"La vivienda pisa fuerte en los municipios", Jaramillo Mora

"La vivienda pisa fuerte en los municipios", Jaramillo Mora

Diciembre 15, 2016 - 12:00 a.m. Por:
Henry Delgado Henao / Editor de Activos

Gustavo Jaramillo Mora, gerente de la constructora que lleva su nombre, dice que el sector atraviesa por un gran momento, especialmente en Cali. La empresa desarrollará un gigantesco proyecto habitacional en Yumbo y alista otro.

Desde la época de estudiante, cuando cursaba arquitectura en la Universidad Javeriana de Bogotá, tuvo claro que su sueño era constituir su propio negocio, tal como lo había hecho su padre, un paisa que le dejó como enseñanza el trabajo.

La lección la aprendió tan bien que  su esposa le dijo que era un ‘trabajólico’.

Cuando obtuvo el título de arquitecto laboró un tiempo como empleado de una compañía en Bogotá, “pero eso no era lo que yo quería. Por eso regresé a Palmira y allí, en la misma ciudad donde mi padre aterrizó cuando era joven y montó su propio negocio, hice lo propio”.

 Así habla Gustavo Adolfo Jaramillo Mora, el hombre que le dio vida a la constructora que lleva su nombre y que hoy es la número uno en ventas en Cali y su área de influencia y la quinta en todo el país.

Son 46 años dedicados a construir casas y apartamentos en Cali, Jamundí, Yumbo y otros pueblos vecinos, donde ha puesto su grano de arena para ayudarles también a construir su patrimonio a unas 13.000 familias, la mejor inversión que alguien puede hacer.

 A sus 73 años, Jaramillo Mora no ha dejado de imponerse retos. El próximo año desarrollará el megaproyecto de vivienda de interés social más ambicioso que ha hecho hasta ahora. De la mano de  su esposa,  sus hijas y sus yernos construirá 12.000 unidades habitacionales en jurisdicción de Yumbo. 

Su familia, que es su soporte espiritual y emocional, lo acompaña desde hace  tiempo en la empresa. En razón a ello, ha delegado funciones y por ello dejó de ser  un ‘trabajólico’.

En diálogo con LyN Gustavo Adolfo Jaramillo Mora habló del sector y de los proyectos que la empresa tiene  en marcha.

A excepción del estrato uno, la constructora desarrolla planes de vivienda para las demás clases sociales. Incluso pone en marcha planes VIP, que es Vivienda de Interés Prioritario.

¿Cómo ve el desempeño de la construcción en Cali?

Cali ya  no es la ciudad de hace años, ha mejorado mucho. Ya salió de ese pesimismo que se observaba en varias partes, donde la gente se quejaba de las pocas oportunidades. 

Hoy por hoy  todos tienen oportunidades. Hay mercado y  hay una gran demanda de vivienda gracias, entre otras razones, a la competitividad de los precios de la tierra, los cuales no se comparan con los de Bogotá. En la capital del país la rentabilidad es mucho mejor. 

Sin embargo, aquí nos  esmeramos y por eso somos muy competitivos. La verdad es que estamos muy satisfechos.

¿Están pensando en irse para Bogotá u otra ciudad?

No, fuera del Valle no tenemos nada. Nos han invitado a otras partes del país y del mundo, pero creo que Cali aún  brinda grandes y excelentes oportunidades para crecer. Hoy, por ejemplo, tenemos doce proyectos funcionando y en el 2017 serán 22.

Cali y su área de influencia tienen capacidad. El día que veamos que la ciudad ya no es propicia buscaremos otros mercados.

¿La empresa anunció un megaproyecto en Yumbo, de qué se trata?

Es la obra mas grande que hasta ahora hemos emprendido. Vamos a construir 12.000 viviendas en un lugar estratégico. Incluye áreas recreativas, seguridad y  desarrollo educativo o de  salud, entre otros.

¿Qué los motivó a emprender ese plan?

La ausencia de vivienda en el Norte. Cali no tiene horizonte para esa zona y la  70 es una frontera que se murió para el tema de vivienda. 

El único  terreno que tiene Cali es el Sur, todo se volcó hacia allá, pero con un problema, que no hay infraestructura vial, la movilidad es pésima. Mucha gente  trabaja en el Norte y vive en el Sur y eso implica desperdicio de tiempo.

Entonces buscamos una alternativa de vivienda y la  encontramos en la vía antigua a Yumbo. Unimos unos terrenos con la Hacienda Guabinas y en una alianza con sus representantes acordamos el proyecto.

¿Pero por qué Yumbo?

Mire, esa ciudad cuenta con unos 34.000 empleados y de esa cifra, solo 3.000 viven en Yumbo, los 31.000 restantes tienen que viajar más de una hora a su sitio de trabajo. Es decir que  31.000 personas podrán buscar vivienda en nuestro megaproyecto. 

Lo mismo podrán hacer quienes hoy viven en el Sur y laboran en el Norte, pues encontrarán una opción de vivienda a un precio competitivo.

¿Qué área tendrá el proyecto?

Son alrededor de 700.000 metros cuadrados para desarrollar en VIS. La ley  exige que cualquier desarrollo habitacional lleve un 20% en vivienda prioritaria, que es la VIP. El resto serán edificios multifamiliares. 

¿La preventa ya empezó?

Sí. Tenemos alededor de 100 apartamentos vendidos y estamos manejando reservas adicionales por otros 100, aproximadamente. 

¿Señor Jaramillo, por qué las constructoras prefieren los municipios vecinos a Cali para desarrollar vivienda? 

Son varios factores: la ausencia de suelo en la ciudad, la limitación de los servicios públicos por parte de Emcali  y las exigencias del POT (Plan de Odenamiento Territorial).

Mire, en en los municipios es mas fácil encontrar suelo disponible que en Cali. Allá pisa fuerte la vivienda. Ahora, el POT ha limitado el perímetro urbano y las llamadas áreas de expansión urbana se pueden desarrollar a través de planes parciales, pero la verdad es que la aprobación de esos planes  demora mucho. Los que están aprobando en Cali llevaban ocho años en estudio.

En relación con los  servicios públicos,  Emcali  no hace inversión en redes de acueducto y alcantarillado hace años. Todo lo ha dejado en manos de los constructores porque dicen que no hay posibilidades.

Un ejemplo de ello es Pance, que goza de buenas posibilidades, pero no cuenta con  servicios de acueducto y de alcantarillado. 

Déjeme insistir en que el área de expansión de Cali es limitada, después del Río Lili hay  tres planes parciales, dos de los cuales ya están listos, pero el tercero  no se ha desarrollado y para que haya servicios  públicos los tiene que poner el constructor.

 ¿Qué se debe hacer con el POT?

Faltan temas por desarollar. Si bien hay   normas de renovación urbana a través de planes parciales o  proyectos, no se ha explicado el desarrollo. Uno va a una curaduría a presentar un programa de renovación urbana con el ánimo de  tumbar una manzana para levantar allí edificios y dicen que no  se puede porque el POT  no explica cómo se maneja eso. 

Me parece que falta coordinación entre Planeación municipal, la CVC  y Emcali.

¿Jamundí concentra buena parte de la vivienda que se desarrolla en la región, pero hace poco un juez ordenó suspender los proyectos. Ya hubo solución?

   Aún no lo sé, pero le quiero contar que el 45% de la inversión en vivienda de esta región la absorbe Jamundí, el resto se lo reparten Cali y los demás municipios. 

Hay proyectos nuevos que deben empezar  ahora, pero  no podemos iniciarlos por esa decisión. Lo preocupante es que  si no hay solución se ponen en riesgo muchos empleos.

Se superan las expectativas 

El señor Jaramillo Mora dice que  los resultados de la constructora siempre han superado las expectativas.

“El megaproyecto de Yumbo es una iniciativa grande, pero nosotros  tenemos otro proyecto que superará ese”.

“No puedo darle detalles, pero lo cierto es que vamos a proyectar un plan habitacional de  unas 14.000 viviendas en un lugar cercano a la capital del Valle del Cauca”, dijo.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad