Gobierno?Que el mercado se autoregule de manera autónoma como se hace en los países desarrollados. Creo que se deben moderar las normas para esta clase de vehículos.¿En qué va el fortalecimiento de la red de concesionarios?El proceso de mejoramiento avanza con paso firme. Tuvimos una gran convención en Bogotá de toda la red de concesionarios. El objetivo fue ponerla al corriente sobre el presente y futuro de la marca. El certamen lo llamamos La Nueva Partida y la idea es trasladar a la red ese espíritu del nuevo equipo que estamos armando en vehículos comerciales. De igual manera fijamos las nuevas tareas de la red para fortalecerlas en el mercado.¿Cuáles son las estrategias?Lo primero que debo decirle es que está conformada por un equipo dedicado completamente a la parte de vehículos comerciales.Un segundo elemento lo llamamos acción absoluta por el negocio, el tercero es la definición de recursos económicos para tener presencia de la marca en todos los puntos de venta en Colombia.Con todo ello le apostamos este año a tener una cuota de mercado del 20 %.Fundamentalmente queremos concebir el segmento de vehículos comerciales como un negocio de dedicación plena.¿Qué marcas quieren posicionar?Principalmente el Freightliner, que es el de mayor volumen aquí en Colombia. Es un gran camión que va desde 10,5 hasta 52 toneladas. También queremos impulsar con fuerza el camión Mercedes Benz, especialmente en el segmento de volquetas.¿Cuánto suma la inversión?Nosotros no tenemos una red propia de concesionarios, sino independiente y por eso no tenemos cuantificado el portafolio de inversión, pero calculo que en términos globales la inversión en la red no va a ser inferior a los US$5 millones en los próximos dos años.Dichos recursos se dedicarán principalmente para puntos de vitrina, puntos de venta y de posventa especializados para los vehículos comerciales.¿En Cali qué se fortalecerá?Actualmente en Cali hay un punto exclusivo Freightliner, es el único punto en el país que tiene espacios pensados para camiones.Tiene un punto de posventa y hay proyecciones de aumentar el punto de atención, sobretodo en la ruta hacia Buenaventura.Por el momento estamos considerando un punto adicional de servicios que estará ubicado en el área metropolitana de Cali, gracias al importante manejo en el transporte de carga que está en esa zona y que va desde Cali a Buenaventura.¿Qué visión tiene del TLC con los Estados Unidos y cómo observa los que vendrán con el mercado asiático?Sobre este tema hay dos componentes. Uno lo integran los TLC en los que tocan a nuestros países surtidores, como pueden ser los de México, Estados Unidos y Europa. Sin duda alguna tendrán un impacto positivo, sobre todo en Europa con las referencias de productos europeos, ya que eso ayudará a mejorar y a posicionar el mercado por los nuevos precios de los productos.El otro componente son los TLC con los países del Asia. A mi juicio lo que va a generar es un aumento de los volúmenes de desplazamiento de carga en las puertas del pacífico de Colombia.Eso va a significar un buen potencial en el mercado para venta de camiones. En otras palabras, va a fortalecer el negocio de los vehículos comerciales en este país.¿Pero a Daimler lo afectará?No, a nosotros nos va a beneficiar porque con el TLC se abarata la entrada de bienes y de productos y contribuye a fortalecer la intensidad en el movimiento de carga.¿En materia de ingresos, cómo le fue el año pasado?Las ventas para Daimler Colombia en el 2012 fueron importantes, el 2012 fue un año récord de ventas. Pusimos en las manos de los clientes colombianos un total de 1542 unidades.

CONTINÚA LEYENDO
Publicidad
VER COMENTARIOS
Publicidad