Lo que debe tener en cuenta para que comprar carro nuevo no sea una pesadilla

Lo que debe tener en cuenta para que comprar carro nuevo no sea una pesadilla

Abril 10, 2016 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País
Lo que debe tener en cuenta para que comprar carro nuevo no sea una pesadilla

Es importante que antes de decidirse a comprar carro analice la clase de auto que necesita y el presupuesto que maneja.

in importar qué gama sea la que se ajuste a su bolsillo, son tantos los planes de financiación que ofrece el mercado que pareciera que hoy es posible adquirir carro nuevo con solo entregar la cédula. Guía para no 'morir' en el intento.

Si usted entra hoy a cualquier concesionario de Cali con deseos de estrenar vehículo, difícilmente saldría ‘ileso’. Sin importar qué gama sea la que se ajuste a su bolsillo, son tantos los planes de financiación que ofrece el mercado que pareciera que hoy es posible adquirir carro nuevo con solo entregar la cédula.

Las opciones dan para todo. Quien lo cuenta es Xiomara Durán, gerente de mercadeo del concesionario Almotores, que distribuye en la región la marca KIA. Los planes más ‘taquilleros’, dice, son los que le ofrecen al cliente un 0 % en la cuota inicial. Es decir, el 100 % de la financiación. En algunos casos, con el encanto adicional de que obsequian la matrícula del carro y bonos de hasta $4 millones. “Y tratamos al máximo de que la cuota del comprador se ajuste al máximo a su realidad económica. La idea es que se endeude, pero bien”.

El asunto llega a ser tan tentador que “si el cliente no tiene capacidad de pago muy alta, puede presentarse en compañía de la mamá, del papá o del cónyuge hasta sumar  capacidad económica suficiente. Y el crédito se puede tomar a nombre de las dos personas”, agrega Durán.

Y si aquello no logra ser suficiente para que el cliente tome la decisión, concesionarios como este sacan un verdadero as bajo la manga: la opción de que se comience a pagar el vehículo solo después del segundo año de haber sido adquirido.

Lea también: ¿Quiere comprar carro?, primero haga cuentas

La cosa, en varios concesionarios, funciona así: el cliente  sale con su auto cero kilómetros y no paga un solo peso durante el primer año. A lo largo del segundo cancelará una cifra cercana a los $100.000 y solo al tercer año arranca con una cuota, que bien puede ir de $300.000 a $800.000. Todo financiado hasta en 84 meses. 

La idea, asegura Durán, es que en esos dos primeros años el cliente “ajuste sus finanzas, su flujo de caja, para que tenga una mayor solvencia cuando llegue el momento de cancelar las cuotas. Que incluso pueda hacer abonos extras para hacer liviano el crédito”.

Atajando al dólar

Para Carlos Ronderos, gerente comercial de la marca Mercedez Benz en el concesionario Andina Motors, la llegada al mercado de ‘gangazos’ de este tipo obedece esencialmente a dos factores: “el aumento en el precio del dólar, que viene desde el año pasado, y que comenzó a generar una fuerte prevención entre  quienes deseaban adquirir carro nuevo”. Hay que recordar que la mayoría de  los carros que circulan en Colombia son importados. 

“Y también a una tendencia creciente en Colombia que apunta a ‘seducir’ a compradores que, hasta hace pocos años, no hubieran podido aspirar a tener carro para estrenar. Colombia quiere mostrarse como un mercado abierto, una economía incluyente”.

Y cuenta que, contrario a lo que se cree, la idea de adquirir carro nuevo a crédito no es un asunto solo de compradores de modelos de baja gama. “El tema de la financiación es atractiva para todo el mundo. Hace poco atendí al presidente de una compañía, un tipo con muy buen salario, que, sin embargo, pidió plazo para poder hacer la compra. Hasta los millonarios compran a crédito. Esa es una realidad del mercado”. 

En opinión de Ronderos, el éxito de todas las ofertas que se están brindando en el mercado hoy, se debe a que han trabajado de la mano del sector financiero. “Buscamos que los bancos ofrezcan buenas tasas, que siempre podamos ofrecer tasas atractivas, aunque estas hayan subido. Hasta hace unos meses, manejábamos  el 0,66 % mensual. En la actualidad están de 0,89% para arriba, pero el reto es lograr que el sector financiero nos permita ofrecer planes atractivos de financiación siempre”.

El presidente de la Asociación del Sector Automotor y sus Partes, Asopartes, Tulio Zuluaga, ve con buenos ojos el comportamiento que ha tenido el mercado automotor en Colombia, pese al alza del precio del dólar. 

Calcula Zuluaga que este año en el país se venderán 270.000 unidades nuevas; 13.000 menos que las que salieron a rodar  durante 2015 y un 30 % menos que en  2014.

“La cifra es inferior, pero no  crítica, pues este año los 5,5 millones de colombianos que se movilizan en carro particular vieron cómo se incrementaron gastos como el seguro, el SOAT, los repuestos y el impuesto de rodamiento”, dice Zuluaga.

Pero recalca que como cualquier compra, lo importante es que quien tenga como proyecto este año adquirir vehículo nuevo por la vía de la financiación, eche números y  considere las tasas de interés que le ofrecen y que las cuotas mensuales se ajusten realmente a su presupuesto.

283 mil 267 vehículos nuevos se vendieron en Colombia en el 2015.La cifra fue inferior a la reportada en el 2014.38 millones de pesos es el valor promedio que  destina una familia de clase media a la compra de carro nuevo, especialmente en el segmento de  automóviles.

Fue justamente lo que no tuvo en cuenta María Victoria Henao, una abogada y madre de dos estudiantes universitarios que confiesa que hoy se ve en apuros cada mes para desembolsar los $860.000 que debe cancelar por la cuota de un carro que compró en $43 millones. “Realmente uno se mete a comprar carro nuevo porque sabe que no le va a demandar gastos en materia de repuestos o mantenimiento por al menos los cinco primeros años. Pero no es un buen negocio. Según mis cálculos, terminaré pagando, sumados los intereses, cerca de $11 millones más del valor inicial”.

“Además, añade,  es un bien que se desvaloriza. Al que cada día le estás perdiendo plata”.

Carlos Ronderos intenta una explicación frente a eso: “Lo que pasa es que la gente no tiene en cuenta cuando compra su vehículo  que cuando llega el momento de comenzar a pagar las cuotas, ya han corrido intereses y por eso es que se incrementan las cuotas”.

Ximena Durán dice a su turno que a pesar de que la publicidad en los grandes medios luce muy atractiva, “muchos no hacen bien sus cuentas y piensan que fácilmente van a dejar de montar en MÍO para estrenar carro. A nosotros nos conviene vender, claro; pero también nos interesa que la gente quede con la cuota más cómoda posible”.

Total,  como reconoce Ronderos, “hoy en día, en medio de la tremenda competencia que existe, el cliente es el que termina poniendo las condiciones en el negocio, más que el propio concesionario. Y ese es el principal atractivo para pensar que esta es una buena temporada para adquirir carro nuevo”.

Tome nota

Haga la tarea de preguntar el costo de los repuestos y mantenimiento del carro, esto le da un panorama del presupuesto que debe alistar para sostenerlo.Averigüe por el precio de los seguros, pues no son económicos. Y lea la letra menuda para que sepa qué le cubre el seguro y el valor de la prima.No determine su decisión de compra por asuntos meramente cosméticos, como el color del carro. Investigue las características técnicas: cilindrada del motor (que determina su consumo de gasolina), la potencia y elementos de seguridad como el ‘air bag’.Busque vehículos de fácil comercialización.
VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad