Menos del 5 % de empleados de empresas en el país son afros o indígenas, según encuesta

Menos del 5 % de empleados de empresas en el país son afros o indígenas, según encuesta

Febrero 26, 2014 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País
Menos del 5 % de empleados de empresas en el país son afros o indígenas, según encuesta

Fuente: Encuesta de la Usaid en 98 empresas del país, 33 de ellas de Cali.

Brecha salarial en Cali entre afrodescendientes y quienes no lo son es de un 32 %.

El sector empresarial colombiano debe generar mayor diversidad laboral e inclusión, pues existen muchas barreras de contratación para la población afrodescendiente e indígena.Según el estudio de “Diversidad Laboral e Inclusión en el sector Empresarial Colombiano”, realizado por el Centro Nacional de Consultoría, CNC, menos del 5 % de los empleados vinculados a las empresas en el país son afros e indígenas.La investigación, apoyada por la Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo, Usaid y la Andi, tuvo en cuenta a 98 compañías nacionales (33 de Cali) que vinculan a 17.410 trabajadores. De estos el 65 % son mestizos, el 27,3 % blancos y el 4,5 % afrodescendientes (ver gráficos).Carlos Lemoine, presidente del CNC, dijo que entre las conclusiones del estudio está que “la mayoría de las empresas afirmó que no hay políticas de inclusión en sus compañías porque no son necesarias, pero aceptan que en otros lugares existe la discriminación”.Por eso hizo un llamado para que se cree conciencia en el sector empresarial de estas diferencias que a veces pasan inadvertidas.Otros resultados de la encuesta evidencian que hay más restricciones para estas poblaciones cuando se trata de mayores niveles jerárquicos. Por ejemplo, en los niveles directivos solo el 6 % de los trabajadores son afros y en el nivel gerencial la participación es de 3 %.Diferencias salariales Jhon James Mora, docente de la Universidad Icesi, explicó que las minorías étnicas se enfrentan además de la discriminación laboral a la segregación por el lugar donde habitan. Por ejemplo, “la brecha salarial entre afrodescendientes y aquellos que no lo son en Cali es de un 32 %, de los cuales  7 % está asociado a factores como la educación y experiencia pero 25 % corresponden a discriminación laboral”, dijo. Para el académico, cambiar esta situación pasa por visibilizar las buenas prácticas que realizan las empresas así como los programas que las organizaciones tienen sobre responsabilidad social para aumentar la equidad. También propone institucionalizar los sellos de equidad laboral y que el Gobierno genere incentivos para que las organizaciones adopten políticas de equidad por raza, así como ser más efectivo en la aplicación de las leyes que sancionan la discriminación. Holmes Sánchez, docente de la Universidad Autónoma de Cali, explica que en Colombia ya existen muchas leyes para evitar la discriminación, no solo por la raza, sino por el sexo y que lo que se necesita es que se hagan cumplir las normas existentes.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad