¿Maneja bien su dinero?, aquí algunos tips para mejorar sus finanzas

¿Maneja bien su dinero?, aquí algunos tips para mejorar sus finanzas

Junio 06, 2018 - 12:13 p.m. Por:
Jaime Collazos 
Jaime Collazos

Jaime Collazos, economista, cofundador de Dinero Emocional.

Especial para El País

Cerca del 80 % de las personas adultas se centra y se esfuerza en trabajar solo para pagar sus deudas y gastos mensuales.

Esto sucede porque las personas sin educación financiera anticipan su estilo de vida de confort contrayendo préstamos sin vivir el proceso de construirlo paso a paso mediante el ahorro y la inversión.

Por ello, cada año anhelan un aumento importante en su salario para darle un respiro a sus finanzas y así seguir acumulando bienes que les continúen brindando el estatus que la sociedad exige.

Por el contrario, las personas con inteligencia financiera no se enfocan tanto en cuánto ganan sino en la forma como administran e invierten su dinero. De ahí la importancia de saber hacer y aplicar un presupuesto ajustado a su nivel de vida.

Mientras las personas sin inteligencia financiera utilizan el presupuesto (si lo hacen) como un plan para sobrevivir, los millonarios lo utilizan como un plan para hacerse cada vez más adinerados. Y ¿cómo se hace un completo presupuesto?

1. Haga una lista de todos los ingresos que recibe cada mes: salario, honorarios, arriendos, comisiones, entre otros. Descuente impuestos, seguridad social y otros.

2. Realice el mismo ejercicio pero con sus gastos. Para mayor control, deben ser lo más específicos posibles, si alguno sobrepasa el 5% del total de sus gastos, debe detallarlo aún más. Como son de varios tipos, agrúpelos en los siguientes grupos:

Los del hogar: los relacionados con el funcionamiento del lugar donde reside (arriendo, servicios públicos, entre otros).

El familiar: relacionado con la vida de las personas que viven con usted (educación, medicina prepagada, peluquería, entre otros).

Los logísticos: gastos que incurre en sus desplazamientos diarios (gasolina, mantenimiento del carro, bus, uber, entre otros).

Los gastos hormiga: pequeños gastos que realiza a diario que al sumarlos en el mes se consideran sustanciales.

Los de ocio: diversión, como boletas de cines, fútbol, bares y los fines de semana.

Obligaciones financieras: detalle las deudas que posea, incluyendo las de su pareja, (hipoteca, automóvil, tarjetas de crédito). Por último, están los impuestos (predial, rodamiento, entre otros).

3) Una vez adicione estos grupos en la columna de gasto de su presupuesto, calcule el flujo de caja. Para ello reste el total de los ingresos y gastos de los dos puntos anteriores. Si le sobra dinero, ¡magnifico!, debe ser tomado con cautela, de modo que no se convierta en 'plata de bolsillo'.

Más bien, éste será ideal para invertir o ahorrar. Si es negativo usted está viviendo por encima de sus posibilidades, conducta que lo llevaría muy pronto a una crisis en su trabajo y hogar.

Tenga en cuenta que un empleado endeudado y agobiado por los cobradores, no trabaja igual que uno que cuente con finanzas personales sanas; mientras en el hogar, una crisis financiera se convierte en una de las principales causas de divorcio. En este orden de ideas, ¿cuál es porcentaje ideal que se debe destinar al ahorro e inversión? Esto lo abordaremos en una próxima columna.

(*)economista, cofundador de Dinero Emocional. Correo: reprogramate@dineroemocional.com

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad