Panamá pide a Argentina abrir comunicación con España por expropiación de YPF

Abril 24, 2012 - 12:00 a.m. Por:
EFE

En un comunicado, la Cancillería panameña recordó "los reconocidos lazos históricos de fraternidad y amistad" que han unido a Argentina y a España, y resaltó la "importancia" que tiene el "respeto a la estabilidad jurídica que se debe garantizar a toda inversión privada, sea ésta nacional o extranjera".

Panamá exhortó este martes a Argentina a abrir la comunicación con España para evitar que la decisión del Gobierno de Cristina Fernández de expropiar el 51 % del capital de YPF en manos de Repsol, "repercuta negativamente" tanto en la "relación bilateral como en el desarrollo económico argentino".En un comunicado, la Cancillería panameña recordó "los reconocidos lazos históricos de fraternidad y amistad" que han unido a Argentina y a España, y resaltó la "importancia" que tiene el "respeto a la estabilidad jurídica que se debe garantizar a toda inversión privada, sea ésta nacional o extranjera".Por ello, hizo "un llamado respetuoso" a Argentina para que "se faciliten los canales de comunicación entre sus respectivas autoridades" con el fin de que las consecuencias de la decisión del Gobierno argentino "no repercutan negativamente en tan importante relación bilateral asÍ como en el desarrollo económico de la Argentina", indicó el comunicado oficial.La Cancillería panameña habla además del "impacto positivo que la inversión del sector privado supone para el desarrollo de cualquier economía", y agrega que por ello, el Gobierno del presidente Ricardo Martinelli "dará siempre la bienvenida a los capitales internacionales entre los que hoy día se destacan los procedentes del Reino de España".La Administración de Martinelli está convencida de que la inversión privada tanto nacional como extranjera es "el motor generador de mejores condiciones económicas para propiciar un mejor futuro para todos los panameños", añadió la misiva oficial.La presidenta de Argentina dijo que la expropiación del 51% de YPF, empresa en la que Repsol tiene el 57,43% de las acciones, busca la "soberanía hidrocarburífera" del país e incrementar la producción para reducir la abultada factura energética nacional, que este año rondará los 14.000 millones de dólares.El Gobierno español acudió a instituciones y organismos internacionales, en especial la Unión Europea y el G20, para defender los intereses de Repsol y también ha decidido limitar las importaciones españolas de biodiésel de Argentina.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad