Las claves del salario mínimo para el próximo año ya están puestas en la mesa

Las claves del salario mínimo para el próximo año ya están puestas en la mesa

Diciembre 10, 2012 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País
Las claves del salario mínimo para el próximo año ya están puestas en la mesa

La discusión por el aumento en el salario mínimo apenas comienza. Julio Roberto Gómez, Presidente del CGT, dijo que "consideramos que la productividad es mayor, no es la que se está manejando, por lo que no hay un acuerdo sobre eso”.

Analistas predicen un ajuste salarial de entre 4,5% y 5% para el 2013, mientras entidades como Fedesarrollo y Anif proponen incrementos de 3% y 4%, respectivamente.

Aunque el Gobierno dice que la negociación del salario mínimo no debe asemejarse a un juego de naipes, lo cierto es que cada año cuatro millones de trabajadores colombianos le apuestan a una baraja de incrementos en su remuneración mensual, de la cual depende su poder adquisitivo.Y dentro de ese ejercicio también están los presupuestos de las empresas y las aspiraciones sindicales, e incluso las expectativas del propio Gobierno. Para nadie es un secreto que el ajuste del mínimo es un referente para la vida jurídico-económica del país. Sirve para fijar desde el valor de una multa de tránsito, hasta el cobro de sanciones por un contrato incumplido, entre otras cosas. Pero este año la mesa de Concertación Salarial -que ya lleva dos reuniones- se enfrenta a un escenario diferente: la economía se ha desacelerado y el Gobierno no quiere nuevos golpes a su imagen, tras el polémico fallo de la Corte de la Haya que le quitó a Colombia 75.000 kilómetros cuadrados de mar en San Andrés. Frente a ese nuevo marco, Juan Carlos Ramírez Ferro, presidente de la Asociación Colombiana de Gestión Humana, Acrip, seccional Valle, vaticina que “son aspectos que tendrán un peso clave en la negociación hacia adelante”. Y más aún, anota el dirigente, teniendo en cuenta “el mensaje que dio el Gobierno el año pasado cuando decretó para el 2012 un incremento del 5,80%, dos puntos más que la inflación causada en el 2011, la cual fue de 3,73%”.Con base en ello todo apunta a que el reajuste salarial rondará entre los 4,5% y el 5% para el 2013, ya que el Gobierno quiere conservar la confianza de su capital político, recalca Ramírez Ferro.Hasta el momento se han analizado la meta de inflación de entre 3% y 4%, fijada por el Banco de la República para el 2013, y el índice de productividad del 0,73%.Pronósticos a la ordenEl punto crítico se abordará mañana lunes cuando los gremios presenten formalmente su oferta salarial. Se especula que oscilará entre 4% y 4,5%. Al respecto, John James Mora, jefe del Departamento de Economía de la Universidad Icesi, señala que es factible que “el Gobierno sea un poco modesto buscando controlar la inflación y que el incremento del salario mínimo sea inferior al 4%”. Pese a ello, no descarta un “tope de ajuste del 4,5% si se quiere reconocer también el índice de productividad”.Pero hay propuestas como la del director de Fedesarrollo, Leonardo Villar, de subir el salario en 3% (a $583.701); es decir, a la par de la inflación, que este año va en 2,77%. Según Villar “la actual remuneración no permite generar mayor empleo”.Pero no todos están de acuerdo con esa apreciación. Por ejemplo, Eduardo Sarmiento, decano de Economía de la Escuela Colombiana de Ingeniería, considera que “seguir deprimiendo el salario mínimo no es la salida, ya que las empresas cuentan hoy con suficientes apoyos tributarios”. Con base en las expectativas trazadas, Sarmiento estima que “el Gobierno otorgará un alza del 4,5%”, y decretaría así un salario de $595.035.Una posición diferente tiene el consultor Mauricio Cabrera, quien considera que “infortunadamente el ajuste del salario mínimo está hoy muy condicionado por la tasa de cambio”.Advierte que “si para todos los productores la divisa se mantiene en los niveles actuales, cualquier ajuste del 3,5% o del 4% implicará un incremento en dólares en sus costos. Y por ello será más difícil competir en los mercados afuera”.Entretanto, Carlos Alberto Mejía, consultor y gerente de la firma Planning S.A., supone que el Gobierno se irá por una posición intermedia. Es decir, que fijaría un ajuste del 4% o 4,5%. ¿Habrá concertación?El pasado miércoles, tras conocer la presentación gubernamental de las perspectivas económicas para el 2013, los sindicatos salieron algo disgustados. Lo anterior pronostica que podría eventualmente no llegarse a un acuerdo similar al que se logró en diciembre del 2011, tras seis años de fracasos.“Nos quieren hacer aparecer un panorama industrial oscuro que no compartimos, pues la economía aún va bien”, dice Domingo Tovar, presidente de la Central Unitaria de Trabajadores, CUT.A pesar de que el punto base de la negociación es un ajuste a partir de 3,8%, más 0,73% de productividad, los sindicatos no lo comparten. Pero no hay un consenso entre esas agremiaciones. Algunas hablan hasta de un alza del 8%.Lo único cierto es que el as bajo la manga lo tiene el ministro del Trabajo, Rafael Pardo. El próximo 14 de diciembre esa carta se destapará, seguramente entre disgustos o complacencia.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad