Nobel de Economía propone reforma salarial en Colombia

Nobel de Economía propone reforma salarial en Colombia

Abril 12, 2013 - 12:00 a.m. Por:
Alfredo García S. | Enviado Especial de El País a Cartagena
Nobel de Economía propone reforma salarial en Colombia

Christopher Pissarides, premio Nobel de Economía 2010, estuvo en el Congreso de Asofondos en Cartagena.

Christopher Pissarides indicó que el salario mínimo en nuestro país representa un 70 % del promedio general de los salarios.

Colombia para generar más empleo podría impulsar una reforma salarial y laboral que permita aliviar los costos para los empresarios a través de nuevos incentivos, sugirió hoy el nobel de economía 2010, Christopher Pissarides, al intervenir en el Congreso de Asofondos.Consideró que esos cambios deben ser a partir de un salario medio y diferencial para jóvenes y personas mayores dependiendo de su actividad y grado de preparación, pero sin restarle beneficios a esas personas.En otras palabras, fijar un salario medio, o un poco más bajo del mínimo, para los más jóvenes, y de allí en adelante podrían aplicarse unas escalas para hacer más dinámico el mercado laboral y reducir así la informalidad, la que dijo “es muy preocupante en Colombia” al alcanzar niveles superiores al 60 % de la población económicamente activa.“El salario mínimo en Colombia es muy alto y eso obstaculiza en gran medida la oferta de más puestos de trabajo, por lo que valdría la pena una reforma que tenga un período de transición para que el aparato productivo pueda aplicar esos ajustes”, recalcó Pissarides.En concepto del economista inglés, el salario mínimo en nuestro país representa un 70 % del promedio general de los salarios, cuando en otras naciones se opera bajo un 45 %.Pissarides también se mostró partidario de las empresas que paguen el salario mínimo legal no paguen impuestos parafiscales o la nómina y que éstos no vayan a la caja del gobierno, sino para atender pensiones y seguros de desempleo.“La última reforma tributaria en Colombia, al reducir esos parafiscales va en la dirección correcta, pero se demorará un poco para percibir sus efectos”, enfatizó.Sostuvo que esos tributos a las nóminas y un salario mínimo alto, no sólo frenan la posibilidad de crear más empleos, sino que “podrían dañar la salud de la economía, por lo que la fijación de salarios medios podría ser una solución”.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad